El multilingüismo en el Parlamento Europeo

 

En el Parlamento Europeo, todas las lenguas oficiales tienen la misma importancia: todos los documentos parlamentarios se publican en todas las lenguas oficiales de la Unión Europea (UE) y todos los diputados al Parlamento Europeo (PE) tienen derecho a expresarse en la lengua oficial de su elección. Con ello se garantiza que todos puedan seguir y acceder a la labor del Parlamento.

 
 

La Unión Europea siempre ha considerado que su gran diversidad de culturas y lenguas constituye un activo.
Fuertemente arraigado en los Tratados europeos, el multilingüismo es reflejo de esa diversidad cultural y lingüística. También hace que las instituciones europeas sean más accesibles y transparentes para todos los ciudadanos de la Unión, algo esencial para el éxito del sistema democrático de la UE.

El Parlamento Europeo se distingue de las demás instituciones de la UE por su obligación de garantizar el mayor grado posible de multilingüismo. Todo ciudadano europeo tiene derecho a presentarse a las elecciones al Parlamento Europeo. No sería razonable exigir a los diputados al PE un perfecto dominio de una de las lenguas más utilizadas, como el francés o el inglés. El derecho de cada diputado a leer y redactar documentos parlamentarios, seguir los debates y hablar en su propia lengua se reconoce expresamente en el Reglamento del Parlamento.

Todos los ciudadanos de la UE han de poder leer la legislación que les afecta en la lengua de su propio país. En tanto que colegislador, el Parlamento Europeo también tiene el deber de garantizar que la calidad lingüística de los actos legislativos que aprueba sea irreprochable en todas las lenguas oficiales.

Los europeos tienen derecho a seguir la labor del Parlamento, formular preguntas y obtener respuestas en su propia lengua, en virtud de la legislación europea.

 
 
Las lenguas utilizadas en el Parlamento Europeo

Se ha recorrido un largo camino desde finales de la década de los cincuenta, cuando solo se hablaban cuatro lenguas en las instituciones de las Comunidades Europeas. En la actualidad se utilizan en el Parlamento Europeo nada menos que 24 lenguas oficiales, lo que constituye un enorme desafío lingüístico.

Con cada adhesión de nuevos Estados miembros a la UE ha ido aumentando el número de lenguas oficiales.

Lenguas oficiales de la UE desde ...

  • Alemán, francés, italiano y neerlandés 1958
  • Danés e inglés 1973
  • Griego 1981
  • Español y portugués 1986
  • Finés y sueco 1995
  • Checo, eslovaco, esloveno, estonio, húngaro, letón, lituano, maltés y polaco 2004
  • Búlgaro, irlandés y rumano 2007
  • Croata 2013

Las lenguas oficiales de la UE están establecidas en un Reglamento, que se modifica tras cada adhesión para añadir las nuevas lenguas oficiales. Todas las lenguas oficiales gozan del mismo estatuto.

Las 24 lenguas oficiales permiten un total de 552 combinaciones posibles, dado que de cada lengua puede traducirse a otras 23. Para afrontar este desafío, el Parlamento Europeo ha creado unos servicios de interpretación, traducción y verificación de actos legislativos altamente eficientes. Se han establecido normas muy rigurosas para garantizar el buen funcionamiento de estos servicios y que los costes sigan siendo razonables.

 
 
La traducción

Para dar acceso a las diferentes versiones lingüísticas de sus documentos escritos y mantener correspondencia con los ciudadanos de la UE en todas las lenguas oficiales, el Parlamento Europeo cuenta con un servicio de traducción interno a la altura de sus exigencias de calidad y de respeto de los ajustados plazos impuestos por los procedimientos parlamentarios.

La labor de los traductores del Parlamento se centra principalmente en la legislación de la UE, que es objeto de debate, votación y adopción o rechazo por las comisiones y el Pleno. Con el Tratado de Lisboa, los textos aprobados por el Parlamento tras llegar a un acuerdo con el Consejo en primera lectura pasan a formar parte de la legislación, y la traducción viene a ser prácticamente la última fase del proceso, lo que implica una importante responsabilidad adicional.

La labor de traducción abarca también una amplia variedad de textos, tales como:

  • resoluciones del PE sobre cuestiones de actualidad, la violación de los derechos humanos y el Estado de Derecho en cualquier parte del mundo;
  • la adopción del presupuesto anual de la UE y el procedimiento de aprobación de la gestión en la ejecución del presupuesto;
  • preguntas parlamentarias;
  • documentos de los órganos políticos, como las asambleas parlamentarias mixtas compuestas por diputados al Parlamento Europeo y diputados nacionales o representantes electos de terceros países;
  • las decisiones del Defensor del Pueblo Europeo;
  • información para los ciudadanos y los Estados miembros;
  • las decisiones de los órganos rectores del Parlamento (la Mesa, la Conferencia de Presidentes y los Cuestores).
 
 
Interpretación

El principal cometido de los intérpretes del Parlamento Europeo es transmitir fielmente, en todas las lenguas oficiales y en tiempo real, las intervenciones de los diputados al PE. En todas las reuniones multilingües organizadas por los órganos oficiales de la institución se dispone de servicios de interpretación.

La Dirección General de Interpretación y Conferencias del Parlamento Europeo emplea a unos 330 intérpretes funcionarios y tiene a su disposición una reserva de unos 1 800 intérpretes externos acreditados a los que recurre con gran regularidad para cubrir sus necesidades.

La interpretación se utiliza principalmente en:

  • las sesiones plenarias;
  • las reuniones de las comisiones parlamentarias, las delegaciones parlamentarias, las asambleas parlamentarias paritarias;
  • las reuniones de los grupos políticos;
  • las conferencias de prensa;
  • las reuniones de los órganos decisorios internos del Parlamento (Mesa, Conferencia de Presidentes, etc.).

En las sesiones plenarias del Parlamento se cuenta con entre 800 y 1 000 intérpretes, y en ellas la interpretación simultánea se realiza desde todas las lenguas oficiales de la UE y hacia todas ellas. Para las demás reuniones, la interpretación se ofrece en función de las necesidades y, con creciente frecuencia, también hacia lenguas no oficiales.

En principio, cada intérprete trabaja desde la lengua original del orador hacia su lengua materna, pero con las 552 combinaciones lingüísticas posibles (24 x 23 lenguas) no siempre se cuenta con una persona que pueda interpretar de una lengua determinada a otra lengua determinada. En este caso se utiliza un sistema consistente en interpretar de la una a la otra pasando por una tercera, la lengua pívot.

 
 
Multilingüismo - Actos legislativos

La legislación aprobada por el Parlamento Europeo concierne a más de 500 millones de ciudadanos de 28 países y se publica en 24 lenguas oficiales, por lo que debe ser inequívoca e idéntica en todas las lenguas. El control de la calidad lingüística y jurídica de los textos es responsabilidad de los juristas lingüistas del Parlamento.

Durante todo el proceso legislativo los juristas lingüistas del Parlamento garantizan el mayor nivel posible de calidad de los textos legislativos en todas las lenguas de la UE. Para garantizar que la voluntad política del Parlamento se expresa en textos de alta calidad, los juristas lingüistas intervienen en todas las fases del procedimiento.

Esta misión la desempeña un equipo de 75 juristas lingüistas. Consiste en

  • prestar a los diputados y a las secretarías de las comisiones asistencia en cuestiones de redacción y procedimiento, desde la fase de proyecto hasta la aprobación definitiva de los textos en sesión plenaria;
  • preparar y publicar textos legislativos para su aprobación por el Parlamento en reuniones de comisión y en sesión plenaria, asegurando la más alta calidad de todas las versiones lingüísticas de las enmiendas en los informes y el desarrollo fluido de los procedimientos;
  • ejercer la responsabilidad de la preparación técnica de las enmiendas presentadas al Pleno y de la publicación de todos los textos aprobados en día de la votación en sesión plenaria;
  • acabar los actos legislativos juntamente con los juristas lingüistas del Consejo.
 
 
 
 
Tools