Procedimiento : 2019/2883(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : B9-0155/2019

Textos presentados :

B9-0155/2019

Debates :

PV 23/10/2019 - 21
CRE 23/10/2019 - 21

Votaciones :

PV 24/10/2019 - 8.10
CRE 24/10/2019 - 8.10
Explicaciones de voto

Textos aprobados :


<Date>{22/10/2019}22.10.2019</Date>
<NoDocSe>B9‑0155/2019</NoDocSe>
PDF 133kWORD 47k

<TitreType>PROPUESTA DE RESOLUCIÓN</TitreType>

<TitreSuite>tras las declaraciones del Consejo y de la Comisión</TitreSuite>

<TitreRecueil>presentada de conformidad con el artículo 132, apartado 2, del Reglamento interno</TitreRecueil>


<Titre>sobre la apertura de las negociaciones de adhesión con Macedonia del Norte y Albania</Titre>

<DocRef>(2019/2883(RSP))</DocRef>


<RepeatBlock-By><Depute>Jörg Meuthen, Lars Patrick Berg, Guido Reil</Depute>

<Commission>{ID}en nombre del Grupo ID</Commission>

</RepeatBlock-By>


B9‑0155/2019

Resolución del Parlamento Europeo sobre la apertura de las negociaciones de adhesión con Macedonia del Norte y Albania

(2019/2883(RSP))

 

 

El Parlamento Europeo,

 Vista la decisión del Consejo Europeo de 17 de octubre de 2019 de retrasar el inicio de las negociaciones de adhesión con Albania y Macedonia del Norte,

 Vistas las declaraciones de la Comisión y del Consejo de 23 de octubre de 2019 sobre la apertura de las negociaciones de adhesión con Macedonia del Norte y Albania,

 Visto el artículo 132, apartado 2, de su Reglamento interno,

A. Considerando que durante dos años seguidos la Comisión concluyó que los dos países están preparados para abrir las negociaciones de adhesión;

B. Considerando que el Consejo Europeo se niega a dar luz verde a la apertura de las negociaciones de adhesión;

C. Considerando que la negativa del Consejo Europeo refleja la preocupación de los Estados miembros por la seguridad y el bienestar de sus ciudadanos así como por la utilización correcta de sus sistemas de protección social;

1. Acoge con satisfacción la decisión del Consejo Europeo;

2. Hace hincapié en que la situación económica en Albania y en Macedonia del Norte es pésima, no está a la altura de las normas europeas y que se caracteriza por una tasa de desempleo elevada y unos salarios muy bajos;

3. Señala que las instituciones en Albania y Macedonia del Norte son muy frágiles y que se ha avanzado poco en la reforma judicial, que tiene como objetivo reforzar la independencia, la rendición de cuentas y la profesionalidad de las instituciones judiciales;

4. Toma nota con preocupación de que se ha avanzado muy poco en la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada, que tienen carácter generalizado;

5. Hace hincapié en que la corrupción a alto nivel, las graves deficiencias en el Estado de Derecho y la complejidad de los procedimientos de reglamentación siguen desincentivando la inversión en Albania y Macedonia del Norte y obstaculizan su desarrollo;

6. Pone de relieve que los resultados de Albania y Macedonia del Norte en el ámbito de las políticas educativas y de empleo son particularmente deficientes;

7. Observa que los niveles extraordinariamente elevados de insatisfacción de los ciudadanos en Albania y Macedonia del Norte con la situación en sus países se reflejan en el deseo de emigrar de muchos de sus ciudadanos; destaca que, según el último estudio a escala mundial realizado por Gallup, el 60 % de la población adulta de Albania desea abandonar el país[1];

8. Subraya que los dos países son objeto de una fuga de cerebros y que Albania figura en los puestos más destacadas en el índice de fuga de cerebros de dicho estudio; señala, a este respecto, que el 32 % de los adultos jóvenes con un elevado nivel educativo en Albania y el 30 % del mismo grupo de población de Macedonia del Norte desean abandonar su país; hace hincapié en que la fuga de cerebros tendrá otras consecuencias graves para la productividad y que dejará a Albania y Macedonia del Norte con una población activa poco cualificada;

9. Toma nota de que los Gobiernos de Albania y de Macedonia del Norte todavía no han propuesto un plan para contrarrestar esta tendencia y modificar la situación;

10. Lamenta que la Comisión todavía no haya extraído lecciones de las políticas aplicadas en el pasado; señala a este respecto que la adhesión de Rumanía y Bulgaria no solo ha provocado una fuga de cerebros sino también un gran número de migrantes pobres que se han trasladado a países más ricos en la Europa occidental y septentrional; destaca que esto ha dado lugar a muchos problemas sociales en distintas ciudades y países;

11. Señala que, transcurridos doce años tras su adhesión, Rumanía y Bulgaria siguen formando parte del mecanismo de cooperación y verificación, instrumento transitorio para acompañar y asistir a estos dos países en la reforma del sistema judicial y la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada;

12. Toma nota de que Rumanía y Bulgaria siguen teniendo graves problemas de absorción de los fondos de la Unión debido, principalmente, a la corrupción y a la falta de capacidades administrativas;

13. Pide al Consejo Europeo que, a la vista de estas cuestiones y problemas fundamentales, deje de plantear la perspectiva de negociaciones de adhesión y que solicite una propuesta de la Comisión para una nueva asociación con estos países;

14. Destaca que Albania y Macedonia del Norte han recibido ayuda financiera en el marco del Instrumento de Ayuda Preadhesión I (IPA I 2007-2013) y que reciben fondos con cargo al IAP II (2014-2020), así como que se crearán otros instrumentos financieros con arreglo al IAP III (2021-2027);

15. Pide a la Comisión que supervise el uso de los fondos en Macedonia del Norte y que presente un informe detallado al Parlamento;

16. Encarga a su presidente que transmita la presente Resolución a la Comisión, al Consejo, a los Gobiernos y Parlamentos de los Estados miembros y a los Gobiernos y Parlamentos de Albania y Macedonia del Norte.

 

Última actualización: 23 de octubre de 2019Aviso jurídico