Volver al portal Europarl

Choisissez la langue de votre document :

  • bg - български
  • es - español (selección)
  • cs - čeština
  • da - dansk
  • de - Deutsch
  • et - eesti keel
  • el - ελληνικά
  • en - English
  • fr - français
  • ga - Gaeilge
  • hr - hrvatski
  • it - italiano
  • lv - latviešu valoda
  • lt - lietuvių kalba
  • hu - magyar
  • mt - Malti
  • nl - Nederlands
  • pl - polski
  • pt - português
  • ro - română
  • sk - slovenčina
  • sl - slovenščina
  • fi - suomi
  • sv - svenska
 Índice 
 Texto íntegro 
Debates
Martes 26 de marzo de 2019 - Estrasburgo Edición revisada

Instrumento de Vecindad, Desarrollo y Cooperación Internacional (debate)
MPphoto
 

  Lola Sánchez Caldentey, en nombre del Grupo GUE/NGL. – Señor presidente, la propuesta de la Comisión Europea para la unificación de todos los instrumentos financieros de nuestra acción exterior es una ofensa a este Parlamento. Se ha hecho caso omiso de la Resolución del Parlamento Europeo del 14 de marzo de 2008, en la que esta Cámara pidió instrumentos específicos y separados para la cooperación al desarrollo y la ayuda humanitaria. Por tanto, rechazamos en su totalidad esta propuesta legislativa.

Porque la fusión de fondos existentes no implica un mayor respeto al principio de coherencia de políticas para el desarrollo, que es lo que debe regir nuestra acción en el exterior, sino todo lo contrario, ya que utilizará los fondos de ayuda al desarrollo en intereses geoestratégicos y de defensa.

El verdadero objetivo que se esconde detrás de esta fusión es la utilización del enorme montante de la ayuda al desarrollo en seguridad, en el control de flujos migratorios, en la externalización de las fronteras. La ciudadanía europea debe saber que, a través de esta propuesta, la Unión Europea dejará de ser el mayor donante de ayuda al desarrollo del mundo, algo de lo que podíamos estar orgullosas.

A partir de ahora, ese dinero podrá ser utilizado en armas, en vallas, en concertinas y en patrullas fronterizas. Día tras día, esta Unión representa cada vez menos los ideales que le dieron vida, y luego nos preguntamos de dónde viene esa desafección social por instituciones como esta.

Para terminar, propuestas como esta también nos alejan de nuestros objetivos y de nuestros compromisos internacionales, como la Agenda 2030, con la que tanto se nos llena la boca.

 
Última actualización: 26 de junio de 2019Aviso jurídico