Volver al portal Europarl

Choisissez la langue de votre document :

  • bg - български
  • es - español (selección)
  • cs - čeština
  • da - dansk
  • de - Deutsch
  • et - eesti keel
  • el - ελληνικά
  • en - English
  • fr - français
  • ga - Gaeilge
  • hr - hrvatski
  • it - italiano
  • lv - latviešu valoda
  • lt - lietuvių kalba
  • hu - magyar
  • mt - Malti
  • nl - Nederlands
  • pl - polski
  • pt - português
  • ro - română
  • sk - slovenčina
  • sl - slovenščina
  • fi - suomi
  • sv - svenska
 Índice 
 Texto íntegro 
Debates
Martes 26 de noviembre de 2019 - Estrasburgo Edición provisional

Crisis del Órgano de Apelación de la OMC (debate)
MPphoto
 

  Inma Rodríguez-Piñero (S&D). – Señora presidenta, señora Malmström, la propuesta de Resolución que ahora estamos debatiendo fue apoyada por una amplísima mayoría en la Comisión INTA ayer. Esa mayoría la vamos a ver reflejada el jueves cuando se vote en el Pleno. Y es muy importante que se oiga una voz única, fuerte, firme, de todos los grupos políticos haciendo esa necesaria defensa del multilateralismo de la Organización Mundial del Comercio y, desde luego, del Órgano de Apelación. Porque no puede haber multilateralismo y no puede haber un comercio basado en reglas si no existen mecanismos de resolución de conflictos. Y, desde luego, con una segunda instancia.

Yo reconozco los enormes esfuerzos que ha hecho la Comisión Europea y que están haciendo nuestros socios, pero es verdad que no han sido prósperos. Es verdad que nos enfrentamos con un político que lo que quiere es destruir en lugar de construir. Porque cuando una cosa es mejorable, no se destruye sino que se reforma. Y es verdad que el Órgano de Apelación, igual que la OMC en su conjunto, necesita una reforma. Pero la reforma se consigue cuando todos defendemos el mismo fin y trabajamos para buscar las mejores soluciones.

Pero desde luego, no parece que vaya a cambiar, desgraciadamente, la posición de Donald Trump. Para mí ha resultado muy significativo, desgraciadamente en términos negativos, que no se haya conseguido tampoco una declaración escrita de la última Cumbre del G20, celebrada en Nagoya. Y es muy triste que, efectivamente, no fuera el secretario norteamericano de Comercio a la reunión.

Por tanto, tenemos que ponernos en el peor escenario. Y eso requiere el plan B. Yo creo que la senda que ha marcado el embajador Walker es un buen mecanismo, pero es fundamental el liderazgo de la Unión Europea.

Y, presidenta, permítame tres segundos para felicitar a la comisaria por toda su trayectoria, por el trabajo que ha realizado en estos cinco años. Ha sido un honor trabajar con usted, colaborar en la defensa de los derechos humanos, en el ámbito de la política comercial y de la igualdad de género. Lamento mucho que acabe esta etapa y le deseo lo mejor en la próxima.

 
Última actualización: 27 de enero de 2020Aviso jurídico