Volver al portal Europarl

Choisissez la langue de votre document :

  • bg - български
  • es - español (selección)
  • cs - čeština
  • da - dansk
  • de - Deutsch
  • et - eesti keel
  • el - ελληνικά
  • en - English
  • fr - français
  • ga - Gaeilge
  • hr - hrvatski
  • it - italiano
  • lv - latviešu valoda
  • lt - lietuvių kalba
  • hu - magyar
  • mt - Malti
  • nl - Nederlands
  • pl - polski
  • pt - português
  • ro - română
  • sk - slovenčina
  • sl - slovenščina
  • fi - suomi
  • sv - svenska
Preguntas parlamentarias
PDF 103kWORD 19k
22 de febrero de 2017
E-009153/2016(ASW)
Respuesta del Sr. Vella en nombre de la Comisión
Referencia de la pregunta: E-009153/2016

La Comisión es sabedora de que el abandono de las zonas rurales en los Estados miembros del sur de la UE tiene a veces efectos devastadores en las zonas boscosas. Se alienta a los Estados miembros a dar preferencia a la labor de prevención de incendios forestales en lugar de invertir en actuaciones de recuperación, que, como demuestra la experiencia, son muchos más costosas.

El Reglamento (CEE) n.° 2158/92 del Consejo, relativo a la protección de los bosques comunitarios contra los incendios(1), expiró el 31 de diciembre de 2002. En estos momentos, las medidas de prevención de incendios forestales y de recuperación están encuadradas en el Reglamento (UE) n.° 1305/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, relativo a la ayuda al desarrollo rural(2), por lo que se pide a los Estados miembros que las integren en sus programas de desarrollo rural.

España programó en sus programas de desarrollo rural del período 2014-2020 unos 900 millones EUR para medidas de prevención de incendios forestales, desastres naturales y catástrofes y unos 87 millones EUR para actuaciones de recuperación.

Conforme a los principios de gestión compartida, la gestión y el control de los regímenes de ayuda competen a las autoridades de los Estados miembros y las relaciones con los beneficiarios finales son exclusivamente responsabilidad de dichas autoridades. A la Comisión le cabe una función de supervisión por la que hace un seguimiento de la buena marcha de las medidas y vela, a través del procedimiento de liquidación de conformidad, por la conformidad de los sistemas de gestión y control de los Estados miembros.

(1)DO L 217 de 31.7.1992, pp. 3-7
(2)DO L 347 de 20.12.2013, pp. 487-548

Aviso jurídico