Procedimiento : 2018/2849(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : RC-B8-0384/2018

Textos presentados :

RC-B8-0384/2018

Debates :

Votaciones :

PV 13/09/2018 - 10.9

Textos aprobados :

P8_TA(2018)0351

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN COMÚN
PDF 375kWORD 51k
12.9.2018
PE624.093v01-00}
PE624.094v01-00}
PE624.096v01-00}
PE624.098v01-00} RC1
 
B8-0384/2018}
B8-0385/2018}
B8-0387/2018}
B8-0389/2018} RC1

presentada de conformidad con el artículo 123, apartados 2 y 4, del Reglamento interno

para sustituir a las propuestas de Resolución siguientes:

B8‑0384/2018 (Verts/ALE)

B8‑0385/2018 (ALDE)

B8‑0387/2018 (S&D)

B8‑0389/2018 (GUE/NGL)


sobre la amenaza de demolición de Jan al‑Ahmar y otros poblados beduinos (2018/2849(RSP))


Elena Valenciano, Soraya Post, Arne Lietz, Knut Fleckenstein, Pier Antonio Panzeri, Eugen Freund, Linda McAvan en nombre del Grupo S&D
Ivo Vajgl en nombre del Grupo ALDE
Martina Anderson, Martina Michels, Merja Kyllönen, Miguel Urbán Crespo, Tania González Peñas, Xabier Benito Ziluaga, Lola Sánchez Caldentey, Estefanía Torres Martínez, Sofia Sakorafa, Neoklis Sylikiotis, Takis Hadjigeorgiou en nombre del Grupo GUE/NGL
Tamás Meszerics, Margrete Auken en nombre del Grupo Verts/ALE
Ignazio Corrao, Fabio Massimo Castaldo, Rosa D’Amato, Laura Agea

Resolución del Parlamento Europeo sobre la amenaza de demolición de Jan al‑Ahmar y otros poblados beduinos (2018/2849(RSP))  

El Parlamento Europeo,

–  Vistas sus anteriores resoluciones sobre el conflicto entre Israel y Palestina,

–  Vista la declaración de la vicepresidenta de la Comisión / alta representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Federica Mogherini, de 7 de septiembre de 2018, sobre los últimos acontecimientos en relación con la demolición prevista de Jan al-Ahmar,

–  Vistas las Directrices de la Unión Europea sobre el Derecho internacional humanitario,

–  Vista de la declaración conjunta de Francia, Alemania, Italia, España y el Reino Unido, de 10 de septiembre de 2018, sobre el poblado de Jan al-Ahmar,

–  Visto el Cuarto Convenio de Ginebra de 1949, en particular sus artículos 49, 50, 51 y 53,

–  Visto el informe semestral sobre las demoliciones y confiscaciones de estructuras financiadas por la Unión Europea en Cisjordania, incluido Jerusalén Este, entre enero y junio de 2018, publicado por el Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) el 24 de agosto de 2018,

–  Visto el artículo 123, apartados 2 y 4, de su Reglamento interno,

A.  Considerando que el 5 de septiembre de 2018 el Tribunal Supremo de Israel ha desestimado los recursos de los habitantes de Jan al‑Ahmar; que el Tribunal Supremo ha resuelto que las autoridades correspondientes tienen autorización para llevar a cabo el plan de reubicación de dichos habitantes a Yahalín Oeste; que el Tribunal Supremo ha dado permiso a las autoridades israelíes para seguir adelante con los planes de demolición de Jan al-Ahmar;

B.  Considerando que Jan al-Ahmar es una de las 46 comunidades beduinas que las Naciones Unidas consideran en peligro de traslado forzoso en Cisjordania central; que esta comunidad está compuesta por 32 familias y 173 personas en total, incluidos 92 menores; que el ejército israelí ha emitido órdenes de demolición para todas las estructuras del poblado;

C.  Considerando que el Tribunal Supremo de Israel resolvió en 2010 que el conjunto de construcciones de Jan al‑Ahmar había sido levantado ilegalmente contraviniendo las normativas de ordenación y urbanismo, por lo que procedía su demolición; que el Tribunal Supremo hizo asimismo hincapié en que las autoridades israelíes tenían que hallar una solución alternativa tanto para la escuela como para los habitantes de la comunidad; que el Estado de Israel ha declarado por escrito que ofrecerá a aquellas familias que se trasladen a Yahalín Oeste (Abu Dis) la posibilidad de desarrollar un segundo emplazamiento al este de Jericó; que la comunidad de Jan al-Ahmar se ha negado a ser desplazada;

D.  Considerando que el traslado forzoso de residentes de un territorio ocupado está prohibido con arreglo al Cuarto Convenio de Ginebra, excepto si así lo requieren la seguridad de la población o imperiosas razones militares, y que constituye una grave violación del Derecho internacional humanitario;

E.  Considerando que las autoridades israelíes imponen una política de construcción extremadamente restrictiva a los residentes palestinos de la Zona C de Cisjordania; que esta política hace prácticamente imposible la actividad constructora legal en la zona y se utiliza como un medio para desalojar a los palestinos y extender las actividades de colonización; que los asentamientos israelíes son ilegales en términos del Derecho internacional y constituyen un obstáculo importante para los esfuerzos de paz; que, de conformidad con el Derecho internacional, cualquier tercero, incluidos los Estados miembros, tiene la obligación de no reconocer, ayudar o apoyar asentamientos en un territorio ocupado, así como la de oponerse efectivamente a ellos;

F.  Considerando que Jan al-Ahmar está situado en la zona del corredor E1 en la Cisjordania ocupada; que la preservación del statu quo en esta zona reviste una importancia fundamental para la viabilidad de la solución de dos Estados y para el establecimiento de un Estado palestino contiguo y viable en el futuro; que el Parlamento se ha opuesto repetidamente a toda acción que socave la viabilidad de la solución de dos Estados y ha instado a ambas partes a demostrar, con políticas y acciones, un compromiso verdadero con una solución de dos Estados para restaurar la confianza;

G.  Considerando que diez Estados miembros de la Unión apoyan programas humanitarios en Jan al-Ahmar, entre ellos, la construcción de una escuela primaria, y que una ayuda humanitaria por un valor estimado de 315 000 euros financiada por la Unión se encuentra ahora en situación de riesgo;

H.  Considerando que, según la Oficina del representante de la Unión en Palestina, la destrucción y la confiscación de bienes palestinos situados en la Cisjordania ocupada, incluido Jerusalén Este, ha proseguido durante el primer semestre de 2018; que la demolición de Jan al-Ahmar sienta un precedente negativo para docenas de otras comunidades beduinas de toda Cisjordania;

1.  Se une a la VP/AR, a Francia, Alemania, Italia, España y el Reino Unido en su petición al Gobierno israelí para que abandone el plan de reubicación que llevaría a la demolición del poblado de Jan al-Ahmar y al traslado forzoso de su población a otro emplazamiento; considera de la mayor importancia que la Unión continúe hablando con una sola voz en esta materia;

2.  Advierte a las autoridades israelíes de que la demolición de Jan al-Ahmar y el traslado forzoso de sus residentes constituirían una grave violación del Derecho humanitario internacional;

3.  Manifiesta su preocupación por las repercusiones de la demolición de Jan al-Ahmar, que pondría aún más en peligro la viabilidad de la solución de dos Estados y socavaría las perspectivas de paz; reitera que la protección y la preservación de la viabilidad de la solución consistente en la existencia de dos Estados constituye la prioridad de las políticas y de la acción de la Unión respecto del conflicto entre Israel y Palestina y del proceso de paz en Oriente Próximo;

4.  Insiste en que, de producirse la demolición y el desalojo de Jan al-Ahmar, la respuesta de la Unión Europea ha de ser proporcional a la gravedad de este hecho y coherente con su prolongado apoyo a esa comunidad; pide a la VP/AR que intensifique sus contactos con las autoridades israelíes en lo que se refiere al pleno respeto de los derechos de la población palestina en la Zona C, y que exija a Israel una compensación por la destrucción de infraestructuras financiadas por la Unión;

5.  Pide al Gobierno israelí que ponga fin inmediatamente a su política de demolición y desalojo contra comunidades beduinas que viven en el Néguev y en la Zona C de la Cisjordania ocupada; subraya que, de conformidad con el Derecho internacional humanitario, la demolición de viviendas, escuelas y otras infraestructuras vitales en el territorio palestino ocupado, es ilegal;

6.  Recuerda que Israel es plenamente responsable de la prestación de los servicios necesarios, incluida la educación y la asistencia sanitaria y social, a las personas que viven bajo su ocupación, de conformidad con el Cuarto Convenio de Ginebra;

7.  Sigue firmemente convencido de que la única solución duradera al conflicto de Oriente Próximo es la de dos Estados democráticos, Israel y Palestina, que convivan en paz dentro de fronteras seguras y reconocidas, sobre la base de la frontera de 1967 y con Jerusalén como capital de ambos Estados; condena toda decisión y acción unilateral que pueda socavar las posibilidades de esta solución;

8.  Pide a las autoridades israelíes que interrumpan y reviertan de inmediato su política de asentamientos; pide a la Unión Europea que permanezca firme en este punto;

9.  Encarga a su presidente que transmita la presente Resolución al Consejo, a la Comisión, a la vicepresidenta de la Comisión / alta representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, al representante especial de la Unión para el Proceso de Paz en Oriente Próximo, a los Gobiernos y los Parlamentos de los Estados miembros, al secretario general de las Naciones Unidas, al coordinador especial de las Naciones Unidas para el proceso de paz del Oriente Medio, a la Knesset y al Gobierno de Israel, al presidente de la Autoridad Palestina y al Consejo Legislativo Palestino.

 

Última actualización: 13 de septiembre de 2018Aviso jurídico