Nuevas medidas para reducir el ruido de los coches 

Los eurodiputados votarán el miércoles una propuesta legislativa que busca reducir el nivel sonoro de los vehículos de motor para proteger la salud de los ciudadanos europeos. La propuesta incluye medidas como la creación de un sistema de etiquetado de ruido para los vehículos nuevos y establece normas para la fabricación de vehículos eléctricos e híbridos que sean suficientemente audibles para los peatones.

La propuesta de reglamento establece límites de sonido más bajos para los vehículos nuevos de pasajeros y de carga. Las reducciones tendrán efecto en un plazo de seis años y se aplicarán primero a los nuevos tipos de vehículos. El texto también establece normas para la fabricación de vehículos híbridos y eléctricos audibles para peatones. Estos tipos de vehículos suelen ser muy silenciosos, hasta el punto de que en ocasiones los peatones no los perciben, lo cual supone un riesgo importante en la seguridad vial.


Etiquetas de ruido


Para que los posibles compradores conozcan el nivel sonoro de los nuevos vehículos de motor, la comisión de Medio Ambiente propone la introducción de un sistema de etiquetado similar al que se utiliza para indicar el consumo de combustible, el ruido de los neumáticos y las emisiones de CO2. Además, los diputados sugieren que esta información también esté disponible en el material técnico de promoción en todos los puntos de venta.


Un problema de salud pública


La exposición continua a niveles elevados de ruido causado por el tráfico puede agotar las reservas físicas, perturbar el buen funcionamiento de los órganos y conducir al desarrollo de enfermedades cardiovasculares, entre otros problemas. La mitad de la población urbana de la UE está expuesta a niveles de ruido superiores a 55 decibelios como consecuencia del ruido provocado por los vehículos.


Debate: 05.02.2013

Voto: 06.02.2013

Procedimiento: codecisión, primera lectura