La Valeta y Leeuwarden, Capitales Europeas de la Cultura 2018 

 
 

Compartir esta página: 

De izquierda a derecha, Leeuwarden y La Valeta, Capitales Europeas de la Cultura 2018 ©AP Images/European Union-EP 

La maltesa La Valeta y la holandesa Leeuwarden acogerán durante el próximo año más de cien actividades culturales, musicales y artísticas para todos los gustos.

La Valeta

La agenda de 2018 de la capital maltesa engloba más de 140 proyectos y 400 eventos. Algunas infraestructuras, como el Valleta Design Cluster, un antiguo matadero abandonado reconvertido en galería de arte, están diseñadas para pervivir tras el año cultural.

Otras actividades destacadas serán el espectáculo “The Valleta Pageant of the Seas” (o El Desfile de los Mares de La Valeta), que revitalizará el Gran Puerto con actuaciones en el agua y fuegos artificiales; el Festival Internacional de Jazz de Malta y la “Notte Bianca” (Noche Blanca), una noche en la que se pueden visitar de manera gratuita muchos museos y espacios culturales.

El eurodiputado popular maltés Zammit Dimech, que fue ministro de Turismo y Cultura en Malta, mostró su satisfacción por que la ciudad vaya a ser uno de los epicentros culturales de Europa: “Estoy orgulloso de que la capital de Malta, La Valeta, haya sido declarada Capital Europea de la Cultura. Para mí, representa gran parte de nuestra herencia, identidad e historia europeas”.

Leeuwarden

A dos horas en tren de Ámsterdam, la capital de la provincia de Frisia, Leeuwarden, acogerá el próximo año más de 800 proyectos que incluirán exposiciones, conciertos, teatros... El objetivo es mostrar una comunidad abierta, o “iepen mienskip” en holandés, el tema de Leeuwarden 2018, hacia los Países Bajos y al resto de Europa. La ciudad también está entusiasmada por las ideas, oportunidades y desafíos del resto.

Destacan la exposición sobre la obra del artista gráfico de Leeuwarden M.C. Escher, el espectáculo teatral “El jinete de la tormenta” con más de cien caballos frisones, o el proyecto cultural “Sense of Place”.

El eurodiputado liberal holandés Jan Huitema, que tiene una granja lechera familiar en Frisia, subrayó: "Como frisón, Frisia es y seguirá siendo mi hogar. Estoy orgulloso de la tierra, el agua, el espacio y la gente emprendedora que trabaja duro allí. Creo que es importante ver que mientras Leeuwarden sea capital cultural, estos elementos se combinen para cerrar la brecha entre la ciudad y el campo. Además, Europa descubrirá la hospitalidad de esta ciudad".