Irán: el Parlamento cree que la UE debe seguir apoyando el acuerdo nuclear tras la retirada de EEUU 

 
 

Compartir esta página: 

Los eurodiputados defienden el apoyo al acuerdo con Irán porque consideran que ha ayudado a reducir la amenaza nuclear que representa el país.

La alta representante de la UE, Federica Mogherini, ante el pleno. 

En julio de 2015, Irán firmó un acuerdo con Francia, Alemania, el Reino Unido y la UE más China, Rusia y EEUU, para evitar que el país desarrolle armas nucleares. El Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) ha confirmado hasta en once ocasiones que Irán cumple sus compromisos en virtud del acuerdo. Sin embargo, el presidente de EEUU, Donald Trump, anunció el pasado 8 de mayo que su país se retirará del acuerdo. La UE sigue comprometida con el mismo.

Debate en el Parlamento Europeo

El 12 de junio, los eurodiputados debatieron sobre el impacto de la retirada de EEUU y muchos criticaron la decisión del país.

La jefa de la diplomacia europea, la alta representante de la UE, Federica Mogherini, señaló durante el debate que la posición del bloque comunitario no ha cambiado: "El acuerdo nuclear hace que Europa sea más segura, impide una carrera armamentista nuclear en Oriente Medio, aporta beneficios económicos al pueblo de Irán y abre nuevos canales valiosos, incluso aunque sea difícil, para la diplomacia y el diálogo".

Apoyo al pacto nuclear

"Creemos que es el camino correcto para evitar que Irán se convierta en un estado con armas nucleares”, señaló el eurodiputado alemán David McAllister, del Partido Popular Europeo, en referencia al pacto nuclear con Irán. “Según la información del OIEA, no hay indicaciones claras de una reanudación de las actividades iraníes de enriquecimiento", continuó. “Creemos que es gracias al acuerdo y por eso nos resulta tan difícil aceptar los motivos de la decisión de EEUU”, añadió.

El eurodiputado socialdemócrata rumano Victor Boştinaru, por su parte, sostuvo que "el acuerdo es clave para la no proliferación nuclear y debería mantenerse en su lugar el mayor tiempo posible”. “Es clave para la paz y la seguridad mundiales y redunda en beneficio de la comunidad internacional, incluido EEUU e Irán", subrayó.

Desde el grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos, el británico Charles Tannock dijo que la firma del acuerdo con Irán fue un gran avance: "No debemos permitir que un presidente mal aconsejado y antimilitarista destruya un acuerdo que tiene en su corazón el deseo de mantener un mundo más pacífico".

View over the central Iranian city of Yazd 

Decisiones independientes de la UE

La demócrata liberal holandesa Marietje Schaake hizo hincapié en la importancia de que la UE tome sus propias decisiones: "Simplemente no podemos aceptar que Washington especifique a qué sanciones están sujetas nuestras empresas europeas".

El alemán Klaus Buchner, del grupo de Los Verdes, dijo: "Si Europa siguiera la voluntad del presidente Trump y volviera a imponer sanciones contra Irán, creo que Irán reanudaría la producción de armas nucleares y habría una carrera armamentista en Oriente Medio".

"Este tratado con Irán sobre asuntos nucleares debe mantenerse. No podemos permitir una mayor escalada de las tensiones y los conflictos en Oriente Próximo", afirmó la alemana Cornelia Ernst, de Izquierda Unitaria.

El italiano Fabio Castaldo, del grupo Europa de la Libertad y de la Democracia Directa, calificó de “error histórico” la decisión de EEUU. “Estoy absolutamente convencido de que nuestro deber es hacer todo lo posible para defender el acuerdo. A pesar de que los instrumentos quizás no sean suficientes para hacerlo", destacó.

Plan B

"Deberíamos haber tenido un plan B por si el acuerdo colapsaba repentinamente", dijo el italiano Mario Borghezio, del grupo Europa de las Naciones y de las Libertades. "Las grandes empresas del sector del automóvil y del petróleo están abandonando Irán, y esto es muy peligroso, principalmente para Irán, tiene implicaciones geopolíticas y de seguridad, que conllevan enormes peligros para el resto del mundo", aseguró.