Compartir esta página: 

La Eurocámara ha aprobado hoy un informe que lamenta los recortes presupuestarios en el ámbito de la educación superior, así como la "constante subida de las matrículas". Los diputados instan a los Estados miembros a aumentar la inversión pública en materia de educación para mejorar la competitividad de las universidades europeas, favorecer la movilidad y promover el acceso a la educación para todos los estudiantes, independientemente de su origen social.

El texto, aprobado por 464 votos a favor, 34 en contra y 33 abstenciones, pide a las autoridades nacionales, regionales y locales que aseguren un nivel de financiación adecuado con el objetivo de ayudar a las universidades y otros establecimientos de educación superior a contribuir al aumento de la competitividad en Europa.


El informe reitera que la inversión en educación superior en Europa es esencial para superar la actual crisis económica, y recuerda a los Estados miembros la obligación de asegurar una inversión del 2% del PIB en materia de Educación.  En este sentido, los eurodiputados manifiestan su pesar "por los importantes recortes presupuestarios en el ámbito de la educación efectuados en varios Estados miembros, así como por la constante subida de las matrículas, que está provocando un aumento masivo de la precariedad entre los estudiantes".


Asimismo, los gastos en infraestructuras universitarias y personal académico podrían cofinanciarse a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional y del Fondo Social Europeo, sugieren los eurodiputados.


Movilidad de estudiantes


Las becas y otras ayudas o programas de movilidad a nivel universitario pueden contribuir, según los diputados, a mejorar el empleo y el crecimiento en Europa. La Eurocámara solicita a los Estados miembros e instituciones de educación superior que amplíen los programas de becas y su financiación, y que creen mecanismos innovadores de financiación que hagan la educación superior más accesible a todos.


El Parlamento Europeo apoya a su vez la iniciativa de la Comisión de crear un mecanismo de garantía de préstamos para los estudiantes que deseen cursar un master en el extranjero.


Adaptación al mercado laboral


El informe insiste en que la movilidad de los estudiantes y el reconocimiento mutuo de las titulaciones y las calificaciones obtenidas en el extranjero, así como los programas de estudio y de investigación comunes, son fundamentales para una enseñanza superior de calidad.


Teniendo en cuenta la previsión de que en 2020 se necesitarán trabajadores altamente cualificados en el 35 % de los empleos en Europa, el texto recuerda que los sistemas de enseñanza superior de la UE deben adaptarse a los nuevos retos a través de la adecuación de sus programas y métodos al mercado laboral, así como a las necesidades de una base estudiantil cada vez más diversa.