Compartir esta página: 

El PE se ha pronunciado hoy jueves sobre la normativa que armonizará el cálculo de la población en los países de la UE. Los datos obtenidos con las nuevas estadísticas se utilizarán para el cálculo de las mayorías en el Consejo, así como para la concesión de algunos fondos europeos. Los detalles de la nueva propuesta deberán ser concretados con el Consejo en negociaciones informales.



La nueva normativa tiene una incidencia importante en la toma de decisiones en las instituciones europeas, especialmente en las propuestas legislativas que requieran de mayoría cualificada para su aprobación, en la que la tasa de población juega un papel determinante para la ponderación del voto de cada país.


El reglamento determina que deberá tenerse en cuenta el criterio de la residencia habitual en el momento en que se realicen los estudios demográficos. De esta forma, los ciudadanos que hayan vivido al menos doce meses o que tengan intención de permanecer en su lugar de residencia habitual durante al menos un año serán considerados como residentes habituales del Estado miembro a los efectos de cálculo de la mayoría cualificada. El objetivo de la Comisión es evitar duplicidades en el recuento de residentes. 


El ponente de la comisión de Empleo y Asuntos Sociales, Csaba Sógor (PPE, Rumanía) votó en contra del texto adoptado, que a su juicio perjudicará a los países que tengan un alto porcentaje de emigración. El PE rechazó finalmente una de las enmiendas presentadas en la que pedía no tener en cuenta este criterio para el cálculo de la mayoría cualificada en el Consejo.


La armonización de los criterios utilizados para elaborar estas estadísticas es fundamental para obtener unos estudios de población completos, que puedan servir para determinar una amplia variedad de políticas sociales y económicas, a nivel regional y nacional. Hasta ahora cada Estado miembro utilizaba sus propios métodos para realizar estudios demográficos de los que se informaba a la Comisión directamente.


Claúsula de revisión


El texto aprobado establece la obligación de la Comisión de informar al PE y al Consejo sobre el impacto de este reglamento cada cinco anos.


Próximos pasos


El PE ha aprobado una serie de enmiendas a la propuesta de la Comisión. Sin embargo, el voto de la resolución legislativa ha sido aplazado a petición de la presidenta de la comisión de Empleo y Asuntos Sociales, Pervenche Berès (S&D, Francia). El objetivo del PE es ganar tiempo para avanzar en las negociaciones con el Consejo y alcanzar un acuerdo en primera lectura.


Procedimiento: Condecisión, primera lectura

Ponente: Csaba Sógor (PPE, Rumanía)