Volver al portal Europarl

Choisissez la langue de votre document :

  • bg - български
  • es - español (selección)
  • cs - čeština
  • da - dansk
  • de - Deutsch
  • et - eesti keel
  • el - ελληνικά
  • en - English
  • fr - français
  • ga - Gaeilge
  • hr - hrvatski
  • it - italiano
  • lv - latviešu valoda
  • lt - lietuvių kalba
  • hu - magyar
  • mt - Malti
  • nl - Nederlands
  • pl - polski
  • pt - português
  • ro - română
  • sk - slovenčina
  • sl - slovenščina
  • fi - suomi
  • sv - svenska
 Índice 
 Texto íntegro 
Procedimiento : 2014/2040(BUD)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : A8-0014/2014

Textos presentados :

A8-0014/2014

Debates :

PV 21/10/2014 - 16
CRE 21/10/2014 - 16

Votaciones :

PV 22/10/2014 - 4.3

Textos aprobados :

P8_TA(2014)0036

Debates
Martes 21 de octubre de 2014 - Estrasburgo Edición revisada

16. Presupuesto general de la Unión Europea para el ejercicio 2015 – todas las secciones (debate)
Vídeo de las intervenciones
PV
MPphoto
 

  Pablo Echenique (GUE/NGL ). - Señor Presidente, la ausencia de democracia y una democracia de cartón piedra son dos cosas muy parecidas. En este gran teatro europeo, hoy somos actores en un drama con final conocido: más austericidio, más desempleo, más miseria.

En el primer acto de la obra, la Comisión Europea propone unos presupuestos raquíticos para 2015: ni cohesión, ni I+D, ni estímulos contra el desempleo, ni fomento de las energías renovables, ni nada. Lo que es grande en las bocas es pequeñito y rácano en las cifras.

En el segundo acto del drama, llega el Consejo, recorta 500 millones más y entonces, en el acto final, sus Señorías de todo el arco parlamentario se muestran muy contestatarias y muy keynesianas, pero solo con la segunda parte. Aceptan las tres cuartas partes del recorte, pero quedan muy bien ante los medios.

Si sus Señorías aprueban estos presupuestos irresponsables, no pueden sorprenderse de que los millones de personas que viven una emergencia económica den la espalda a las instituciones que ya ni les sirven ni les escuchan. Si sus Señorías convierten este Parlamento en un teatro, no se sorprendan después de que la gente convierta los teatros, las calles y las plazas en parlamentos de verdad, en parlamentos llamados a sustituir a este.

 
Última actualización: 12 de diciembre de 2014Aviso jurídico