Índice 
 Anterior 
 Siguiente 
 Texto íntegro 
Procedimiento : 2011/2874(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclos relativos a los documentos :

Textos presentados :

RC-B7-0540/2011

Debates :

PV 27/10/2011 - 12.1
CRE 27/10/2011 - 12.1

Votaciones :

PV 27/10/2011 - 13.1

Textos aprobados :

P7_TA(2011)0474

Textos aprobados
PDF 87kWORD 43k
Jueves 27 de octubre de 2011 - Estrasburgo Edición definitiva
El Tíbet, en particular la inmolación de monjes y religiosas
P7_TA(2011)0474B7-0540, 0546, 0561, 0563 y 0564/2011

Resolución del Parlamento Europeo, de 27 de octubre de 2011, sobre el Tíbet, en particular la inmolación de monjas y monjes

El Parlamento Europeo ,

–  Vistas sus anteriores resoluciones sobre China y el Tíbet, en particular su Resolución de 25 de noviembre de 2010(1) ,

–  Visto el artículo 36 de la Constitución de la República Popular China, que garantiza a todos los ciudadanos la libertad de creencia religiosa,

–  Visto el artículo 122, apartado 5, de su Reglamento,

A.  Considerando que el respeto de los derechos humanos, la libertad religiosa y la libertad de asociación son principios fundamentales de la UE y prioridades de su política exterior;

B.  Considerando que el Gobierno chino ha impuesto drásticas restricciones a los monasterios budistas de la prefectura y condado de Aba/Ngaba (provincia de Sichuan) y otras partes de la meseta tibetana, con brutales intervenciones de seguridad, detención arbitraria de monjes, intensificación de la vigilancia en los monasterios y presencia policial permanente en su interior para vigilar los actos religiosos;

C.  Considerando que estas medidas de seguridad están concebidas para restringir la libertad de expresión, asociación y creencia religiosa en los monasterios budistas tibetanos;

D.  Considerando que Phuntsog (de 20 años de edad) y Tsewang Norbu (de 29 años) se inmolaron por el fuego el 16 de marzo y el 15 de agosto de 2011, respectivamente, como protesta contra las políticas restrictivas chinas en el Tíbet;

E.  Considerando que los hermanos menores de Phuntsog, Lobsang Kelsang y Lobsang Kunchok (ambos de 18 años de edad), intentaron inmolarse en el mercado del condado de Aba/Ngaba el 26 de septiembre de 2011, y que, aunque sobrevivieron, su situación actual sigue sin aclararse;

F.  Considerando que Dawa Tsering, monje del monasterio de Kardze de 38 años de edad, se prendió fuego el 25 de octubre de 2011, que el personal de seguridad chino sofocó las llamas y trató de llevárselo, que el monje se encuentra actualmente protegido por sus compañeros en el monasterio y que está en estado crítico;

G.  Considerando que Kelsang Wangchuk, monje del monasterio de Kirti de 17 años de edad, se prendió fuego el 3 de octubre de 2011 y fue recogido inmediatamente por soldados chinos, que apagaron las llamas y lo golpearon duramente antes de llevárselo, y que se desconocen su estado actual y su paradero;

H.  Considerando que dos antiguos monjes de Kirti, Choephel (de 19 años de edad) y Kayang (de 18 años), se dieron la mano y se inmolaron por el fuego pidiendo el regreso del Dalai Lama y el derecho de libertad religiosa, y murieron a raíz de su protesta;

I.  Considerando que el antiguo monje de Kirti Norbu Damdrul (de 19 años de edad) se prendió fuego el 15 de octubre de 2011, siendo el octavo tibetano en inmolarse, y que se desconocen su paradero y su estado actuales;

J.  Considerando que el 17 de octubre de 2011 la monja Tenzin Wangmo (de 20 años de edad), del convento Mamae Dechen Choekorling de Ngaba, fue la primera religiosa que se inmoló;

K.  Considerando que la autoinmolación puede considerarse una forma de protesta y un modo de expresión de la desesperación creciente de los jóvenes tibetanos, especialmente los de la comunidad del monasterio de Kirti;

L.  Considerando que, sean cuales sean los motivos personales subyacentes, estos actos deben enmarcarse en el contexto más amplio de la represión religiosa y política en el condado de Aba/Ngaba, que se remonta a muchos años atrás;

M.  Considerando que el endurecimiento del control estatal de la práctica religiosa a través de una serie de normativas adoptadas en 2007 por el Gobierno chino ha contribuido a la desesperación de los tibetanos en toda la meseta tibetana;

N.  Considerando que las normativas actuales han aumentado enormemente el control estatal de la vida religiosa y muchas expresiones de la identidad religiosa han quedado sometidas a la aprobación y el control del Estado, incluido el reconocimiento de los lamas reencarnados;

O.  Considerando que un tribunal chino condenó a tres monjes tibetanos a penas de prisión a raíz de la muerte del monje Phuntsog, compañero suyo que se prendió fuego el 16 de marzo de 2011, por esconderle privándole de atención médica, acusándolos de «homicidio intencionado»;

P.  Considerando que en marzo de 2011, después de que se produjera la primera autoinmolación, personal armado rodeó el monasterio de Kirti, cortando su acceso a alimentos y agua durante varios días; que los nuevos funcionarios de seguridad enviados al monasterio impusieron una campaña obligatoria de «educación patriótica», y que más de 300 monjes fueron trasladados en camiones militares y permanecieron detenidos en lugares indeterminados para someterse a varias semanas de adoctrinamiento político;

Q.  Considerando que el Gobierno chino ha acusado a los monjes del monasterio de Kirti de estar implicados en actos «destinados a perturbar el orden social», como el vandalismo y la autoinmolación;

R.  Considerando que, en los pasados meses, las autoridades chinas han endurecido las medidas de seguridad en el Tíbet, especialmente en torno al monasterio de Kirti, prohibiendo a periodistas y extranjeros visitar la región, y que policías con equipamiento antidisturbios completo patrullan el monasterio; que se ha prohibido el acceso de los medios de comunicación extranjeros a las zonas de Tíbet en las que hay agitación, que la televisión estatal china no ha informado sobre las protestas, y que los monjes tienen prohibido hablar abiertamente sobre ellas;

1.  Condena la represión continua por las autoridades chinas de los monasterios tibetanos y les pide que pongan fin a las restricciones, levanten las medidas de seguridad impuestas a los monasterios y comunidades laicas y restablezcan las vías de comunicación con los monjes del monasterio de Kirti;

2.  Expresa su profunda preocupación ante las noticias recibidas desde el pasado mes de abril sobre ocho monjes y una monja tibetanos que se han inmolado cerca del monasterio de Kirti, en Ngaba (provincia china de Sichuan);

3.  Insta al Gobierno chino a que levante las restricciones y las duras medidas de seguridad impuestas al monasterio de Kirti, y a que facilite información sobre el paradero de los monjes sacados a la fuerza del monasterio; insta a las autoridades chinas a que permitan que visiten la zona medios de comunicación internacionales independientes y observadores de los derechos humanos;

4.  Pide al Gobierno chino que garantice la libertad religiosa a todos sus ciudadanos, de conformidad con el artículo 18 de la Declaración Universal de Derechos Humanos, y que revoque las sanciones penales y administrativas dirigidas contra la religión y que se han utilizado para castigar a ciudadanos por ejercer su derecho a la libertad religiosa;

5.  Pide a las autoridades chinas que respeten los derechos de los tibetanos en todas las provincias chinas y que tomen medidas proactivas para resolver los agravios que sufre la población tibetana de China;

6.  Pide a las autoridades chinas que dejen de promover políticas que amenazan la lengua, la cultura, la religión, el patrimonio y el medio ambiente del Tíbet en contra de la Constitución china y de la legislación china que concede autonomía a las minorías étnicas;

7.  Insta al Gobierno de la República Popular China a que facilite información completa sobre la situación de los 300 monjes trasladados fuera del monasterio de Kirti en abril de 2011, respecto de los cuales se han iniciado varios procedimientos especiales del Consejo de Derechos Humanos y también del Grupo de Trabajo sobre las Desapariciones Forzadas o Involuntarias;

8.  Insta al Gobierno de la República Popular China a que asuma su responsabilidad por la situación de los tibetanos «hospitalizados» tras su autoinmolación, también por lo que se refiere a su acceso a tratamiento médico;

9.  Condena el enjuiciamiento de los monjes de Kirti e insiste en su derecho a un juicio justo y a recibir asesoramiento jurídico adecuado durante el proceso; pide que se permita el acceso de observadores independientes a los monjes de Kirti privados de libertad;

10.  Pide a la Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad que emita una declaración pública para expresar la preocupación de la UE ante el agravamiento de la situación en el condado de Aba/Ngaba e instar al respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales y a circunspección por parte de las fuerzas de seguridad;

11.  Pide a las autoridades chinas que se abstengan de aplicar políticas contraproducentes y programas agresivos de «educación patriótica» en zonas de población tibetana como Sichuan, Gansu y Qinghai, en las que las violaciones de los derechos humanos han dado lugar a tensiones;

12.  Pide a las autoridades chinas que respeten los ritos funerarios tibetanos tradicionales y que reintegren los restos mortales con los rituales budistas y sin demora ni impedimento;

13.  Pide a la Unión Europea y a sus Estados miembros que hagan un llamamiento al Gobierno chino para que reanude su diálogo con el Dalai Lama y sus representantes con miras a tratar de llegar a una verdadera autonomía para los tibetanos en el seno de la República Popular China, y para que ponga fin a su campaña de descrédito del Dalai Lama como dignatario religioso;

14.  Pide a la Vicepresidenta de la Comisión / Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad que plantee cuestiones de derechos humanos en la próxima cumbre UE-China, y pide al Presidente de la Comisión y al Presidente del Consejo Europeo que defiendan inequívocamente la identidad religiosa, cultural y lingüística única del Tíbet en sus discursos oficiales en la apertura o la clausura de la cumbre, en el supuesto de que ello no figure en el orden del día de las conversaciones;

15.  Pide al SEAE y a la delegación de la UE para China que lleven un seguimiento constante de la situación de los derechos humanos en China y continúen abordando ‐en reuniones y en la correspondencia con funcionarios chinos‐ los casos específicos de tibetanos encarcelados por haber ejercido pacíficamente su libertad religiosa, y que informen al Parlamento en el curso de los doce meses siguientes, proponiendo acciones o medidas;

16.  Reitera su petición al Consejo para que nombre un Representante especial de la UE para el Tíbet con miras a facilitar la reanudación del diálogo entre las autoridades chinas y los enviados del Dalai Lama para establecer un estatuto genuino de autonomía para el Tíbet en el seno de la República Popular China;

17.  Pide a los Estados miembros que pertenecen al G-20, al Presidente de la Comisión y al Presidente del Consejo Europeo que aborden la situación de los derechos humanos en el Tíbet con el Presidente de la República Popular China, Hu Jintao, en la próxima Cumbre del G-20, que se celebrará en Cannes los días 3 y 4 de noviembre de 2011;

18.  Insta a la República Popular de China a que respete la libertad religiosa y los derechos humanos fundamentales de las comunidades monásticas y laicas de Ngaba, y que suspenda la aplicación de las normativas de control religioso, a fin de permitir que los budistas tibetanos seleccionen y eduquen a los maestros religiosos de manera congruente con las tradiciones tibetanas, que revisen las políticas religiosas y de seguridad aplicadas en Ngaba desde 2008 y que entablen un diálogo transparente con los dirigentes de las escuelas budistas tibetanas;

19.  Insta al Gobierno de la República Popular China a que respete las normas internacionales de derechos humanos y a que cumpla sus obligaciones derivadas de convenios internacionales de derechos humanos en lo referente a la libertad de religión o de creencias;

20.  Considera necesario que los derechos de las comunidades minoritarias de China figuren en el orden del día de futuras rondas del diálogo UE-China sobre derechos humanos;

21.  Insta al Gobierno Chino a que ratifique el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos;

22.  Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución al Consejo, a la Comisión, a la Vicepresidenta de la Comisión / Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, a los Gobiernos y los Parlamentos de los Estados miembros, y al Gobierno y al Parlamento de la República Popular China.

(1) Textos Aprobados, P7_TA(2010)0449.

Última actualización: 8 de abril de 2013Aviso jurídico