Indiċi 
 Preċedenti 
 Li jmiss 
 Test sħiħ 
Proċedura : 2008/2696(RSP)
Ċiklu ta' ħajja waqt sessjoni
Ċikli relatati mad-dokumenti :

Testi mressqa :

B6-0644/2008

Dibattiti :

PV 18/12/2008 - 13.2
CRE 18/12/2008 - 13.2

Votazzjonijiet :

PV 18/12/2008 - 14.2
CRE 18/12/2008 - 14.2

Testi adottati :

P6_TA(2008)0641

Dibattiti
Il-Ħamis, 18 ta' Diċembru 2008 - Strasburgu Edizzjoni riveduta

13.2. Nikaragwa
Vidjow tat-taħditiet
PV
MPphoto
 
 

  Πρόεδρος. - Το επόμενο σημείο είναι η συζήτηση επί έξι προτάσεων ψηφίσματος σχετικά με τη Νικαράγουα(1).

 
  
MPphoto
 

  Marios Matsakis, author. − Madam President, freedom of expression, the independence of the judiciary and the preservation of the fundamental principles of democracy appear to be under threat in this Latin American country. It is our task and duty, as EU parliamentarians, to stand by the rights of the Nicaraguan people and to send a clear message to the Government of Nicaragua that we will not tolerate any breaches of such rights, but we will make sure that all necessary pressure is applied by the EU and the UN to safeguard and ensure respect for the human rights of the citizens of Nicaragua.

I hope this message, embodied in this motion for a resolution, will be heard loud and clear by those concerned and the necessary action to remedy the situation will be taken urgently.

 
  
MPphoto
 

  Manuel Medina Ortega, Autor. − Tenemos una propuesta de resolución sobre Nicaragua en la que hay que tomar en consideración diferentes aspectos. En primer lugar, hay alegación de fraude —al menos en dos municipios: Nicaragua y León— y esto empaña el resultado electoral del 9 de noviembre. Por otro lado, tenemos un Gobierno que se ha preocupado de resolver algunos de los problemas que eliminan los derechos humanos en América Latina, concretamente la pobreza, el analfabetismo, la mortalidad infantil, la disponibilidad de agua potable y la falta de titularidad sobre las tierras indígenas.

Entonces, al examinar el caso, nosotros tenemos que distinguir perfectamente los dos aspectos. Por un lado, tenemos que estimular los derechos humanos y tenemos que defender los derechos humanos, en el sentido tradicional, como derechos políticos y, por el otro lado, tenemos que alentar al Gobierno de Nicaragua a que siga en su función de ayuda a los sectores más necesitados del país. Desde luego, tenemos que garantizar que la oposición pueda ejercitar su función, tenemos que oponernos al fraude y tenemos que defender la actuación de las ONG. Pero, sin embargo, hay que tener un resultado equilibrado.

El Grupo Socialista ha presentado varias propuestas de enmiendas orales tratando de encauzar el texto definitivo para que sea más equilibrado con respecto a las alegaciones de violaciones de derechos fundamentales, con respecto al carácter criminal o no de las investigaciones y con respecto al número de municipalidades en las que en efecto se ha producido algún tipo de irregularidad.

En resumidas cuentas, queremos condenar los supuestos de infracción de derechos políticos fundamentales, pero sin llegar al extremo de colocar al Gobierno de Nicaragua en una situación difícil para que siga cumpliendo su función de apoyo a las capas más necesitadas de su sociedad.

 
  
MPphoto
 

  Pedro Guerreiro, Autor. − Senhora Presidente, à semelhança do que já fez com outros países que abrem um caminho de afirmação e defesa da sua soberania e independência nacionais, isto é, do direito de decidir do seu presente e futuro, que impulsionam um projecto de emancipação e de progresso social e de solidariedade com os povos do mundo, o Parlamento Europeu protagoniza mais uma inaceitável e desprezível operação de ingerência, desta vez relativamente à Nicarágua.

Este debate e esta resolução apenas têm como objectivo apoiar descaradamente aqueles que alimentam e promovem um processo de interferência e de tentativa de desestabilização de um Estado democrático e soberano, como é a Nicarágua. Em vez de, adulterando a realidade e os factos, e legitimamente dar conspiradoras lições de democracia à Nicarágua, o Parlamento Europeu devia era denunciar a operação anti-democrática da União Europeia de impor uma proposta de Tratado Europeu já rejeitada, desrespeitando profundamente a decisão democrática e soberanamente expressa pelos povos francês, holandês e irlandês.

Em vez de se intrometer no que só ao povo nicaraguense cabe decidir, o Parlamento Europeu devia era ter rejeitado a desumana directiva de retorno, que viola direitos humanos dos imigrantes, muitos deles oriundos da América Latina, e denunciar a cumplicidade da União Europeia com os criminosos voos da CIA.

Em vez de seguir as manobras de ingerência dos Estados Unidos, o Parlamento Europeu devia era denunciar a inaceitável chantagem da União Europeia em relação à Nicarágua e exigir o cumprimento dos compromissos assumidos com este país.

O que verdadeiramente incomoda os promotores da presente iniciativa é que a Nicarágua esteja determinada a melhorar as condições de vida do seu povo, na alimentação, na saúde, na educação, apoiando a população mais desfavorecida. A melhor denúncia desta manobra de ingerência do Parlamento Europeu é o real reconhecimento e a solidariedade dos povos da América Latina para com a Nicarágua. Por isso, e uma vez mais, deixem de ter a pretensão que podem dar lições ao mundo.

 
  
MPphoto
 

  Leopold Józef Rutowicz, autor. − Pani Przewodnicząca! Nikaragua to bardzo mały, biedny, zadłużony kraj o bardzo niskim dochodzie na głowę mieszkańca.

Kraj ten nie miał szczęścia i był rządzony przez grupy o różnych orientacjach politycznych, okupowany przez wojska amerykańskie, balansując między Kubą, ZSRR a USA. Dodatkowo kraj był niszczony przez susze i huragany, z których jeden w 1999 r. spowodował śmierć 6 tys. osób i chyba był najbardziej znanym, największym huraganem na świecie. Zmiany polityczne, walka o władzę hamowały jego rozwój jak w wielu krajach Ameryki Południowej i Afryki. Powyższa sytuacja jest przyczyną łamania praw człowieka i tworzenia prawa sprzecznego z konwencjami międzynarodowymi.

Unia Europejska, udzielając pomocy społeczeństwu tego kraju, widzi konieczność wprowadzenia w nim zasad demokratycznych w rządzeniu oraz przystosowania prawa do konwencji międzynarodowych. Nikaragua, przy rządach demokratycznych, mogłaby stać się państwem tworzącej się Wspólnoty Południowoamerykańskiej, która w przyszłości może być sojusznikiem Unii Europejskiej w polityce globalnej. W procesie demokratyzacji istotne byłoby podjęcie przez klasę polityczną Nikaragui działań wymienionych w rezolucji, którą popieram.

 
  
MPphoto
 

  Raül Romeva i Rueda, Autor. − La protección de los derechos de las personas defensoras de los derechos humanos es algo que entiendo que no puede estar sujeto a ningún tipo de secciones en función de filias o fobias políticas. Y en esta Cámara tenemos demasiadas veces la costumbre de juzgar muy severamente a aquellos con quienes no compartimos algunos ideales políticos y a defender excesivamente a aquellos a quienes consideramos aliados.

Insisto en que, en términos de derechos humanos, la cuestión debe ser afrontada desde un punto de vista universal.

El riesgo que hoy tenemos también existe en la resolución que se nos ha presentado por parte de algunos Grupos en relación con Nicaragua.

Debemos tener presente el contexto. Y este contexto, de una forma clara, nos muestra un país en una situación de pobreza que debe abordarse prioritariamente con medidas drásticas y estructurales y me consta que el actual Gobierno de Nicaragua está haciendo muchas de las cosas que hay que hacer para afrontar esta cuestión.

Sin embargo, también es necesario recordar que la lucha contra la pobreza no puede ser compatible con la persecución y el hostigamiento de quienes, por razones diversas, discrepan de las tesis oficiales.

Una verdadera democracia es aquella que permite la discrepancia, el debate y la libertad de expresión.

En Nicaragua han tenido lugar últimamente algunas situaciones que merecen ser destacadas. Algunas positivas, como la abolición en julio del artículo 204 de la Ley penal, que criminalizaba la homosexualidad y, como vicepresidente del Intergrupo por los derechos del colectivo LGBT del Parlamento Europeo, me felicito de este hecho.

Pero otras son negativas y altamente preocupantes, como son los numerosos ejemplos que hemos tenido que lamentar en relación con el retroceso de la situación de las mujeres, sobre todo con la persecución de las defensoras de derechos sexuales y reproductivos, incluyendo el apoyo a una niña violada cuando se la ayudó a abortar para que pudiera así salvar la vida.

Es algo que, en cualquier caso, no podemos perder de vista y que debe tenerse en cuenta en el marco de las negociaciones actuales referentes a la conclusión de un acuerdo de asociación. Pero también pido que, antes de que la Comisión tome cualquier decisión a este respecto, se consulte a este Parlamento.

 
  
MPphoto
 

  Fernando Fernández Martín, Autor. − Debatimos hoy sobre la situación creada en Nicaragua por los ataques contra algunos defensores de los derechos humanos, contra algunas de las libertades fundamentales y contra la democracia.

No es necesario recordar aquí, ahora, a Zoilamérica ni a Ernesto Cardenal ni a Carlos Mejía Godoy ni a Jarquín ni a Sergio Ramírez ni a tantos otros nicaragüenses que hoy se sienten traicionados en sus esperanzas de una Nicaragua mejor.

En noviembre de 2006, el señor Ortega pidió y obtuvo democráticamente de los nicaragüenses lo que el llamó una nueva oportunidad. Hoy sabemos ya para qué la quería. Desde entonces, la arbitrariedad, el nepotismo y la corrupción se han instalado en las instituciones del Gobierno, y han culminado con el fraude electoral de las elecciones del 9 de noviembre. Antes se habían adoptado decisiones muy graves, como la cancelación de la personalidad jurídica de algunos partidos opositores, o amenazas e intimidación a miembros de la sociedad civil, a periodistas y a medios de comunicación.

El Presidente Ortega calificó a los Gobiernos de la Unión Europea como moscas que pululan sobre la inmundicia y calificó la ayuda externa que recibía Nicaragua como migajas. Pronto comprendió que no había petróleo venezolano suficiente para prescindir de esa ayuda al desarrollo.

Cuando nos disponemos a entrar en una fase decisiva de la negociación de un acuerdo de asociación entre la Unión Europea y América Central, el Gobierno de Nicaragua debe saber que en nosotros encontrará siempre un aliado y un amigo, pero que para nosotros la exigencia del respeto a los derechos humanos, a la libertad de expresión y a la democracia en suma es una condición a la que no renunciamos porque creemos que de ello se beneficia especialmente el pueblo de Nicaragua.

 
  
MPphoto
 

  Josu Ortuondo Larrea (ALDE). - El pasado 9 de noviembre se celebraron las elecciones municipales en Nicaragua. Como en ocasiones anteriores, ese proceso electoral ha sido puesto en entredicho desde el punto de vista de la legitimidad democrática, habiéndose vertido acusaciones de fraude y habiéndose producido manifestaciones y enfrentamientos entre partidarios de distintos partidos políticos, con el resultado de numerosos heridos y una profundización en la crisis política que viene padeciendo este país.

Dos partidos políticos no han podido presentarse a las elecciones locales, lo cual es inaceptable porque cercena el derecho fundamental de todos los ciudadanos a la participación política.

Por otro lado, hemos recibido los testimonios directos de representantes de organizaciones de defensa de los derechos humanos que nos han informado sobre la existencia de un cuestionamiento del sistema judicial por parte de la sociedad civil, sobre la existencia de mecanismos administrativos de represión que han llevado ante los tribunales hasta a 17 organizaciones de movimientos sociales, y sobre la persecución a periodistas independientes e incluso a la Delegación de la Comisión Europea.

Por todo ello, queremos alzar nuestra voz y hacer un llamamiento, primero a los partidos políticos para que condenen los actos de violencia llevados a cabo por sus seguidores, y segundo, al propio Gobierno para que se reabran espacios de participación ciudadana, se respete la libertad de expresión, se dejen de prohibir las marchas y todas las ONG puedan recibir ayudas de la cooperación internacional, no sólo las ayudas de Venezuela para las asociaciones progubernamentalistas.

Igualmente, que deroguen la penalización del aborto terapéutico en los casos de peligro para la vida de la madre.

Y finalmente, también queremos pedir a la Comisión que en las negociaciones del Acuerdo de asociación entre Centroamérica y la Unión Europea recuerde a Nicaragua que debe respetar los principios del Estado de Derecho, la democracia y los derechos humanos, todo ello, sin perjuicio de que desde Europa sigamos prestando nuestra ayuda para el desarrollo y bienestar del pueblo nicaragüense, que deseamos tenga el mejor futuro posible.

 
  
MPphoto
 

  Jacques Barrot, vice-président de la Commission. − Madame la Présidente, la situation politique au Nicaragua s'est aggravée à l'approche des élections locales du 9 novembre dernier. Les nombreuses démarches et les appels au calme en provenance de la communauté internationale et, en particulier, des missions de l'Union européenne et de la Commission ont été ignorés.

Après le vote, les circonstances entourant le dépouillement et l'annonce des résultats ont donné lieu à une crise avec le principal parti de l'opposition. Le parti libéral constitutionnaliste rejette les résultats et dénonce une fraude massive. Des mouvements citoyens, l'Église et les associations d'entrepreneurs, la communauté internationale ont demandé la révision des résultats ou l'organisation de nouvelles élections. Par ailleurs, les institutions politiques et, en particulier, le parlement sont restés bloqués du fait du manque d'accord entre les deux principales parties.

Les rapports de nos chefs de mission sur place et le rapport des experts électoraux détachés par la Commission ont fait état de violations des lois électorales et des conventions internationales. En accord avec les États membres et après consultation d'autres partenaires, la Commission a envoyé, le 10 décembre, une lettre aux autorités nicaraguayennes pour offrir son appui à toute solution concertée entre les forces politiques du pays afin de sortir de la crise et de restaurer la confiance des citoyens envers les institutions démocratiques. Cette lettre annonçait, par ailleurs, la suspension à partir du 1er janvier 2009, des déboursements des programmes d'appui budgétaire, ainsi que l'ouverture d'une période de consultation avec les autorités nicaraguayennes sur la situation actuelle et les modalités de réorientation de la coopération européenne avec le pays.

Je dois préciser d'ailleurs que la Commission n'a pas retiré son aide de 2008 pour le Nicaragua – 20 millions d'euros ont été distribués, y compris l'aide humanitaire d'urgence – et tout ce qui avait été prévu pour cette année sera payé dans la mesure où les conditions inhérentes à chaque projet seront respectées.

Pour l'année 2009, les 57 millions d'euros prévus comme appui budgétaire ne sont pas retirés mais suspendus. La coopération sera dirigée vers des programmes et des activités qui garantissent que l'aide arrivera directement aux bénéficiaires, à la population nicaraguayenne, sans passer par l'intermédiaire du gouvernement.

J'ajoute que le ministre des affaires étrangères, Samuel Santos, par lettre adressée à la commissaire Ferrero-Waldner, le 12 décembre, a fait savoir son désaccord avec la mesure. Il a réaffirmé la validité des résultats et a montré sa disponibilité à un dialogue sur la coopération que la Commission entend mener dans les plus brefs délais.

Enfin, pour répondre à une des interventions, je dirais que la Commission, évidemment, espère que la crise actuelle sera résolue dans les meilleurs délais et, en tout état de cause, l'accord d'association Union européenne-Amérique centrale consacre, à maintes reprises, l'importance attachée par les parties au respect des principes et valeurs démocratiques et à la bonne gouvernance. Les négociations concernant cet accord d'association constitueront une opportunité pour approfondir la discussion sur ces principes, y compris sur leur application dans la pratique.

Voilà les renseignements que je suis en mesure de vous donner, je sais que Mme Ferrero-Waldner suit très attentivement cette situation avec les services de la Commission.

Je vous remercie et je remercie tous les intervenants d'avoir bien voulu évoquer la situation du Nicaragua.

 
  
MPphoto
 

  Πρόεδρος. - Η συζήτηση έληξε.

Η ψηφοφορία θα διεξαχθεί μετά τη λήξη των συζητήσεων.

Γραπτές δηλώσεις (άρθρο 142)

 
  
MPphoto
 
 

  Kathy Sinnott (IND/DEM), in writing. Nicaragua has many urgent problems: political and police corruption, lack of independence of the judiciary, possibly fraudulent elections, growing poverty, illiteracy, poor healthcare. However, the fact that Nicaragua unlike Europe protects its babies before birth is not one of its transgressions.

We in Europe have the wealth to take care of our mothers and babies but allow over a million babies to be destroyed before birth. Nicaragua is poor and yet still holds out a welcome to its young. Nicaragua with all its problems has a demographic future, whereas we in Europe who criticise Nicaragua face a harsh demographic winter.

We must help Nicaragua establish robust democracy, strong, honest economics and effective education and health systems, and help them to care for their families, their women and children, rather than destroy them with legalised abortion.

 
  

(1)βλ. Συνοπτικά Πρακτικά.

Aġġornata l-aħħar: 15 ta' Jannar 2009Avviż legali