Procedimiento : 2010/0819(NLE)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : A7-0255/2010

Textos presentados :

A7-0255/2010

Debates :

Votaciones :

PV 07/10/2010 - 7.3
Explicaciones de voto
Explicaciones de voto

Textos aprobados :

P7_TA(2010)0344

INFORME     
PDF 178kDOC 95k
29 de septiembre de 2010
PE 445.833v02-00 A7-0255/2010

sobre la propuesta de nombramiento de Gijs M. de Vries como miembro del Tribunal de Cuentas

(C7-0191/2010 – 2010/0819(NLE))

Comisión de Control Presupuestario

Ponente: Inés Ayala Sender

PROPUESTA DE DECISIÓN DEL PARLAMENTO EUROPEO
 ANEXO 1: CURRICULUM VITAE DE Gijs M. de Vries
 ANEXO 2: RESPUESTAS DE GIJS M. DE VRIES AL CUESTIONARIO
 RESULTADO DE LA VOTACIÓN FINAL EN COMISIÓN

PROPUESTA DE DECISIÓN DEL PARLAMENTO EUROPEO

sobre el nombramiento de Gijs M. de Vries como miembro del Tribunal de Cuentas

(C7-0191/2010 – 2010/0819(NLE))

(Consulta)

El Parlamento Europeo,

–   Visto el artículo 286, apartado 2, del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, conforme al cual ha sido consultado por el Consejo (C7-0191/2010),

–   Visto que, durante su reunión del 27 de septiembre de 2010, la Comisión de Control Presupuestario celebró la audiencia del candidato propuesto por el Consejo para desempeñar las funciones de miembro del Tribunal de Cuentas;

–   Visto el artículo 108 de su Reglamento,

–   Visto el informe de la Comisión de Control Presupuestario (A7-0255/2010),

A. Considerando que Gijs M. de Vries cumple las condiciones establecidas en el artículo 286, apartado 1, del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea,

1.  Emite dictamen favorable respecto a la propuesta del Consejo de nombramiento de Gijs M. de Vries como miembro del Tribunal de Cuentas;

2.  Encarga a su Presidente que transmita la presente Decisión al Consejo y, para información, al Tribunal de Cuentas, así como a las demás instituciones de la Unión Europea y a las entidades fiscalizadoras de los Estados miembros.


ANEXO 1: CURRICULUM VITAE DE Gijs M. de Vries

Nombre :             Gijs M. de Vries

Fecha de nacimiento:   22 de febrero de 1956

Nacionalidad:       Neerlandesa

Formación:          Licenciado en Derecho/Ciencias Políticas, Universidad de Leiden, 1981 Escuela de verano de posgrado, Instituto Universitario Europeo, Florencia, 1981

  Seminario sobre dirección, Escuela diplomática, Universidad de Georgetown, Washington DC, 1993

Carrera

2008 to present:   Miembro del Consejo del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos

2007-2008:         Miembro directivo, Instituto Neerlandés de Relaciones Internacionales «Clingendael»

2004-2007:         Coordinador de la Unión Europea de la lucha contra el terrorismo

2004:                   Embajador, misión especial

2002-2003:         Representante del Gobierno de los Países Bajos en la Convención sobre el Futuro de la Unión Europea (la Convención Europea)

2002:                   Miembro de la Tweede Kamer (Cámara Baja del Parlamento de los Países Bajos)

1998-2002:         Secretario de Estado del Interior y de Relaciones dentro del Reino

1994-1998:         Presidente del Grupo de la Alianza de Demócratas y Liberales por Europa en el Parlamento Europeo

1984-1998:         Diputado al Parlamento Europeo

1981-1984:         Profesor adjunto, Departamento de Ciencias Políticas, Facultad de Derecho, Universidad de Leiden


ANEXO 2: RESPUESTAS DE GIJS M. DE VRIES AL CUESTIONARIO

Experiencia profesional

1. ¿Podría destacar los principales aspectos de su experiencia profesional en materia de hacienda pública, gestión o auditorías de gestión?

El Colegio del Tribunal de Justicia de los Países Bajos está compuesto por tres miembros que trabajan de conformidad con el principio de responsabilidad compartida. Las decisiones del Colegio son adoptadas por sus miembros de forman colectiva en lo que se refiere a todas las auditorías que realiza la Institución. Cada miembro del Colegio actúa, sin embargo, como ponente en relación con uno de los ámbitos de competencias del Tribunal de Cuentas. En el seno del Colegio, he sido responsable de la elaboración de auditorías anuales de carácter financiero y de conformidad de los Ministerios de Defensa; Economía; Sanidad, Bienestar y Deportes; Interior y de Relaciones dentro del Reino; y Vivienda, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente. También fui el responsable de llevar a cabo auditorías de resultados en estos ámbitos. Entre ellos figuran la aplicación del régimen de comercio de emisiones de CO2 de la UE en los Países Bajos, la reglamentación de las tarifas de los operadores de redes de energía, la política de salud en línea, la presentación de información al Parlamento sobre los aspectos financieros de las políticas de la UE, y la supervisión, por parte del Banco Central de los Países Bajos, de la estabilidad de los mercados financieros.

En los Países Bajos son muchas las funciones recogidas en la legislación que son realizadas por instituciones independientes del gobierno. Estas instituciones desempeñan una labor de carácter público pero no forman parte del gobierno central. Según los últimos cálculos realizados, su presupuesto anual se situó prácticamente al mismo nivel que el del gobierno central. He dirigido el programa de investigación y de publicaciones del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos en relación con estas entidades que desempeñan ese tipo de funciones. Nuestras auditorías también examinan el modo en que los ministros asumen sus tareas de supervisión en relación con los organismos públicos en su área de responsabilidad. Compartimos las lecciones que sacamos de estas auditorías con el fin de contribuir a la mejora de la administración pública.

El mandato del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos incluye el control de los fondos que la UE concede a los Países Bajos. Dicho Tribunal publica un informe anual en el que se examina la gestión financiera de la UE y se ofrece una visión general de la gestión y del control de los fondos de la UE en los Países Bajos. El informe examina, también, los acontecimientos que se registran en el seno de la UE y la situación en otros Estados miembros. Este informe, del que he sido responsable, tiene como objetivo la mejora de la gestión financiera de los fondos de la UE en los Países Bajos y en la Unión Europea.

A petición del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos, el Gobierno de los Países Bajos ha elaborado desde 2006 una declaración nacional sobre la gestión y el uso de los fondos de la UE en los Países Bajos. La declaración la firma, en nombre del Gobierno, el Ministro de Hacienda, quien la presenta al Parlamento. El propósito de dicha declaración es mejorar la rendición de cuentas y el control de los fondos con los que los Países Bajos contribuyen a la UE y los que reciben de la misma. El Tribunal de Justicia de los Países Bajos elabora un dictamen sobre la declaración nacional e informa a las dos Cámaras del Parlamento. Los dictámenes del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos relativos a las declaraciones nacionales de 2008 y 2009 fueron elaborados bajo mi responsabilidad.

Uno de mis objetivos ha sido promover la cooperación entre el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos y otras entidades fiscalizadoras superiores. En el marco del Comité de Contacto de los órganos fiscalizadores superiores europeos y del Tribunal de Cuentas, el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos está realizando en la actualidad una auditoría en el contexto de un proyecto de colaboración sobre el coste del control de los Fondos Estructurales de la UE. Un motivo de especial preocupación personal ha sido la promoción de las auditorías transfronterizas en materia de actuación medioambiental. En el marco del Comité de Contacto, el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos ha presentado una propuesta para realizar una auditoría a nivel transfronterizo sobre la aplicación del Reglamento de la UE relativo al transporte de residuos. En septiembre de 2010, en los Países Bajos se celebrará la reunión anual del Grupo de trabajo sobre el medio ambiente de EUROSAI, la organización de las entidades fiscalizadoras superiores europeas. En noviembre de 2010, pronunciaré un discurso ante la conferencia de la INTOSAI que se celebrará en Sudáfrica sobre las auditorías medioambientales a nivel internacional. El programa de auditorías del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos relacionadas con la UE para el período 2010-2015 incluye una auditoría sobre la aplicación de la red Natura 2000 en los Países Bajos.

Bajo mi dirección, el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos ha puesto en marcha un programa trianual de ayuda al órgano de fiscalización de Armenia en sus esfuerzos por adaptarse a las normas internacionales en materia de auditoría y aumentar la rendición pública de cuentas, la gestión de las finanzas públicas y la transparencia en el seno del Gobierno de Armenia. Una de las prioridades de este programa es contribuir al desarrollo de capacidades en el ámbito de la auditoría de resultados. Bajo mi responsabilidad, el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos también participó en una revisión inter pares de la Oficina del Auditor General de Canadá. Los resultados finales fueron presentados al Parlamento de Canadá a principios del año en curso.

En el año 2002, en mi calidad de diputado al Parlamento neerlandés, fui miembro de una comisión parlamentaria de investigación sobre el fraude en el sector de la construcción de los Países Bajos. Después de interrogar a varios testigos bajo juramento, la comisión descubrió toda una serie de violaciones de la legislación nacional y de la UE en materia de contratos, incluida la cooperación ilegal en materia de fijación de precios por parte de empresas constructoras que optaban a contratos públicos. Los resultados de la comisión desembocaron en varios juicios y la imposición de unas 1300 multas por parte de la autoridad neerlandesa en materia de competencia.

2. ¿Cuáles son las tres decisiones más importantes en cuya adopción ha participado a lo largo de su vida profesional?

En mi calidad de Secretario de Estado del Interior y de Relaciones dentro del Reino, presenté una serie de propuestas destinadas a mejorar la cooperación entre las fuerzas policiales, los bomberos y los servicios de ambulancias y hospitales en materia de prevención y de gestión de catástrofes. A raíz de estas propuestas se ha reforzado la cooperación regional entre estos servicios y se ha establecido un sistema digital de comunicaciones móviles en todo el país. Con el fin de ayudar a las autoridades locales, provinciales y regionales responsables del agua en la aplicación de la legislación europea y contribuir a evitar los procedimientos de infracción contra los Países Bajos, creé Europa Decentraal, un centro de asesoramiento en materia de legislación y política europea. Una de las prioridades actuales del Centro es la aplicación de la normativa en materia de contratos públicos (que siguen siendo un punto débil en los Países Bajos), la legislación medioambiental y la Directiva de la UE sobre servicios. He modernizado la ayuda al desarrollo de los Países Bajos destinada a las Antillas Neerlandesas y Aruba racionalizando varios centenares de proyectos en programas plurianuales administrados profesionalmente por organismos autónomos.

Una de las experiencias más memorables de mi carrera profesional fue mi participación activa en la elaboración del proyecto de Tratado por el que se establece una Constitución para la Unión Europea. En mi calidad de representante del Gobierno de los Países Bajos en la Convención Europea, defendí el mantenimiento del equilibrio entre los Estados miembros grandes y pequeños, entre las instituciones europeas (incluido el papel de primer orden desempeñado por el Tribunal de Justicia) y la ampliación del método comunitario a unos ámbitos claramente delimitados en el marco de las competencias de la Unión, incluido el presupuesto. Estoy convencido de que el Tratado de Lisboa, que incorpora la esencia del Tratado Constitucional, contribuirá a fortalecer tanto la eficacia como la legitimidad democrática de la Unión.

En mi calidad de diputado al Parlamento Europeo, tuve el privilegio de contribuir al fortalecimiento del control democrático en la Unión Europea, en primer lugar como miembro del Grupo Liberal y más tarde como su presidente. En ocasiones esto ha significado tomar decisiones difíciles, como el rechazo del presupuesto de la UE, tal y como hice en diciembre de 1984. En mi calidad de ponente ad interim para el presupuesto del Parlamento y líder de mi Grupo, me pronuncié a favor de una mayor transparencia en la aplicación del presupuesto por parte del Parlamento.

Independencia

3. El Tratado dispone que los miembros del Tribunal de Cuentas «ejercerán sus funciones con absoluta independencia». ¿Cómo aplicaría usted esta obligación a las tareas que habrá de desempeñar en el futuro?

La credibilidad del Tribunal de Cuentas depende, entre otras cosas, de la independencia y de la imparcialidad de sus miembros. Por ello, el artículo 286. Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea establece que:

«Los miembros del Tribunal de Cuentas serán elegidos de entre personalidades que pertenezcan o hayan pertenecido en sus respectivos Estados a las instituciones de control externo o que estén especialmente cualificadas para esta función. Deberán ofrecer absolutas garantías de independencia.»

Como miembro del Tribunal de Cuentas Europeo, actuaré de conformidad con las disposiciones pertinentes del Tratado y del Código de Conducta aplicable a los miembros del Tribunal de Cuentas Europeo. De conformidad con el espíritu de la Declaración de Lima de la INTOSAI, que establece los parámetros para la independencia de las entidades fiscalizadoras superiores, y como miembro del Tribunal de Cuentas, no solicitaré ni aceptaré instrucciones de terceros, públicos o privados, nacionales o internacionales. Me abstendré de toda acción incompatible con mis obligaciones.

4. ¿Han sido objeto de un procedimiento de aprobación de la gestión las funciones que realizaba usted anteriormente, en caso de que dicho procedimiento sea aplicable?

Durante los años que ejercí el cargo de Secretario de Estado del Interior y de Relaciones dentro del Reino, el Gobierno de los Países Bajos, incluido mi Ministerio, recibió la aprobación de la gestión anual por parte del Parlamento de los Países Bajos en lo que se refiere a la ejecución del presupuesto.

5. ¿Desempeña usted una actividad económica o tiene intereses financieros u otros compromisos que pudieran entrar en conflicto con sus futuros cometidos? ¿Está usted dispuesto a revelar al Presidente del Tribunal todos sus intereses económicos, así como cualquier otro compromiso y a que estos se hagan públicos? En caso de encontrarse envuelto en algún procedimiento judicial en curso, ¿podría dar detalles al respecto?

No poseo ningún negocio o participación financiera ni tengo ningún otro compromiso que pueda entrar en conflicto con mis futuros cometidos. Estoy dispuesto a comunicar mis intereses financieros y cualquier otro compromiso al Presidente del Tribunal y a que se hagan públicos. No estoy involucrado en ningún procedimiento judicial.

6. ¿Está usted dispuesto a abandonar cualquier cargo para el que haya sido elegido o renunciar al desempeño activo de funciones que entrañen responsabilidad en un partido político tras su nombramiento como miembro del Tribunal?

No ocupo ningún cargo electo ni desempeño ninguna función activa con responsabilidades en ningún partido político. Esos compromisos serían incompatibles con mis responsabilidades como miembro del Colegio del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos.

7. ¿Cómo abordaría un caso de graves irregularidades o incluso fraude o corrupción con implicados de su Estado miembro de origen?

El fraude y la corrupción son una amenaza importante para la confianza que los ciudadanos europeos tienen en las instituciones públicas. Fomentan el cinismo y la desconfianza en la democracia, tanto en los Estados miembros de la UE como en la propia UE. La lucha contra el fraude y la corrupción, por tanto, debería figurar entre las principales prioridades de las instituciones públicas, tanto a nivel de los Estados miembros como de la Unión Europea. Si durante el ejercicio de mi mandato sospechase o tuviese pruebas de fraude, corrupción o de cualquier otro tipo de actividad ilegal, ya sea en los Países Bajos o en cualquier otro lugar, transmitiría mis conclusiones al Presidente del Tribunal e informaría a las autoridades de la Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF ), de conformidad con la Decisión nº 97-2004 Tribunal de Cuentas. El origen del fraude no tendría ninguna importancia.

Ejercicio de las funciones

8. ¿Cuáles deberían ser las principales características de una buena gestión financiera en el servicio público?

Las principales características de una buena gestión deben ser, en mi opinión, la legalidad, la integridad, la eficacia, la eficiencia y la rendición de cuentas.

La buena gestión financiera, tal y como se definen en el Reglamento financiero aplicable al presupuesto general de las Comunidades Europeas, exige que los créditos presupuestarios se utilicen de conformidad con los principios de economía, eficiencia y eficacia,

El principio de economía prescribe que las instituciones deberán disponer, en el momento oportuno, de los medios necesarios para llevar a cabo sus actividades, en la cantidad y calidad apropiada y al mejor precio. El principio de eficiencia se refiere a la mejor relación entre los medios empleados y los resultados obtenidos. El principio de eficacia se refiere a la consecución de los objetivos específicos fijados y a la obtención de los resultados previstos.

En el artículo 27 del Reglamento financiero se señala acertadamente que para una buena gestión financiera es necesario, asimismo,

· que para todos los sectores de actividad cubiertos por el presupuesto se fijen objetivos específicos, mensurables, realizables, pertinentes y con fecha determinada;

· que la consecución de dichos objetivos se controle mediante indicadores de resultados establecidos para actividad;

· que a todos los programas y actividades que ocasionen gastos importantes se apliquen evaluaciones previas y evaluaciones a posteriori.

Las entidades fiscalizadoras superiores (incluido el Tribunal de Cuentas Europeo), a través de las auditorías que realicen y mediante la definición de las buenas prácticas, pueden desempeñar un papel importante en el fomento de la aplicación de estas normas por parte de sus auditores.

9. Con arreglo al Tratado, el Tribunal de Cuentas asistirá al Parlamento Europeo en el ejercicio de su función de control de la ejecución del presupuesto. ¿Cómo describiría sus funciones respecto a la información al Parlamento Europeo y, en particular, a su Comisión de Control Presupuestario?

Los ciudadanos europeos esperan que el dinero de los contribuyentes se gaste de modo oportuno y correcto. Esperan que sus representantes parlamentarios sometan el poder ejecutivo a un control democrático. Uno de los aspectos más importantes de las responsabilidades del Parlamento Europeo es pedir cuentas a la Comisión Europea, también en lo que se refiere al modo en que ejecuta el presupuesto de la Unión. El Tribunal asiste al Parlamento en esta función mediante una declaración sobre la fiabilidad de las cuentas y la legalidad y regularidad de las operaciones subyacentes. El Parlamento también puede apoyarse en otros informes y publicaciones del Tribunal. Como miembro del Tribunal, mi deber será ayudar a que se preparen y presenten ante el Parlamento y su Comisión de Control Presupuestario las conclusiones del Tribunal con una voluntad de diálogo y cooperación.

La experiencia recabada en varios países ha puesto de relieve la importancia de la supervisión periódica del seguimiento de las recomendaciones de las entidades fiscalizadoras superiores. El control regular por parte del Tribunal y de las comisiones competentes del Parlamento del seguimiento de las conclusiones y de las recomendaciones del Tribunal - incluidas, cuando proceda, audiencias públicas con las partes interesadas y expertos nacionales competentes, organizadas por el Parlamento Europeo - contribuirá a garantizar la ejecución del presupuesto de conformidad con los principios de buena gestión financiera.

En los Países Bajos, los principales «clientes» del Tribunal de Cuentas son el Parlamento – en particular, la Cámara Baja - y el Gobierno. El Tribunal de Cuentas de los Países Bajos considera que su misión es facilitar al Parlamento información útil y relevante para que pueda decidir si la política de un Ministro es eficaz. Aunque el Tribunal de Cuentas de los Países Bajos seleccione los temas de sus auditorias con libertad e independencia, presta especial atención a los deseos y necesidades del Parlamento. El Parlamento, por su parte, hace un uso activo de los informes del Tribunal de Cuentas de los Países Bajos para que el Gobierno rinda cuentas. Una relación similar debe existir - y creo que existe - entre el Tribunal de Cuentas Europeo y el Parlamento Europeo.

10. ¿Cuál piensa usted que es el valor añadido de las auditorías de resultados y cómo deberían incorporarse sus resultados a la gestión?

Las auditorías de resultados intentan responder a dos preguntas fundamentales: saber si el poder ejecutivo está adoptando las medidas adecuadas en relación con la aplicación de las decisiones o los objetivos fijados por el poder legislativo y si lo está haciendo correctamente. Las respuestas a estas preguntas facilitan información que resulta esencial para la calidad y la legitimidad de cualquier servicio público.

De acuerdo con la definición de la INTOSAI, una auditoría de resultados es un examen independiente de la eficiencia y de la eficacia de las iniciativas, programas u organizaciones gubernamentales, con la debida consideración de la economía y el objetivo de alcanzar mejoras. Estas auditorías pueden centrarse en la aplicación de la política (¿se han aplicado las políticas tal y como estaba previsto?) o en sus resultados (¿se han alcanzado sus objetivos políticos?).

En el contexto de la UE, la auditoría de resultados es, por tanto, la fiscalización de los principios de buena gestión financiera, tal y como se refleja en el Reglamento financiero. Por lo tanto, las auditorías de resultados deben tratarse como una parte esencial de las labores del Tribunal de Cuentas Europeo.

Además de evaluar el impacto de la financiación de la UE, el Tribunal debe informar sobre el valor añadido de esta financiación, es decir, los beneficios económicos y no económicos resultantes de las intervenciones a nivel de la UE, y no a nivel nacional o regional.

El objetivo del Tribunal es introducir en sus informes recomendaciones oportunas en el tiempo y pertinentes para el Parlamento, las entidades auditadas y las demás instituciones. Tal y como indiqué en mi respuesta a la pregunta n º 9, el control regular de las conclusiones y recomendaciones del Tribunal contribuirá a mejorar la gestión financiera de la Unión.

Las auditorías de resultados plantean en ocasiones desafíos metodológicos considerables. Por ejemplo, para que los gerentes y otros puedan evaluar la eficacia de las políticas, deben fijarse objetivos políticos que sean tanto específicos como mensurables. Por desgracia, las entidades fiscalizadoras superiores a menudo han debido llegar a la conclusión de que los objetivos fueron formulados de una manera que hace difícil determinar si éstos han sido alcanzados.

11. ¿Cómo podría mejorarse la cooperación entre el Tribunal de Cuentas Europeo, las Instituciones nacionales de auditoría y el Parlamento Europeo (Comisión de Control Presupuestario) en lo que se refiere a la auditoría del presupuesto de la UE?

Una gran parte del presupuesto de la UE y la mayoría de las políticas de la Unión Europea deben ser ejecutadas por los Estados miembros. La realización de auditorías conjuntas o en el marco de una colaboración entre las entidades fiscalizadoras superiores de los Estados miembros y el Tribunal de Cuentas Europeo podría desempeñar un papel importante en el control de la ejecución del presupuesto y de las políticas afines y en lo que se refiere al fortalecimiento del papel de los Parlamentos nacionales y del Parlamento Europeo con respecto a la rendición de cuentas por parte de las autoridades competentes. Parece que podemos contar con un margen considerable para ampliar el uso de tales auditorías conjuntas o en el marco de una colaboración, especialmente bajo los auspicios del Comité de Contacto de las entidades fiscalizadoras superiores de la UE y del Tribunal de Cuentas Europeo.

El Tribunal de Justicia de los Países Bajos ha participado recientemente en dos auditorías a nivel europeo realizadas en el marco de una colaboración. Conjuntamente con la Cour des Comptes (Tribunal de Cuentas de Bélgica), ha auditado el sistema de garantía de la calidad en la educación superior en los Países Bajos y en Flandes. Junto con el Bundesrechnungshof (Tribunal de Cuentas de Alemania) y la Cour des Comptes (Tribunal de Cuentas) de Bélgica, publicó un informe sobre el fraude en relación con el IVA a nivel comunitario. Esta auditoría reveló diversas áreas en las que debe mejorar la cooperación entre las autoridades nacionales competentes. A raíz de esta auditoría, el Gobierno de los Países Bajos acordó aumentar en treinta y cinco personas la plantilla del servicio responsable de la lucha contra el fraude transfronterizo a nivel transfronterizo.

La cooperación con el Tribunal de Cuentas Europeo también se ha fortalecido. El Tribunal de Cuentas de los Países Bajos y el Tribunal de Cuentas Europeo han elaborado un memorando de acuerdo para la ejecución de una auditoría coordinada en 2010. Esta auditoría se refiere a la legalidad y a la regularidad de los gastos y hace una evaluación de los principales sistemas de vigilancia y de control en el ámbito de los aspectos de la Política Agrícola Común cuya gestión es compartida en los Países Bajos. En 2009, los pagos totales efectuados en el marco de la PAC en los Países Bajos ascendieron a 1 200 millones de euros. La auditoría coordinada permitirá que el Tribunal de Cuentas Europeo incorpore los resultados finales a las conclusiones relativas a los gastos relacionados con la PAC en su auditoría sobre la declaración de fiabilidad. El Tribunal de Cuentas de los Países Bajos podrá utilizar las conclusiones de su informe sobre la declaración de los Países Bajos en su calidad de Estado miembro de la UE.

El intercambio regular de puntos de vista entre los miembros de los Parlamentos nacionales, los miembros del Parlamento Europeo, del Tribunal de Cuentas Europeo y de las entidades fiscalizadoras superiores nacionales en los Estados miembros de la UE debería facilitar la definición de las cuestiones prioritarias en relación con las auditorías realizadas en el marco de una cooperación. Estos intercambios periódicos podrían alentar a los participantes a sacar lecciones de la experiencia de otros socios.

Por analogía con la nueva disposición del Tratado que obliga al Tribunal a presentar su informe a los Parlamentos nacionales, y teniendo en cuenta que la resolución del Parlamento Europeo sobre la aprobación de la gestión incluye referencias a los informes especiales, el Tribunal podría decidir presentar también sus informes especiales a los Parlamentos nacionales.

Otras cuestiones

12. ¿Retiraría su candidatura si el dictamen del Parlamento sobre su nombramiento como miembro del Tribunal fuese desfavorable?


RESULTADO DE LA VOTACIÓN FINAL EN COMISIÓN

Fecha de aprobación

27.9.2010

 

 

 

Resultado de la votación final

+:

–:

0:

19

0

0

Miembros presentes en la votación final

Jean-Pierre Audy, Inés Ayala Sender, Zigmantas Balčytis, Jorgo Chatzimarkakis, Andrea Cozzolino, Ryszard Czarnecki, Luigi de Magistris, Tamás Deutsch, Jens Geier, Gerben-Jan Gerbrandy, Ingeborg Gräßle, Cătălin Sorin Ivan, Aldo Patriciello, Christel Schaldemose, Theodoros Skylakakis, Bart Staes, Georgios Stavrakakis

Suplentes presentes en la votación final

Monika Hohlmeier, Ivailo Kalfin

Última actualización: 4 de octubre de 2010Aviso jurídico