skip to content

Cookies al web de la UE

Utilitzem cookies per donar-li la millor experiència com a usuari de la nostra pàgina. No les fem servir per recollir cap dada personal per raons estadístiques a través de Google Analytics. Si no desitja rebre cookies, modifiqui la seva configuració de cookies en qualsevol moment.

Continuar
 
 
Càmeres davant el Parlament Europeu
Càmeres davant el Parlament Europeu
 
18/09/2019

Brexit: el nuevo Parlamento Europeo reafirma su apoyo incondicional a la posición de la UE

• La Cámara rechazará cualquier acuerdo de salida que no incluya un mecanismo de protección para Irlanda
• El Reino Unido será el único responsable de una salida sin acuerdo
• Una nueva prórroga de la fecha límite es posible si el Reino Unido lo solicita

El acuerdo de retirada alcanzado entre Londres y la UE es justo, equilibrado y proporciona seguridad jurídica, según el Parlamento Europeo, que reitera su apoyo a un brexit ordenado.

El Parlamento Europeo sigue apoyando una salida ordenada del país de la UE, basada en el acuerdo de retirada ya negociado, han insistido los eurodiputados en una resolución aprobada el miércoles, con 544 votos a favor, 126 en contra y 38 abstenciones.

El documento también subraya que el acuerdo respeta las líneas rojas del Reino Unido y los principios fundamentales de la UE, por lo que resulta una solución justa y equilibrada.

Seguridad jurídica

El Parlamento hace hincapié en que el acuerdo salvaguarda los derechos y las opciones vitales de los ciudadanos europeos y británicos, incluye un mecanismo para la liquidación financiera de las obligaciones del Reino Unido y responde a la petición del Reino Unido de un período transitorio.

Además, el acuerdo contempla un sistema para garantizar el mantenimiento del statu quo en Irlanda, mediante la protección del Acuerdo del Viernes Santo y la garantía de la cooperación entre el norte y el sur de la isla.

En la resolución, los diputados confirman que estarían dispuestos a volver a la propuesta original de la UE de establecer sólo un mecanismo de protección para Irlanda del Norte; también están dispuestos a examinar “soluciones alternativas” siempre que sean creíbles desde un punto de vista jurídico y operativo y están en consonancia con los principios rectores de la UE.

El hemiciclo deja claro, no obstante, que no darán su aprobación a un acuerdo de retirada sin un mecanismo de protección para Irlanda.

Reino Unido será el único responsable si hay una salida sin acuerdo

Respecto a los últimos acontecimientos en el Reino Unido, el texto señala que Londres tendría que asumir toda la responsabilidad en caso de salida sin acuerdo, así como de las graves consecuencias que ello acarrearía.

El Parlamento también resalta que la posibilidad de una retirada sin acuerdo no eximiría a Reino Unido de sus obligaciones y compromisos en materia financiera, derechos de los ciudadanos y cumplimiento del Acuerdo del Viernes Santo, todos ellos requisitos imprescindibles para que el Parlamento Europeo respalde la futura relación entre la UE y el Reino Unido.

En este contexto, los eurodiputados valoran las medidas de preparación y contingencia adoptadas por las instituciones de la UE y los Estados miembros ante el riesgo de un brexit sin acuerdo.

Los ciudadanos siguen siendo la principal prioridad del Parlamento Europeo

Salvaguardar los derechos y las opciones vitales de los ciudadanos de la UE en el Reino Unido y los ciudadanos británicos en la UE sigue siendo la máxima prioridad del Parlamento Europeo. Los eurodiputados expresan a este respecto su preocupación por el mecanismo administrativo elegido por el Reino Unido (“settlement status”).

La resolución también anima a los otros 27 Estados miembros a adoptar un enfoque generoso y coherente en este sentido, y a ofrecer seguridad jurídica a los ciudadanos británicos residentes en toda la UE.

Una prórroga condicional

El Parlamento Europeo se muestra abierto a extender el periodo de negociación previsto en el artículo 50 del Tratado, si el Reino Unido lo solicita, siempre que esté justificado y tenga un objetivo específico, como evitar una salida sin acuerdo, organizar elecciones generales o un referéndum, revocar el artículo 50 o aprobar el acuerdo de retirada.

Antecedentes

Tras la decisión del Consejo Europeo de 10 de abril de 2019 de aceptar la solicitud del Reino Unido de alargar el plazo previsto en el artículo 50, el Reino Unido debería abandonar la UE a más tardar el 31 de octubre.

Próximos pasos

La resolución confirma el apoyo del nuevo Parlamento al enfoque actual de la UE ante la decisiva cumbre de octubre de los jefes de Estado o de Gobierno de la UE. Todo acuerdo de retirada y futura asociación o acuerdo internacional con el Reino Unido tendrá que ser aprobado por el Parlamento Europeo.