skip to content

Cookies al web de la UE

Utilitzem cookies per donar-li la millor experiència com a usuari de la nostra pàgina. No les fem servir per recollir cap dada personal per raons estadístiques a través de Google Analytics. Si no desitja rebre cookies, modifiqui la seva configuració de cookies en qualsevol moment.

Continuar
 
 
Càmeres davant el Parlament Europeu
Càmeres davant el Parlament Europeu
 
24/10/2019

Thomas Cook: la UE debe proteger a trabajadores y clientes

• 22.000 empleos en peligro en el mundo, 2.500 en España 
• Los países deben usar las herramientas disponibles para compensar a despedidos y empresas
• La Comisión Europea debe estudiar si son necesarias medidas preventivas para evitar nuevas crisis 
• Hace falta una estrategia de impulso del sector turístico 

El Parlamento ha animado hoy jueves a los Estados miembro a utilizar todos los mecanismos disponibles en la UE para mitigar los daños derivados de la quiebra de Thomas Cook.

En una resolución aprobada a mano alzada, el pleno destaca su preocupación por los 600.000 viajeros afectados, los miles de empleos perdidos, las consecuencias para las pymes y el daño al sector turístico en general.

El texto subraya que la liquidación de la operadora británica ha puesto en peligro 22.000 empleos en todo el mundo, y de estos, 2.500 en España, y advierte de que es probable un “importante efecto dominó múltiple”, no solo en la industria turística y el sector del transporte, sino en toda la economía de la Unión.

Los eurodiputados instan a los Gobiernos a recurrir al Fondo social europeo y al Fondo europeo de adaptación a la globalización para asistir a los trabajadores que pierdan su empleo a causa del derrumbe de Thomas Cook, y piden a la Comisión que identifique las herramientas disponibles a nivel comunitario para ayudar al sector a superar el golpe.

La Comisión y los países deben asegurarse de que los trabajadores afectados por una situación de insolvencia perciban los salarios y las prestaciones de jubilación devengados, agrega la resolución.

Mejorar la respuesta ante futuras crisis

El texto destaca que desde 2017 han quebrado 32 aerolíneas y reclama a la Comisión que estudie si son necesarias nuevas medidas para evitar estas situaciones. Las causas de la quiebra de Thomas Cook deben también analizarse, según los eurodiputados, que apuntan al hecho de que las autoridades británicas ya estaban al corriente de la evolución negativa de la situación financiera de la empresa.

Además, aunque sólo como medida de último recurso, podría considerarse la concesión de ayudas estatales para aliviar el impacto de la quiebra para el empleo, las empresas, las ciudades, las regiones y los destinos turísticos.

Protección de los consumidores y del empleo

El Parlamento Europeo señala que, para reforzar la protección de los consumidores en caso de quiebra de una empresa, los fondos de garantía de las compañías aéreas o los contratos de seguro deberían incluirse en las normas de la UE sobre los derechos de los pasajeros, actualmente en revisión, y a la espera de que los Estados miembro fijen su posición común para negociar con el Parlamento.

Los eurodiputados también quieren que la Comisión presente una propuesta sobre el derecho de los trabajadores a recibir información y a participar en las consultas, así como sobre la anticipación y gestión de las reestructuraciones, en línea con la resolución del Parlamento aprobada en enero de 2013 sobre la cuestión.

Una estrategia turística de la UE

Por último, la resolución recuerda que el sector turístico genera más del 10 por ciento del PIB total de la UE y sirve de estímulo a otros sectores. Por ese motivo, debería incluirse en las prioridades de la Comisión y contar con una línea presupuestaria exclusiva en el próximo presupuesto de la UE.