Procedimiento : 2007/2275(INI)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : A6-0029/2008

Textos presentados :

A6-0029/2008

Debates :

PV 19/02/2008 - 11
CRE 19/02/2008 - 11

Votaciones :

PV 20/02/2008 - 4.4
CRE 20/02/2008 - 4.4
Explicaciones de voto
Explicaciones de voto

Textos aprobados :

P6_TA(2008)0058

INFORME     
PDF 176kWORD 132k
4.2.2008
PE 398.678v02-00 A6-0029/2008

sobre las Directrices integradas para el crecimiento y el empleo (Parte: Grandes orientaciones de las políticas económicas de los Estados miembros y de la Comunidad) el Informe estratégico sobre la Estrategia de Lisboa renovada para el crecimiento y el empleo: lanzamiento del nuevo ciclo (2008‑2010)

(COM(2007)0803 – 2007/2275(INI))

Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios

Ponente: Margarita Starkevičiūtė

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN DEL PARLAMENTO EUROPEO
 EXPOSICIÓN DE MOTIVOS
 RESULTADO DE LA VOTACIÓN FINAL EN COMISIÓN

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN DEL PARLAMENTO EUROPEO

sobre las Directrices integradas para el crecimiento y el empleo (Parte: Grandes orientaciones de las políticas económicas de los Estados miembros y de la Comunidad) el Informe estratégico sobre la Estrategia de Lisboa renovada para el crecimiento y el empleo: lanzamiento del nuevo ciclo (2008‑2010)

(COM(2007)08032007/2275(INI))

El Parlamento Europeo,

–   Vista la comunicación de la Comisión sobre Directrices integradas para el crecimiento y el empleo (2008-2010) (COM(2007)0803, Parte V),

–   Vista la Comunicación de la Comisión titulada «Los Estados miembros y las regiones aplican la Estrategia de Lisboa para el crecimiento y el empleo mediante la política de cohesión de la UE en el período 2007-2013» (COM(2007)0798),

–   Vistos los 27 Programas Nacionales de Reforma (PNR) presentados por los Estados miembros,

–   Vistas las conclusiones de la Presidencia al término de las reuniones de los Consejos Europeos de marzo de 2000, marzo de 2001 y marzo de 2005,

−   Vistas las Directrices integradas de la Comisión para el crecimiento y el empleo (2005‑2008) (COM(2005)0141) (las Directrices integradas),

−   Vista la Comunicación de la Comisión titulada «Informe estratégico sobre la Estrategia de Lisboa Renovada para el Crecimiento y el Empleo: lanzamiento del nuevo ciclo (2008‑2010)» (COM(2007)0803),

–   Vista su Resolución, de 15 de noviembre de 2007, sobre el interés europeo: Triunfar en la era de la mundialización(1),

−   Visto el artículo 99, apartado 2, del Tratado CE,

–   Visto los artículos 107 y 45 de su Reglamento,

–   Visto el informe de la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios (A6‑0029/2007),

A. Considerando que la estabilidad macroeconómica se garantiza con una combinación correcta de una serie de políticas económicas, y que las amenazas a la estabilidad deben atajarse no sólo con medidas macroeconómicas, sino también con la aplicación de reformas estructurales en los mercados de productos, trabajo y capitales,

B.  Considerando que todavía queda mucho por hacer para preparar a la Unión Europea y a los Estados miembros para la globalización, consolidar las bases del éxito económico y reforzar la cohesión social a medio y largo plazo,

C. Considerando que se presenta una oportunidad para aprovechar en beneficio de todos el impulso de la ventaja competitiva excepcional que representan las ampliaciones de la Unión Europea y la continuación de su integración,

D. Considerando que el hecho de compartir una moneda común y una política monetaria común ofrece una dimensión adicional a la integración de las economías y a la coordinación de las estrategias políticas que podría reforzar el papel de la zona del euro en la creación de crecimiento y empleo para toda la Unión Europea,

E.  Considerando que las Directrices integradas constituyen un instrumento esencial de las políticas macroeconómicas de la Unión Europea para el crecimiento y el empleo y se centran en un período a medio plazo de tres años,

F.  Considerando que la Unión Europea y los Estados miembros deben aplicar políticas macroeconómicas y microeconómicas que conviertan a Europa en un lugar más atractivo para la inversión y el trabajo y de impulsar el conocimiento y la innovación en favor del crecimiento,

G. Considerando que los servicios financieros revisten una importancia especial, dado que este sector desempeña un papel clave para permitir el desarrollo de numerosos ámbitos de la actividad económica,

H. Considerando que las políticas orientadas a incrementar la inversión en el conocimiento y los recursos humanos, así como las destinadas a reforzar la capacidad de innovación de la economía de la Unión Europea constituyen el núcleo de la estrategia de Lisboa para el crecimiento y el empleo,

I.   Considerando que las condiciones económicas para convertir la energía creativa de las personas en resultados económicos innovadores, por ejemplo, en nuevas ideas, empresas de alta tecnología y desarrollo regional, no se han desarrollado suficientemente y siguen estando fragmentadas,

J.   Considerando que, en el contexto de una globalización acelerada, reviste una importancia decisiva mejorar la coherencia internacional de las disposiciones legislativas, incluido el compromiso de cumplir normas ambientales y sociales exigentes,

K. Considerando que la estabilidad y la confianza en la Unión Europea pueden garantizarse sólo mediante una comprensión común de unas leyes y normas que reflejen la realidad adecuadamente,

L.  Considerando que no es posible alcanzar progresos importantes en la creación de una sociedad impulsada por el conocimiento sin la participación activa de todos los ciudadanos de la Unión Europea,

Marco económico

Garantizar el crecimiento y la estabilidad macroeconómica

1.  Acoge favorablemente el Informe estratégico de la Comisión en el que se evalúa la Estrategia de Lisboa renovada para el crecimiento y el empleo, incluidas las Directrices integradas actualizadas; conviene con el Consejo en que la Estrategia renovada debe añadir valor a escala comunitaria para mejorar la coherencia de las reformas, maximizar los efectos indirectos positivos y garantizar que los programas de reforma de Lisboa generen en la práctica un mayor número de empleos de más calidad en toda la Unión Europea;

2.  Destaca una vez más la importancia que reviste la aplicación decidida de la Estrategia de Lisboa y de las Directrices integradas, al tiempo que hace hincapié en la interdependencia de los progresos económicos, sociales y ambientales en la creación de una economía dinámica, innovadora y sostenible,

3.  Considera que los desequilibrios crecientes, el conjunto de la demanda y la presión inflacionista global pueden convertirse en un reto importante para la política monetaria, habida cuenta de la incertidumbre prolongada que pesa sobre los mercados financieros; destaca que un entorno macroeconómico sano y estable requiere unas finanzas públicas de gran calidad, junto con unos presupuestos más consolidados, así como una política de inversiones privadas y públicas inteligente que genere infraestructuras de futuro y abra hoy los mercados de mañana; pide unas directrices mejoradas y una acción coordinada que permitan incrementar la capacidad de resistencia de la economía de la Unión Europea;

4.  Considera que unas políticas económicas sanas contribuirían a reforzar la confianza y a reducir la incertidumbre en las actuales turbulencias financieras; estima que la Unión Europea debe aumentar su potencial de crecimiento en el año 2008, con el fin de generar empleo, especialmente en el contexto de su ampliación a 27 Estados miembros;

5.  Destaca que, en interés de la estabilidad macroeconómica, el aumento de la productividad debe ir de la mano de una distribución más justa de los beneficios del crecimiento y de la consolidación de la cohesión social; hace hincapié, en este contexto, en la necesidad de aumentar las rentas para poder seguir el ritmo del crecimiento de la productividad a medio plazo;

6.  Destaca que los crecientes desequilibrios financieros y la excesiva volatilidad de los tipos de cambio, así como la restricción del crédito y la prolongada incertidumbre de los mercados financieros, constituyen un desafío importante para los gestores de la política macroeconómica, especialmente en lo que se refiere a la política monetaria;

7.  Señala que debe prestarse mayor atención a la creación de una mejor sinergia entre la política presupuestaria y el crecimiento de los salarios y la productividad, sin olvidar las repercusiones de la política presupuestaria sobre la evolución macroeconómica;

8.  Expresa su preocupación por los altos niveles de los tipos de cambio del euro, que socavan la competitividad de la economía europea y reducen el margen de maniobra de la política monetaria; destaca que la apreciación del tipo de cambio del euro tiene su origen en los crecientes desequilibrios en terceros países y en la falta de demanda interna en la zona del euro;

9.  Destaca la necesidad de una política fiscal sana como condición necesaria para conseguir un crecimiento sostenido y generar empleo en todos los Estados miembros, de conformidad con las disposiciones pertinentes del Tratado, como una responsabilidad compartida de la Unión Europea; subraya la importancia que reviste la modernización de la administración pública como medio para mejorar la eficiencia y la eficacia de las finanzas públicas;

Mercados financieros sanos

10. Señala que un sistema financiero bien integrado podría reforzar la eficiencia de la política monetaria, especialmente en la zona del euro; considera que los mercados financieros pueden prestar una importante contribución a la sostenibilidad macroeconómica y fiscal;

11. Observa que el enfoque basado en los riesgos en materia de necesidades de capital facilita los flujos transfronterizos de capital generados por las estrategias específicas de las empresas en los grandes grupos financieros y plantea un reto macroeconómico para los Estados miembros más pequeños; está firmemente convencido de que una supervisión financiera eficaz y la transparencia son esenciales para contrarrestar los desequilibrios macroeconómicos;

12. Destaca la interdependencia de las economías de los Estados miembros, especialmente en la zona del euro; considera que las Directrices integradas establecerán un amplio marco para la coordinación más estrecha de las políticas económicas, lo cual permitirá alinear los Programas Nacionales de Reforma; considera, no obstante, que ello exige, en materia de convergencia, la adopción de un enfoque más sensible que refleje la diversidad económica y las distintas tradiciones, con objeto de facilitar un apoyo amplio al proyecto común de la Unión Europea;

13. Considera que, al tiempo que se presta atención a la consolidación financiera, un enfoque simultáneo y coordinado de los Estados miembros en materia de crecimiento —que se reflejara en la intensidad del gasto y en el estímulo de la inversión privada y de iniciativas comunes en el ámbito de la cooperación privada y pública— podría generar sinergias importantes y mejorar la capacidad de Europa para afrontar los actuales desafíos en los sectores de la ciencia y la investigación, los transportes y las comunicaciones y la sostenibilidad energética y ambiental, contribuyendo al mismo tiempo a una distribución eficaz de los recursos en toda Europa;

Configuración de la agenda exterior

14. Subraya que un sistema financiero mundial liberalizado escapa a la influencia directa de las políticas de la Unión Europea y puede transmitir un riesgo de inestabilidad financiera; destaca que un enfoque homogéneo y coherente de los órganos de reglamentación y de los legisladores es una condición previa necesaria para contrarrestar la propagación transfronteriza del riesgo; considera necesario evaluar de nuevo el impacto del modelo comercial y del papel de los grupos financieros multinacionales sobre los mercados financieros mundiales;

15. Destaca que incumbe a la Unión Europea y a los Estados miembros una responsabilidad compartida a la hora de abordar los retos, las oportunidades y las incertidumbres que han de afrontar los ciudadanos como consecuencia de la globalización; manifiesta su convencimiento de que, para promover la competitividad europea en un mundo globalizado, debe desarrollarse la dimensión exterior del mercado único; recuerda que la Unión Europea no puede adaptarse simplemente a la globalización adoptando una actitud pasiva, sino que, por el contrario, debe incidir en ella para darle su propia impronta; subraya la importancia que reviste una mayor cooperación estratégica con los socios internacionales, en particular a través de las relaciones transatlánticas, y la colaboración en el marco de organizaciones multilaterales más sólidas para fomentar los principios fundamentales de la Unión Europea, esto es, la solidaridad, la democracia, el Estado de Derecho y el respeto de los derechos humanos;

16. Pide medidas destinadas a combatir el proteccionismo tanto dentro como fuera de la Unión Europea; destaca que el proteccionismo, más que proteger, lo que hace es socavar los derechos de los consumidores y los ciudadanos;

Restablecer el dinamismo de las empresas

Reforzar la coordinación de las políticas económicas

17. Considera que la Unión Europea debería demostrar, en las sesiones multilaterales de distintas negociaciones multilaterales, como las de la OMC, una convergencia de puntos de vista que corresponda realmente a los intereses de cada uno de los Estados miembros;

Concentración en áreas prioritarias

18. Pide urgentemente a la Comisión que instaure una política integrada y sólida para el desarrollo sostenible; considera que el uso sostenible de los recursos y el refuerzo de las sinergias entre la protección del medio ambiente y el crecimiento, así como la mejora de los resultados innovadores, pueden lograrse fomentando el desarrollo y la utilización de tecnologías ecológicas y dando una orientación ecológica a la contratación pública, prestando especial atención a las PYME;

19. Destaca el papel de los instrumentos basados en el mercado (MBI) para alcanzar los objetivos establecidos en el Consejo Europeo de primavera de 2007, destinados a transformar Europa en una economía basada en energías eficientes y renovables; considera que, con una presión constante al alza de los precios de la energía y la acumulación de amenazas para el clima, es importante fomentar las mejoras en materia de eficiencia energética como contribución al crecimiento y al desarrollo sostenible; señala que las empresas de la Unión Europea figuran entre los líderes mundiales en cuanto al desarrollo de tecnologías de energías renovables;

20. Se congratula de la propuesta de la Comisión de crear una «quinta libertad» en el contexto de la investigación y la innovación —la libertad del conocimiento— que vendría a completar las cuatro libertades de circulación de mercancías, servicios, personas y capitales y uniría los recursos de Investigación y Desarrollo de la Unión Europea y de los Estados miembros con el fin de garantizar una utilización más eficaz; pide el establecimiento de nuevas directrices integradas a este respecto;

21. Considera que en el contexto del aumento de los precios de los productos alimenticios que parece ser permanente más bien que cíclico, los mecanismos de la política agrícola común (PAC) que fijan la oferta deberían revisarse; opina que la PAC puede desempeñar un papel clave en la estabilización de los precios de los productos alimenticios;

22. Recuerda su dictamen según el cual el desplazamiento de la carga fiscal del trabajo a la degradación medioambiental constituye una manera efectiva de hacer frente a las cuestiones tanto medioambientales como del empleo, y opina que la carga que pesa sobre el trabajo debe reducirse para crear más empleos y para luchar contra la economía sumergida;

Reforzar el mercado interior

23. Señala que, como consecuencia de la no realización del mercado interior, la productividad de la Unión Europea va por detrás de su potencial y no permite explotar plenamente las oportunidades del mercado mundial; considera que, mientras que el mercado interior de bienes está relativamente bien integrado, los mercados tanto del trabajo como de servicios, incluidos los servicios financieros, siguen estando bastante fragmentados; solicita una integración acelerada de los mercados de servicios mediante una aplicación y una ejecución coherentes y consistentes de las normas acordadas y mediante la supresión de los obstáculos existentes a la competencia y el acceso al mercado; observa que la prestación de servicios eficaces de interés económico general a precios asequibles puede desempeñar un papel importante en una economía competitiva y dinámica; pide a la Comisión que asegure la igualdad de trato para los servicios de interés general (incluidos los servicios sociales), asequibles para todos, como instrumento de cohesión social y de solidaridad;

24. Destaca que la puesta en práctica de las cuatro libertades debería hacerse de la misma manera y en la misma medida en el conjunto de la Unión Europea, y que su funcionamiento debería controlarse permanentemente;

25. Subraya la necesidad de abrir a la competencia las industrias de red garantizando la igualdad de condiciones y una competencia eficaz en los mercados integrados europeos; a este respecto, considera que la propiedad pública en los mercados de la electricidad y del gas es uno de los principales elementos que conduce a distorsiones a nivel europeo, y que debe seguir desarrollándose la competencia en estos mercados; manifiesta su convencimiento de que la expansión, la mejora y la conexión de las infraestructuras europeas, especialmente en lo que respecta a los proyectos transfronterizos y la interconexión entre la vieja y la nueva Europa, deberían contribuir a desarrollar las condiciones adecuadas para lograr una mejora sustancial de la productividad en los sectores del transporte, la energía y las TIC;

Contribución de la política fiscal a la estrategia de Lisboa

26. Observa la necesidad de un marco fiscal coordinado, incluidos los sistemas de impuestos sobre las sociedades, que debería ser favorable para las empresas, especialmente las PYME, y estar orientado hacia un relanzamiento del crecimiento y la creación de empleos;

27. Destaca que, en términos de financiación por el Estado, la Unión Europea debe fomentar las disposiciones fiscales favorables a la competencia en la economía mundial, con el fin de promover la creación de nuevas empresas y las innovaciones tecnológicas; señala que ello podría implicar, entre otras medidas, una reducción de los impuestos que socavan la eficacia y la creación de empleos, especialmente para ciertos grupos sociales específicos, como las mujeres, los parados de larga duración y los ancianos;

Invertir en las personas y modernizar los mercados laborales

Espíritu empresarial y creatividad

28. Manifiesta su convencimiento de que, para fomentar una cultura empresarial y crear un entorno favorable a las PYME, es esencial racionalizar el sistema de gobernanza de un marco institucional para la innovación, apoyado en un sistema de financiación eficiente que facilite financiación durante todas las fases del proceso de innovación, desde el desarrollo de una idea hasta su aplicación a nivel empresarial; señala que la política estructural debe concebirse de forma flexible para que tenga en cuenta la expresión creativa y facilite la utilización rentable de las ideas creativas;

29. Cree firmemente que una mejor reglamentación y la consecución de objetivos ambiciosos por lo que respecta a la reducción de la carga que supone la nueva legislación comunitaria contribuirán a lograr un entorno empresarial más competitivo y fomentarán los incentivos privados; pide a los Estados miembros que establezcan objetivos igualmente ambiciosos para todos los niveles de la legislación nacional; señala que debe prestarse especial atención al refuerzo de la eficiencia de la capacidad institucional y administrativa de los Estados miembros;

Enfoque basado en el ciclo de vida

30. Considera que las políticas laborales activas deben combinar políticas centradas en la «flexiguridad» con nuevas formas de seguridad que incluyan incitaciones a la búsqueda activa de empleo, así como una mejor previsión y una gestión positiva de los cambios, incluida la reestructuración económica, con objeto de minimizar la exclusión social y facilitar la adaptación; manifiesta su convencimiento de que deberían examinarse con especial atención las formas de llegar de forma más efectiva a los ciudadanos y responder a sus expectativas y necesidades;

31. Considera que debe desarrollarse el enfoque basado en el ciclo de vida para afrontar activamente los retos demográficos, incluida la modernización de los sistemas de pensiones, de forma que se garantice la sostenibilidad financiera, económica y social;

32. Está convencido de que la educación constituye un elemento determinante clave para el potencial de crecimiento a largo plazo, así como un instrumento eficaz para combatir la pobreza y la exclusión y permitir una mejora del nivel de vida; recomienda la aplicación de medidas eficaces por la Unión Europea y los Estados miembros con el fin de invertir en mayor medida en la educación y de mejorar el acceso a la educación y a la formación para todos;

33. Opina que, desde la perspectiva del aumento de la participación en las formaciones continuas y en el lugar de trabajo a lo largo de toda la vida, especialmente para los trabajadores poco cualificados y de edad avanzada, unas estrategias eficaces de aprendizaje a lo largo de la vida pueden neutralizar el impacto negativo del envejecimiento de la población de la Unión Europea en los mercados laborales; considera, no obstante, que se ha de realizar un esfuerzo determinado para elevar las cualificaciones básicas de los jóvenes, reducir fuertemente los abandonos escolares prematuros y la subcualificación en general, y reforzar la integración social y en el medio del trabajo de los trabajadores migrantes y de las personas con discapacidad, en particular, fomentando el desarrollo de las competencias;

Política de inmigración

34. Manifiesta su firme convencimiento de que debe examinarse la posibilidad de aplicar una política de inmigración eficaz a la vista de la escasez de cualificaciones y de las necesidades del mercado laboral; considera que el desarrollo ulterior de una política de migración europea global que complemente las políticas de los Estados miembros sigue siendo una prioridad fundamental para superar los retos y explotar las oportunidades que representa la migración en una nueva era de globalización;

35. Considera que la promoción del crecimiento y de la cooperación con terceros países, así como la plena apertura económica de la Unión Europea siguen siendo esenciales para una buena gestión de los flujos migratorios y para la lucha contra la inmigración ilegal; reconoce que la Unión Europea necesita urgentemente una estrategia relativa al control común e integrado de las fronteras que defina los criterios y los procedimientos aplicables en materia de migración económica;

Mejora de la gobernanza económica

36. Aprueba los informes referentes a los diferentes países redactados por la Comisión; exige, no obstante, un enfoque más sistemático que haga hincapié a la vez en los puntos positivos y en las lagunas; respalda la propuesta de la Comisión de debatir las reacciones políticas específicas de los Estados miembros a las recomendaciones específicas para los países y los «puntos que observar» como parte del proceso multilateral de vigilancia; reconoce que debería reforzarse el papel del nivel regional en el logro de crecimiento y empleo, como se reconoce en la nueva generación de programas de la política de cohesión para el período 2007-2013;

37. Lamenta que la visibilidad de la Estrategia de Lisboa siga siendo baja en las políticas nacionales de numerosos Estados miembros; considera que la movilización de todos los protagonistas económicos es esencial con el fin de garantizar su aplicación efectiva; considera en particular que una mayor participación de los interlocutores sociales, de los Parlamentos nacionales, de las entes regionales y locales, así como de la sociedad civil mejorará los resultados de la Estrategia de Lisboa y consolidará el debate público sobre las reformas convenientes; apoya la propuesta de la Comisión destinada a los Estados miembros, invitando a éstos a que profundicen la colaboración con los Parlamentos nacionales y regionales, garantizando al mismo tiempo la organización de debates anuales sobre la puesta en práctica de sus programas nacionales de reforma;

38. Pide al Consejo que tenga en cuenta las siguientes modificaciones:

Recomendación de la Comisión

 

Modificaciones del Parlamento

Directriz 1

Directriz 1. Garantizar la estabilidad económica para el crecimiento sostenible

Directriz 1. Garantizar la estabilidad económica para el crecimiento sostenible en un entorno global

1. Conforme al Pacto de Estabilidad y Crecimiento, los Estados miembros deberán respetar sus objetivos presupuestarios a medio plazo. Mientras no se logre este objetivo, deberán tomar todas las medidas correctivas necesarias para lograrlo. Sin perjuicio de lo anterior, los Estados miembros deberán evitar las políticas fiscales procíclicas. Además, es necesario que los Estados miembros que tienen déficit excesivos tomen medidas efectivas para garantizar una corrección rápida de dichos déficit.

1. Conforme al Pacto de Estabilidad y Crecimiento, los Estados miembros deberán respetar sus objetivos presupuestarios a medio plazo. Mientras no se logre este objetivo, deberán tomar todas las medidas correctivas necesarias para lograrlo y asegurar la modernización de las administraciones públicas, así como la consolidación de las finanzas públicas. Sin perjuicio de lo anterior, los Estados miembros deberán evitar las políticas fiscales procíclicas. Además, es necesario que los Estados miembros que tienen déficit excesivos tomen medidas efectivas para garantizar una corrección rápida de dichos déficit.

2. Los Estados miembros cuyos déficit por cuenta corriente corren el riesgo de ser insostenibles deberán esforzarse por corregirlos realizando reformas estructurales, impulsando la competitividad exterior y, en su caso, contribuyendo a su corrección mediante políticas fiscales.

2. Los Estados miembros cuyos déficit por cuenta corriente corren el riesgo de ser insostenibles deberán esforzarse por corregirlos realizando reformas estructurales, impulsando la competitividad exterior y, en su caso, contribuyendo a su corrección mediante políticas fiscales y la consolidación de los resultados del crecimiento económico, así como prestando atención a la mejora de las sinergias entre la política presupuestaria y el crecimiento de la productividad.

 

2 bis. En interés de la estabilidad, los Estados miembros no deben dejar a cargo únicamente de la política monetaria toda la responsabilidad de luchar contra el riesgo de inflación, en particular en la situación actual de tipos de cambio elevados. Los Estados miembros deben aplicar todas las demás políticas que puedan contribuir a la lucha contra el riesgo de inflación.

 

2 ter. Los Estados miembros deben aumentar la resistencia de la economía de la Unión Europea desarrollando la dimensión externa del mercado interior para tratar las cuestiones relacionadas con los desequilibrios globales del crecimiento.

Directriz 2

Directriz 2. Salvaguardar la continuidad económica y financiera como base para un incremento del empleo

Directriz 2. Salvaguardar la continuidad económica y financiera como base para mayores perspectivas de crecimiento

Los Estados miembros, teniendo en cuenta los costes previstos del envejecimiento de la población, deberán:

Los Estados miembros, teniendo en cuenta los retos demográficos previstos para el futuro, deberán:

1. emprender un ritmo satisfactorio de reducción de la deuda pública para consolidar las finanzas públicas;

1. reformar y reforzar las pensiones, el seguro social y los sistemas sanitarios para asegurarse de que sean financieramente viables y sostenibles, así como socialmente adecuados y accesibles;

2. reformar y reforzar las pensiones, el seguro social y los sistemas sanitarios para asegurarse de que sean financieramente viables, socialmente adecuados y accesibles;

2. emprender un ritmo satisfactorio de reducción de la deuda pública, mejorando al mismo tiempo la gestión de la deuda, con el fin de consolidar las finanzas públicas;

3. tomar medidas para aumentar la participación en el mercado laboral y la oferta de la mano de obra, especialmente entre las mujeres, los trabajadores jóvenes y los de edad avanzada, y para promover un planteamiento del trabajo basado en el ciclo de vida para aumentar el número de horas de trabajo en la economía.

3. tomar medidas para aumentar la participación en el mercado laboral y la oferta de la mano de obra, especialmente entre las mujeres, los trabajadores jóvenes y los de edad avanzada, y para promover un planteamiento del trabajo basado en el ciclo de vida para aumentar el número de horas de trabajo en la economía; y

 

4. aplicar la «cuarta libertad» del conocimiento y fomentar nuevas aptitudes; asegurar la formación continua para todos a lo largo de la vida profesional y modernizar las infraestructuras de los sistemas de investigación, educación y formación.

Directriz 3

Directriz 3. Promover una asignación de recursos eficiente y orientada hacia el crecimiento y el empleo

Directriz 3. Reforzar la confianza en la economía y promover una asignación de recursos eficiente

Los Estados miembros, sin perjuicio de las directrices sobre la estabilidad y la continuidad económicas, deberán reorientar la estructuración de los gastos públicos hacia las categorías que favorecen el crecimiento, conforme a la Estrategia de Lisboa, adaptar las estructuras fiscales para consolidar el potencial de crecimiento, asegurarse de que existan mecanismos para evaluar la relación entre el gasto público y la consecución de los objetivos sobre políticas, y garantizar la coherencia global de los paquetes de reforma.

Los Estados miembros, sin perjuicio de las directrices sobre la estabilidad y la continuidad económicas, deberán reorientar la estructuración de los gastos públicos hacia las categorías que favorecen el crecimiento, conforme a la Estrategia de Lisboa, adaptar la política fiscal alentando el crecimiento basado en la productividad, asegurarse de que existan mecanismos para evaluar la relación entre el gasto público y la consecución de los objetivos sobre políticas, como las inversiones de alta calidad en el marco de los objetivos de Lisboa, y garantizar la coherencia global de los paquetes de reforma.

Directriz 4

Directriz 4. Garantizar una evolución de los salarios que contribuya a la estabilidad macroeconómica y el crecimiento

Directriz 4. Garantizar una evolución de los salarios que contribuya a la estabilidad macroeconómica y el crecimiento

Para aumentar la adaptabilidad, los Estados miembros deberán favorecer un marco correcto de sistemas de negociación de salarios, respetando plenamente el papel de los interlocutores sociales, con objeto de promover una evolución de los salarios nominales y del coste de la mano de obra compatible con la estabilidad de los precios y la tendencia de la productividad a medio plazo, teniendo en cuenta las diferencias entre las cualificaciones y las condiciones locales del mercado laboral.

Para aumentar la adaptabilidad, los Estados miembros deberán favorecer un marco correcto de sistemas de negociación de salarios, respetando plenamente el papel de los interlocutores sociales, con objeto de promover una evolución de los salarios nominales y del coste de la mano de obra compatible con la estabilidad de los precios y la tendencia de la productividad a medio plazo, teniendo especialmente en cuenta a los profesionales del mercado financiero, así como las diferencias entre las cualificaciones y las condiciones locales del mercado laboral.

Directriz 5

Directriz 5. Para promover una mayor coherencia entre las políticas macroeconómicas, estructurales y de empleo

Directriz 5. Para promover una mayor coherencia entre las políticas macroeconómicas, estructurales y de empleo

 

Los Estados miembros deberán:

 

1. mejorar la coordinación de sus políticas económicas para alinear sus calendarios de reformas nacionales, teniendo en cuenta al mismo tiempo la diversidad económica y las diferentes tradiciones;

Los Estados miembros deberán llevar a cabo reformas de los mercados laborales y de productos que incrementen el potencial de crecimiento y apoyen el marco macroeconómico aumentando la flexibilidad, la movilidad de los factores y la capacidad de ajuste de los mercados laborales y de productos como respuesta a la globalización, los avances tecnológicos, el desplazamiento de la demanda y los cambios cíclicos. En especial, los Estados miembros deberán renovar el impulso de las reformas fiscales y de prestaciones sociales para mejorar los incentivos al trabajo y para hacer que el trabajo resulte financieramente atractivo, aumentar la adaptabilidad de los mercados laborales combinando la flexibilidad y la seguridad de empleo, y mejorar la posibilidad de empleo mediante la inversión en capital humano.

2. llevar a cabo reformas de los mercados laborales y de productos que incrementen el potencial de crecimiento y apoyar el marco macroeconómico garantizando la flexibilidad mediante nuevas formas de seguridad, la movilidad de los factores y la capacidad de ajuste de los mercados laborales y de productos como respuesta a la globalización, los avances tecnológicos, el desplazamiento de la demanda y los cambios cíclicos. En especial, los Estados miembros deberán renovar el impulso de las reformas fiscales y de prestaciones sociales para mejorar los incentivos al trabajo y para hacer que el trabajo resulte financieramente atractivo, aumentar la adaptabilidad de los mercados laborales combinando la flexibilidad y la seguridad de empleo, y mejorar la posibilidad de empleo mediante la inversión en capital humano.

 

3. prestar especial atención a reforzar la eficiencia institucional y administrativa; y

 

4. contribuir a desarrollar una política global de la Unión Europea en materia de inmigración que incluya criterios y procedimientos para una migración económica que se adapte a las exigencias del mercado laboral.

Directriz 6

Directriz 6. Para contribuir al dinamismo y el buen funcionamiento de la UEM, los Estados miembros de la zona del euro deben garantizar una mejor coordinación de sus políticas económicas y presupuestarias, en particular:

Directriz 6. Para contribuir al dinamismo y el buen funcionamiento de la UEM, los Estados miembros de la zona del euro deben garantizar una mejor coordinación de sus políticas económicas y presupuestarias, en particular:

 

1. maximizando los efectos inducidos positivos de las reformas, dado que compartir una moneda y una política monetaria común ofrece una dimensión suplementaria para la coordinación;

1. prestando una atención particular a la sostenibilidad fiscal de sus finanzas públicas, ateniéndose plenamente al Pacto de Estabilidad y Crecimiento;

1 bis. prestando una atención particular a la sostenibilidad fiscal de sus finanzas públicas, ateniéndose plenamente al Pacto de Estabilidad y Crecimiento;

2. contribuyendo a una combinación de políticas que apoye la recuperación económica y sea compatible con la estabilidad de los precios, incrementando así a corto plazo la confianza entre las empresas y los consumidores, sin dejar de ser compatible con el crecimiento sostenible a largo plazo;

2. contribuyendo a una combinación de políticas que apoye la recuperación económica y sea compatible con la estabilidad de los precios, incrementando así a corto plazo la confianza entre las empresas y los consumidores, sin dejar de ser compatible con el crecimiento sostenible a largo plazo;

3. siguiendo adelante con las reformas estructurales que aumenten el crecimiento potencial a largo plazo de la zona euro y mejoren su productividad, competitividad y capacidad de adaptación a los choques asimétricos, prestando una atención particular a las políticas de empleo; y

3. siguiendo adelante con las reformas estructurales y atendiendo a las prioridades derivadas de los objetivos de Lisboa, de forma que aumente el crecimiento potencial a largo plazo de la zona euro y mejore su productividad, competitividad y capacidad de adaptación a los choques asimétricos, prestando una atención particular a las políticas de empleo; y

4. velando por que la influencia de la zona euro en el sistema económico mundial se ajuste a su peso económico.

4. velando por que la influencia de la Unión Europea y de la zona euro en el sistema económico mundial se ajuste a su peso económico.

Directriz 7, parte introductoria y apartados 1, 2 y 3

Directriz 7. Para aumentar y mejorar la inversión en I+D, especialmente por parte de las empresas privadas, se confirma el objetivo global para 2010 del 3 % del PIB con un reparto adecuado entre la inversión privada y la pública. Los Estados miembros definirán niveles intermedios específicos. Los Estados miembros deberán seguir desarrollando una combinación de medidas apropiadas para estimular la I+D, en especial la I+D empresarial:

Directriz 7. Para aumentar y mejorar la inversión en I+D, especialmente por parte de las empresas privadas y promover la iniciativa empresarial y alentar la iniciativa privada, los Estados miembros deberán seguir desarrollando una combinación de medidas apropiadas para estimular la modernización de la economía y de todas las formas de innovación:

1. mejorando las condiciones marco y velando por que las empresas actúen en un entorno suficientemente competitivo y atractivo;

1. desarrollando instituciones que respondan al mercado y mejorando las condiciones marco para garantizar que las empresas actúen en un entorno empresarial suficientemente competitivo y se benefician de la aplicación de las innovaciones;

2. aumentando la eficiencia y eficacia de los gastos públicos en I+D y el desarrollo de las asociaciones entre los sectores público y privado;

2. aumentando los incentivos económicos, incluida la simplificación de los sistemas tributarios y la reducción de las cargas administrativas;

 

3. desarrollando y consolidando los centros de excelencia de las instituciones de enseñanza y de investigación de los Estados miembros, así como creando nuevos centros, en su caso, y mejorando la cooperación y transferencia de tecnologías entre los institutos públicos de investigación y las empresas privadas;

3. mejorando el acceso a la financiación, con el fin de fomentar la creación de PYME así como el crecimiento, en particular los microcréditos y otras formas de capital de riesgo;

 

3 bis. alentando la descentralización de los centros de investigación industrial para su posterior conexión con centros educativos, explorando la diversidad de las diferentes culturas de investigación;

Directriz 11, apartado 4

4. continuar luchando contra el cambio climático, realizando al mismo tiempo los objetivos de Kioto de una manera rentable, particularmente con respecto a las PYME.

4. continuar luchando contra el cambio climático, realizando al mismo tiempo los objetivos de Kioto de una manera rentable, particularmente con respecto a las PYME;

 

4 bis. cumplir los compromisos contraídos en el Consejo Europeo de primavera de 2007 de afrontar el reto energético y ambiental; y

 

4 ter. en un contexto de aumento de precios de los productos alimenticios que no parece tener carácter cíclico, sino que tiene visos de permanecer, revisar aquellos mecanismos de la Política Agrícola Común que restringen la oferta.

Directriz 12, parte introductoria y apartados 1 y 6

Directriz 12. Para ampliar y profundizar el mercado interior, los Estados miembros deberán:

Directriz 12. Para ampliar y profundizar el mercado interior y garantizar mercados abiertos y competitivos, los Estados miembros deberán:

1. acelerar la transposición de las directivas del mercado interior;

1. acelerar la transposición de las directivas del mercado interior y suprimir las barreras que siguen obstaculizando la actividad transfronteriza;

6. acelerar la integración del mercado financiero mediante una aplicación y una ejecución consistentes y coherentes del plan de actuación de servicios financieros.

6. acelerar la integración del mercado de servicios, incluidos los servicios financieros, mediante una aplicación y una ejecución consistentes y coherentes del plan de actuación de servicios financieros, al tiempo que se mejora la transparencia, la responsabilidad y supervisión para los inversores, los mercados y los reguladores con vistas a actividades de inversión en los mercados financieros tanto alternativas como no alternativas;

 

6 bis. contribuir al desarrollo de un enfoque equilibrado en lo que se refiere a la regulación supranacional de la diversificación de los riesgos financieros;

 

6 ter. desarrollar las condiciones adecuadas para mejorar la eficiencia de los recursos en las infraestructuras de transporte y energía, centrándose en los tramos transfronterizos, las regiones periféricas y la interconexión entre los antiguos Estados miembros y los nuevos; y

 

6 quáter. desempeñar un papel de liderazgo a nivel internacional en relación con cuestiones de gestión de crisis y mejora de los acuerdos actuales en materia de supervisión global.

Directriz 13, apartado 6

6. la promoción de la apertura exterior, también en un contexto multilateral;

6. la promoción de la apertura exterior, también en un contexto multilateral, especialmente anudando relaciones transatlánticas;

 

6 bis. la plena realización del mercado trasatlántico

o

o         o

39. Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución al Consejo y a la Comisión.

(1)

Textos Aprobados, P6_TA(2007)0533


EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

Desde el último informe del Parlamento sobre las orientaciones generales de política económica para 2007 se han producido importantes cambios en Europa. Si bien se ha mantenido la mejora de la economía europea y el crecimiento alcanzó casi el 3 % en 2007, las recientes turbulencias en los mercados financieros mundiales y la ralentización de la economía estadounidense han incrementado considerablemente los riesgos. Las últimas perspectivas económicas de la Comisión 2008-2009 indican por tanto una desaceleración del crecimiento.

En su Informe estratégico sobre la Estrategia de Lisboa renovada, publicado el 11 de diciembre de 2007, la Comisión propone la confirmación de las orientaciones generales de política económica (OGPE) vigentes para el período 2008-2010 como parte de las Directrices integradas. Las OGPE constituyen el principal instrumento de la política económica de la Unión Europea en el contexto de la Estrategia global de Lisboa, así como el criterio de referencia para los programas anuales de estabilidad y convergencia. La Comisión considera que ahora debe centrarse la atención en la aplicación. Los consultores externos que han evaluado las Directrices integradas y las conclusiones del Consejo Ecofin de 13 de noviembre de 2007 confirman este punto de vista.

A pesar de esta confirmación, la Comisión reconoce que debería actualizarse el contexto en el que deben aplicarse las Directrices integradas. Debe hacerse mayor hincapié en las medidas destinadas a invertir más en las personas y a modernizar los mercados laborales.

La Comisión considera que no todos los Estados miembros han emprendido las reformas con la misma determinación. Si bien subraya la importancia de la estabilidad macroeconómica, la Comisión destaca la necesidad de llevar a cabo las reformas pendientes con objeto de reforzar los principios básicos que permitirán mantener un sólido crecimiento económico en el futuro y ayudarán a la Unión Europea a soportar una posible evolución desfavorable de la economía mundial.

Dado que se propone convertir la aplicación en el centro de gravedad para el próximo ciclo, cada Estado miembro debería, como parte de su informe de aplicación, presentar un plan de acción en el que se establezcan las medidas que se propone adoptar para dar seguimiento a las recomendaciones y/o los «puntos que observar». Este mecanismo podría facilitar la coordinación de las reformas y la vigilancia multilateral en el Consejo. La necesidad de coordinación es aún mayor dentro de la zona del euro, para la que la Comisión presentará antes del verano de 2008 propuestas para una coordinación y una gobernanza más eficaces.

El Parlamento Europeo, como único órgano de la Unión Europea elegido directamente por sus ciudadanos, es el foro pertinente para evaluar y analizar las estrategias y medidas adoptadas por los Estados miembros para mejorar la coordinación de sus políticas económicas y aplicar las directrices de Lisboa. Con miras a la elaboración y la consiguiente evaluación de las Directrices integradas, este aspecto también debe reflejarse en un derecho adecuado a la participación institucional.


RESULTADO DE LA VOTACIÓN FINAL EN COMISIÓN

Fecha de aprobación

29.1.2008

Resultado de la votación final

+:

–:

0:

24

2

13

Miembros presentes en la votación final

Gabriele Albertini, Mariela Velichkova Baeva, Zsolt László Becsey, Pervenche Berès, Sebastian Valentin Bodu, Udo Bullmann, Ieke van den Burg, Manuel António dos Santos, Christian Ehler, Anne Ferreira, José Manuel García-Margallo y Marfil, Jean-Paul Gauzès, Robert Goebbels, Donata Gottardi, Gunnar Hökmark, Karsten Friedrich Hoppenstedt, Sophia in 't Veld, Piia-Noora Kauppi, Christoph Konrad, Guntars Krasts, Astrid Lulling, Gay Mitchell, Cristobal Montoro Romero, John Purvis, Alexander Radwan, Bernhard Rapkay, Dariusz Rosati, Heide Rühle, Antolín Sánchez Presedo, Olle Schmidt, Peter Skinner, Margarita Starkevičiūtė, Ivo Strejček, Cornelis Visser y Sahra Wagenknecht

Suplente(s) presente(s) en la votación final

Katerina Batzeli, Daniel Dăianu, Ján Hudacký, Vladimír Maňka, Thomas Mann y Bilyana Ilieva Raeva

Suplente(s) (art. 178, apdo. 2) presente(s) en la votación final

Alfonso Andria

Aviso jurídico - Política de privacidad