Procedimiento : 2011/2948(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : B7-0693/2011

Textos presentados :

B7-0693/2011

Debates :

Votaciones :

PV 14/12/2011 - 7.10
Explicaciones de voto
Explicaciones de voto

Textos aprobados :

P7_TA(2011)0575

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN
PDF 136kWORD 84k
Véase también la propuesta de resolución común RC-B7-0693/2011
12.12.2011
PE479.392v01-00
 
B7-0693/2011

tras una declaración de la Vicepresidenta de la Comisión / Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad

presentada de conformidad con el artículo 110, apartado 2, del Reglamento


sobre la Cumbre UE-Rusia (2011/2948(RSP))


Rebecca Harms, Werner Schulz, Barbara Lochbihler, Bart Staes, Tarja Cronberg, Raül Romeva i Rueda, Indrek Tarand, Rui Tavares, Ulrike Lunacek en nombre del Grupo Verts/ALE

Resolución del Parlamento Europeo sobre la Cumbre UE-Rusia (2011/2948(RSP))  
B7‑0693/2011

El Parlamento Europeo,

–   Vistas sus anteriores resoluciones sobre Rusia, en particular su Resolución sobre las conclusiones de la Cumbre UE-Rusia celebrada en Nizhni Nóvgorod los días 9 y 10 de junio de 2011, su Resolución, de 7 de julio de 2011, sobre los preparativos para las elecciones de diciembre de 2011 a la Duma Estatal rusa y su Resolución, de 17 de febrero de 2011, sobre el Estado de Derecho en Rusia,

–   Visto el Acuerdo de Colaboración y Cooperación entre la Unión Europea y la Federación de Rusia, que entró en vigor en 1997 y que se ha prorrogado a la espera de su sustitución por un nuevo acuerdo,

–   Vistas las negociaciones en curso, iniciadas en 2008, sobre un nuevo acuerdo que establezca un nuevo marco global para las relaciones entre la UE y Rusia, así como la Asociación para la Modernización, iniciada en 2010,

–   Vistas las consultas UE-Rusia sobre derechos humanos y, en particular, su última reunión, celebrada en Bruselas el 29 de noviembre de 2011,

–   Vistas la Resolución 1728 de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, de 29 de abril de 2010, sobre la discriminación basada en la orientación sexual y la identidad de género y la Recomendación del Comité de Ministros CM/Rec(2010)5, de 31 de marzo de 2010, sobre medidas para combatir la discriminación basada en la orientación sexual o la identidad de género,

–   Vistas la declaración y las recomendaciones finales realizadas al término de la 14ª reunión de la Comisión Parlamentaria de Cooperación UE-Rusia, que se celebró los días 19 y 20 de septiembre de 2011 en Varsovia,

–   Vista la reunión del Foro de la Sociedad Civil UE-Rusia celebrada en Varsovia los días 1 y 2 de diciembre de 2011,

–   Visto el artículo 110, apartado 2, de su Reglamento,

A. Considerando que el reciente acuerdo alcanzado por Georgia y la Federación de Rusia allana el camino para la adhesión de Rusia a la Organización Mundial del Comercio y elimina el principal obstáculo para la profundización de las relaciones económicas y comerciales entre la UE y Rusia; considerando asimismo que, pese a la creciente interdependencia comercial y económica, las relaciones políticas no están progresando debido a la incomprensión y la desconfianza por lo que se refiere a aspectos fundamentales, que han impedido a las partes establecer una auténtica asociación estratégica;

B.  Considerando que una mejor cooperación y unas buenas relaciones de vecindad entre la UE y Rusia son esenciales para la estabilidad, la seguridad y la prosperidad de Europa; que el desarrollo de una asociación estratégica entre la UE y la Federación de Rusia solo puede construirse sobre la base de unos valores comunes; y que es de suma importancia reforzar la cooperación a escala internacional entre los dos socios en todos los foros, instituciones y organizaciones, con el fin de mejorar la gobernanza mundial y abordar retos comunes;

C. Considerando que el 27 de noviembre el congreso del partido Rusia Unida respaldó formalmente la candidatura del ex Presidente Putin para las elecciones presidenciales previstas en marzo de 2012; considerando asimismo que, en su discurso, el actual Primer Ministro Putin advirtió a los países occidentales que no interfirieran en las elecciones rusas y dejaran de prestar ayuda financiera a las ONG y a los críticos del Kremlin;

D. Considerando que la imparcialidad de las elecciones celebradas el 4 de diciembre fue puesta gravemente en tela de juicio, ya que no se respetaron algunas de las condiciones básicas para la celebración de elecciones, como un debate público, la libertad de prensa y la igualdad de condiciones para todas las fuerzas políticas en el país y, además, se constataron graves obstáculos en lo que respecta a la designación de los delegados y el registro de los partidos, así como una falta de igualdad de oportunidades para hacer campaña;

E.  Considerando que el 1 de diciembre de 2011 la Fiscalía de Moscú incoó un contencioso administrativo y multó a la Asociación Golos, el grupo ruso de vigilancia electoral con más experiencia, alegando que la organización había violado las leyes electorales al crear un sitio web para el registro de los casos de fraude e irregularidades electorales;

F.  Considerando que, por lo que se refiere a la jornada electoral, la OSCE/OIDDH aseveró que la calidad del proceso se deterioró considerablemente durante el recuento, que se caracterizó por frecuentes violaciones de procedimiento y casos de aparente manipulación, incluidos varios indicios serios de depósito de votos falsos en las urnas; considerando asimismo que la policía detuvo a cientos de activistas de la oposición que intentaban manifestarse el 4 de diciembre y los días sucesivos en Moscú, San Petersburgo y otras ciudades rusas para protestar contra el desarrollo de las elecciones;

G. Considerando que el 10 de diciembre al menos 50 000 personas se manifestaron en la Plaza Bolotnaya de Moscú, en la mayor protesta desde la caída de la Unión Soviética, para pedir la anulación de los resultados de las elecciones del 4 de diciembre, nuevas elecciones, la dimisión del presidente de la comisión electoral Vladímir Churov, una investigación sobre el presunto fraude electoral y la inmediata liberación de los manifestantes detenidos, y que manifestaciones similares tuvieron lugar en otras ciudades de Rusia;

H. Considerando que en junio de 2010 la UE y Rusia adoptaron una declaración conjunta sobre las prioridades de la nueva Asociación para la Modernización destinada a modernizar las economías y las sociedades de ambas partes; considerando, en este sentido, que las partes del plan de trabajo, que incluía propuestas concretas y proyectos de cooperación y asistencia en el ámbito de los derechos humanos y el Estado de Derecho, no fueron apenas objeto de un seguimiento detallado;

I.   Considerando que la energía es un instrumento clave de la política exterior rusa y sigue desempeñando un papel central y estratégico en las relaciones UE-Rusia; que la fuerte dependencia de la UE con respecto a los combustibles fósiles socava el desarrollo de un planteamiento europeo para con Rusia equilibrado, coherente y regido por valores; que la competencia entre la UE y Rusia en materia de asuntos energéticos está aumentando en zonas de interés común como el Cáucaso Meridional y Asia Central, y que es sumamente importante que la UE hable con una sola voz y muestre una firme solidaridad interna;

J.   Considerando que actualmente están desatendidas varias esferas de cooperación entre la UE y Rusia mutuamente beneficiosas en el ámbito de la energía, como por ejemplo la eficiencia energética o la investigación en materia de tecnologías de las energías renovables;

K. Considerando que en Rusia siguen amenazadas las libertades de expresión, asociación y reunión, y que las iniciativas y actividades de los defensores de los derechos humanos, las organizaciones independientes de la sociedad civil, los opositores políticos, los medios de comunicación independientes y los ciudadanos de a pie se ven con frecuencia restringidas u obstaculizadas, siendo la situación en este sentido especialmente preocupante en el Cáucaso Septentrional y en otras partes de la Federación de Rusia;

L.  Considerando que en la Resolución del Parlamento Europeo, de 21 de octubre de 2010, sobre los derechos humanos en el mundo (2009) y la política de la Unión Europea al respecto se pedía al Consejo de la UE que considerara la posibilidad de prohibir la entrada y bloquear los activos de los cargos rusos implicados en la muerte de Serguéi Magnitski;

M. Considerando que, en tanto que miembro de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa y del Consejo de Europa, la Federación de Rusia está obligada a respetar los principios democráticos y los derechos humanos, en particular por lo que respecta a las libertades de expresión y de reunión;

N. Considerando que unas buenas relaciones de vecindad, la paz y la estabilidad en los países vecinos comunes redundan en interés tanto de Rusia como de la UE, y que debería establecerse un diálogo abierto, franco y orientado hacia la consecución de resultados sobre las crisis en estos países por lo que respecta, en particular, a los conflictos enquistados, a fin de reforzar la seguridad y la estabilidad, apoyar la integridad territorial de los países en cuestión y desarrollar mecanismos conjuntos de gestión de crisis;

O. Considerando que la seguridad de Europa sigue siendo una cuestión extremadamente delicada y una causa importante de división, y que la UE y Rusia no deberían escatimar esfuerzos para superar las diferencias existentes y los puntos de vista divergentes y consolidar el diálogo y la cooperación en este ámbito;

1.  Considera que la única manera de que la cumbre de Bruselas genere el impulso necesario para una mejora sustancial de las relaciones UE-Rusia a la altura de las ambiciones de ambas partes es que se respeten plenamente el Estado de Derecho y los valores democráticos y se conviertan en el eje de dichas relaciones; subraya que el nuevo acuerdo que está siendo ahora negociado por las partes debería ser jurídicamente vinculante y englobar de manera exhaustiva todos los aspectos de las relaciones; reitera su opinión de que la democracia y los derechos humanos deben ser parte integrante de este acuerdo, en particular por lo que respecta a la definición y la inclusión de una cláusula eficaz y operativa en materia de derechos humanos;

2.  Condena la represión por parte de la policía de manifestaciones pacíficas en protesta por las irregularidades y fraudes electorales que han sido denunciados por los observadores internacionales y documentados por los videos grabados por ciudadanos de a pie; pide a las autoridades rusas que respeten plenamente las libertades de reunión y expresión y aborden en profundidad todos los casos de mala conducta electoral con miras a sancionar a los funcionarios involucrados y vuelvan a celebrar la votación allí donde se hayan cometido irregularidades, y pide la inmediata liberación de todos los manifestantes;

3.  Pide al Presidente del Consejo, al Presidente de la Comisión, a la Alta Representante / Vicepresidenta y a la Presidencia de la UE que planteen firmemente la cuestión de las elecciones del 4 de diciembre en la Cumbre, instando a Rusia a que respete sus obligaciones internacionales derivadas, en particular, de su adhesión al Consejo de Europa y a la OSCE; aboga por una revisión profunda del proceso electoral, con miras a allanar el camino para unas elecciones presidenciales verdaderamente libres y justas en marzo de 2012;

4.  Señala que los retos comunes a los que se enfrentan la UE y Rusia, como la depresión económica y financiera, unas instituciones multilaterales eficaces, las cuestiones relacionadas con la energía y la seguridad energética, la transición democrática en el mundo árabe y los conflictos enquistados en la zona de vecindad común, exigen una mayor cooperación común y una mejor colaboración en la gestión de las crisis; pide, en este sentido, a Rusia que ratifique el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional;

5.  Opina que la Asociación para la Modernización no puede limitarse a la cooperación económica y la innovación tecnológica, sino que debe ir de la mano de un ambicioso proceso de reformas nacionales que incluya la consolidación de las instituciones democráticas y de un sistema jurídico fiable, el respeto del Estado de Derecho y el desarrollo sin trabas de una auténtica sociedad civil; pide, en este contexto, a la Comisión y al Gobierno ruso que definan los pasos necesarios que se deben dar para alcanzar estos objetivos;

6.  Señala que el Foro de la Sociedad Civil UE-Rusia podría desempeñar un papel clave a la hora de impulsar la Asociación para la Modernización en el ámbito de los derechos humanos y civiles, la lucha contra la corrupción y el Estado de Derecho, y acoge favorablemente, en este sentido, el espíritu y la atmósfera de trabajo constructivos de la cumbre de Varsovia y las recomendaciones adoptadas;

7.  Subraya que, en la actualidad, las relaciones con Rusia únicamente pueden ser de índole pragmática; se congratula del acuerdo alcanzado entre Georgia y la Federación de Rusia sobre la adhesión de Rusia a la OMC y confía en que la futura adhesión de Rusia a dicha organización acelere las conversaciones sobre el nuevo acuerdo de colaboración;

8.  Celebra la conclusión de la lista de pasos comunes hacia la exención de visado para los viajes de corta duración de los ciudadanos rusos y de la UE, y espera que la aplicación de este nuevo régimen allane el camino para la negociación de un acuerdo sobre exención de visados; señala, no obstante, que la facilitación y la liberalización de visados con la Federación de Rusia no debe en modo alguno privilegiar a los titulares de un pasaporte ruso que residan en regiones con conflictos enquistados a expensas de los ciudadanos de Moldova y Georgia;

9.  Señala que la cooperación en materia de energía, y en particular el diálogo sobre energía, constituye uno de los elementos fundamentales de las relaciones entre la UE y Rusia; subraya la necesidad de que la UE reduzca su dependencia de los combustibles fósiles en consonancia con sus objetivos; destaca que los principios de interdependencia y transparencia y el respeto de la legislación de la UE deben constituir la base de dicha cooperación, junto con la igualdad de acceso a los mercados, las infraestructuras, las inversiones y un marco jurídico fiable; aguarda con interés la definición de una hoja de ruta a largo plazo que permita debatir el papel de los recursos energéticos rusos en la combinación energética de la UE hasta 2050;

10. Pide al Consejo y a la Comisión que garanticen la inclusión de los principios establecidos en el Tratado sobre la Carta de la Energía y el Protocolo sobre el tránsito adjunto al mismo en un nuevo Acuerdo de colaboración entre la UE y Rusia;

11. Destaca que la diversificación de las fuentes de energía y las rutas de suministro energético constituye un elemento estratégico de la política de seguridad energética de la UE; lamenta, en este sentido, las objeciones formuladas por Rusia a las próximas negociaciones entre la UE, Azerbaiyán y Turkmenistán sobre la construcción del llamado gasoducto transcaspiano;

12. Insta a la Federación de Rusia a que refuerce su contribución a la lucha contra el cambio climático mediante la reducción de las emisiones nacionales de gases de efecto invernadero y su participación en las negociaciones internacionales con miras a un marco global de política climática para el periodo posterior a 2012 al amparo de la CMNUCC y del Protocolo de Kyoto; destaca, en este contexto, que para lograr las reducciones necesarias de aquí a 2020 en comparación con las emisiones de 1990 de los países contemplados en el anexo I, todos los países industrializados han de comprometerse a cumplir unos objetivos que representen importantes reducciones con respecto a los niveles actuales de emisión e incrementen la captura de carbono en los bosques;

13. Subraya que la UE debería ampliar su cooperación con Rusia en el ámbito de la energía a otras áreas de beneficio mutuo, como, por ejemplo, la eficiencia energética o la investigación en materia de tecnologías de las energías renovables; recuerda que los acuerdos intergubernamentales, así como los acuerdos comerciales en el ámbito de la energía entre las entidades rusas y europeas, deben ser conformes a las leyes y reglamentaciones de ambas partes;

14. Recuerda que cerca de las fronteras de la UE siguen encontrándose reactores nucleares del tipo de los de Chernobyl, así como otros reactores nucleares de primera generación, e invita a Rusia a cerrarlos de inmediato; insta, entretanto, a la UE y a sus Estados miembros a que prohíban las importaciones de energía nuclear que no cumplan las normas más estrictas en materia de seguridad nuclear;

15. Manifiesta su profunda preocupación por los proyectos de centrales nucleares en la región de Kaliningrado y en Sosnovy Bor; invita, en este sentido, a Rusia a que ratifique y aplique de inmediato el Convenio de Espoo de la CEPE, y recuerda el compromiso ruso de desarrollar normas unificadas para las evaluaciones del impacto ambiental de los proyectos transfronterizos;

16. Lamenta profundamente el deterioro adicional de la situación general de los derechos humanos en Rusia y la ausencia de progreso en las modalidades de las consultas UE-Rusia sobre derechos humanos; expresa su preocupación por este diálogo, que se ha convertido en un proceso más que en un medio para lograr resultados conmensurables y tangibles; insiste una vez más en la necesidad de que se incluyan indicadores públicos de progreso en las consultas sobre derechos humanos, se mejoren las modalidades de este diálogo, por ejemplo alternando la ubicación de las consultas, la interacción entre las ONG y las autoridades rusas sobre la oportunidad de este proceso y sobre la composición de la delegación rusa, y se emitan valoraciones públicas de los avances con ocasión de las Cumbres UE-Rusia y tras las reuniones del Consejo de Asociación;

17. Lamenta que Rusia se siga oponiendo a la participación de otros ministerios y agencias distintos del Ministerio de Asuntos Exteriores (como, por ejemplo, el Defensor del Pueblo), a la celebración de consultas alternas en Rusia y en la UE y a las reuniones con ONG rusas e internacionales;

18. Pide al Presidente del Consejo y a la Comisión que pongan de relieve la preocupación de la UE por el clima persistentemente hostil en materia de derechos humanos en Rusia en lo que respecta, en particular, a la necesidad de espacio para que la sociedad civil funcione sin las restricciones indebidas, a la seguridad de los defensores de los derechos humanos y a la urgencia que reviste luchar contra la impunidad descontrolada de que gozan la tortura, las desapariciones forzadas y otros abusos graves que se están produciendo en el Cáucaso Septentrional; subraya, asimismo, la importancia de la plena aplicación por parte de Rusia de las sentencias de la Corte Europea de Derechos Humanos como un medio para hacer frente a estos abusos;

19. Condena las recientes propuestas jurídicas de criminalización de la información pública sobre orientación sexual e identidad de género en San Petersburgo; lamenta asimismo disposiciones similares existentes en las regiones de Arjánguelsk y Riazán, al igual que posibles propuestas futuras en Moscú y a escala federal; pide a todas las autoridades políticas rusas que se abstengan de limitar la libertad de expresión, y dejen de confundir la orientación sexual y la identidad de género con la pedofilia, e invita al Servicio de Acción Exterior a que señale la firme oposición de la UE a estas propuestas;

20. Recuerda a la Federación de Rusia sus obligaciones a tenor del Convenio Europeo de Derechos Humanos de defender los derechos humanos del colectivo LGBT (lesbianas, gays, bisexuales y transexuales); invita a Rusia a que siga la Recomendación del Comité de Ministros sobre medidas para combatir la discriminación basada en la orientación sexual o la identidad de género y a que salvaguarde el derecho del colectivo LGBT a la libertad de expresión y de reunión;

21. Es de la opinión de que la falta de independencia de las instituciones judiciales es la causa principal de la impunidad en Rusia, y manifiesta su preocupación por las informaciones sobre juicios de motivación política, procesos injustos y falta de investigación de crímenes graves como asesinatos, acosos y otros actos de violencia;

22. Lamenta que, trascurridos dos años desde la muerte de Serguéi Magnitski, la investigación prometida por las autoridades rusas no haya concluido a finales de noviembre y se haya ampliado hasta 2012; toma nota del informe publicado en julio de 2011 por el Consejo de Derechos Humanos del Presidente Medvédev, que demostró que la detención de Serguéi Magnitski fue ilegal y que la reclusión de este estuvo marcada por palizas y torturas encaminadas a extraerle una confesión de culpabilidad;

23. Señala que el Departamento de Estado estadounidense y el Foreign Office británico decidieron en 2011 imponer una prohibición de visado a unos 60 funcionarios rusos sospechosos de estar relacionados con la muerte de Serguéi Magnitski como consecuencia de la falta de acción de las autoridades rusas; a falta de pasos positivos hacia la investigación del caso de Serguéi Magnitski, reitera su llamamiento al Consejo para que insista en que las autoridades rusas lleven a los responsables ante la justicia, e insta al mismo tiempo al Consejo a que imponga de inmediato en todos los Estados miembros una prohibición de visado y la congelación de los activos de los funcionarios del Gobierno ruso implicados en el fraude fiscal y de los que desempeñaron un papel en la detención ilegal, tortura, denegación de asistencia médica y asesinato de Magnitski durante su reclusión y en el encubrimiento del delito;

24. Lamenta la negativa de Rusia a apoyar una resolución en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas condenando la brutal represión actual en Siria, con lo que ha impedido que la comunidad internacional ejerza la necesaria presión política y económica sobre el régimen de Bachar el Asad y evite nuevos actos de violencia y una escalada militar;

25. Celebra que Rusia esté dispuesta a avanzar hacia un acuerdo marco en materia de operaciones de gestión de crisis; invita a este respecto a las autoridades rusas a que sean coherentes y permitan, por lo tanto, que la Misión de Observación de la UE en Georgia tenga acceso a los territorios separatistas de Abjasia y Osetia del Sur, en cumplimiento del acuerdo de alto el fuego de 2008;

26. Pide a las autoridades rusas que intensifiquen sus esfuerzos con miras a obtener progresos concretos en cuanto a la resolución del conflicto de Transdniéster y acoge favorablemente, en este contexto, la decisión de reanudar las negociaciones oficiales 5 + 2 con objeto de lograr una solución exhaustiva en el futuro más cercano posible;

27. Lamenta que no se hayan registrado avances en cuanto a la resolución del conflicto en Nagorno-Karabaj; expresa su preocupación por la escalada militar en curso en la región e insta al Gobierno ruso a que detenga todos los suministros de armas a las partes en conflicto con el fin de rebajar la tensión y allanar el camino para una solución duradera y exhaustiva;

28. Lamenta el reciente despliegue de un radar de alerta temprana para misiles nucleares en Kaliningrado y las recientes declaraciones de las autoridades rusas en relación con la posible retirada de Rusia del Tratado de Reducción de Armas Estratégicas (START), en respuesta al proyecto estadounidense de un escudo antimisiles; aboga por un compromiso constructivo entre los EE.UU., la OTAN y Rusia en cuestiones de seguridad, que incluya el intercambio de datos e información;

29. Recuerda el crucial papel de la OSCE en el fomento de la seguridad en Europa, y pide el restablecimiento del proceso de limitación del armamento convencional y de desarme en el marco de la OSCE; se muestra a favor de entablar negociaciones sobre los próximos pasos para reducir las fuerzas armadas y el armamento (FACE II); apremia al Gobierno de la Federación de Rusia a que anule la suspensión de sus obligaciones de cumplimiento derivadas del Tratado FACE original y cumpla asimismo los compromisos de Estambul de 1999; insta a los Estados miembros de la OTAN a que ratifiquen y apliquen sin más demora el Tratado FACE adaptado;

30. Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución a la Vicepresidenta de la Comisión / Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, a los Gobiernos y los Parlamentos de los Estados miembros, a la OSCE, al Consejo de Europa y al Presidente, el Gobierno y el Parlamento de la Federación de Rusia.

Aviso jurídico - Política de privacidad