Propuesta de resolución - B7-0241/2014Propuesta de resolución
B7-0241/2014

    PROPUESTA DE RESOLUCIÓN sobre el Informe de 2013 relativo a los progresos realizados por Turquía

    7.3.2014 - (2013/2945(RSP))

    tras las declaraciones del Consejo y de la Comisión
    presentada de conformidad con el artículo 110, apartado 2, del Reglamento

    Ria Oomen-Ruijten en nombre de la Comisión de Asuntos Exteriores


    Procedimiento : 2013/2945(RSP)
    Ciclo de vida en sesión
    Ciclo relativo al documento :  
    B7-0241/2014

    B7‑0241/2014

    Resolución del Parlamento Europeo sobre el Informe de 2013 relativo a los progresos realizados por Turquía

    (2013/2945(RSP))

    El Parlamento Europeo,

    –       Visto el documento de trabajo de los servicios de la Comisión sobre el Informe de 2013 relativo a los progresos realizados por Turquía (SWD(2013)0417),

    –       Vista la Comunicación de la Comisión, de 16 de octubre de 2013, titulada «Estrategia de ampliación y principales retos 2013-2014» (COM(2013)0700),

    –       Vistas sus resoluciones anteriores, en particular las de 10 de febrero de 2010 sobre el Informe anual de 2009 relativo a los progresos realizados por Turquía[1], de 9 de marzo de 2011 sobre el Informe de 2010 relativo a los progresos realizados por Turquía[2], de 29 de marzo de 2012 sobre el Informe de situación 2011 sobre Turquía[3], de 18 de abril de 2013 sobre el Informe de 2012 relativo a los progresos realizados por Turquía[4] y de 13 de junio de 2013 sobre la situación en Turquía[5],

    –       Visto el Marco de negociación con Turquía, de 3 de octubre de 2005,

    –       Vistas la Decisión 2008/157/CE del Consejo, de 18 de febrero de 2008, relativa a los principios, prioridades y condiciones contemplados en la Asociación para la adhesión con la República de Turquía[6] («Asociación para la adhesión») y las decisiones previas del Consejo de 2001, 2003 y 2006 sobre la Asociación para la adhesión,

    –       Vistas las conclusiones del Consejo de 14 de diciembre de 2010, 5 de diciembre de 2011, 11 de diciembre de 2012 y 25 de junio de 2013,

    –       Vista la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea,

    –       Vistas las conclusiones del informe del comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa, de 26 de noviembre de 2013, que ponen de relieve el comportamiento inapropiado de las fuerzas del orden durante las manifestaciones de Gezi,

    –       Visto el artículo 110, apartado 2, de su Reglamento,

    A.     Considerando que las negociaciones de adhesión con Turquía se iniciaron el 3 de octubre de 2005 y que la apertura de dichas negociaciones representa el punto de partida de un largo proceso cuyo final se desconoce, sobre la base de condiciones justas y rigurosas y del compromiso de realizar reformas;

    B.     Considerando que Turquía se ha comprometido a cumplir los criterios de Copenhague, llevar a cabo unas reformas adecuadas y eficaces, mantener relaciones de buena vecindad y alinearse progresivamente con la UE; considerando que estos esfuerzos deben verse como una oportunidad para que Turquía continúe su proceso de modernización;

    C.     Considerando que la UE debe seguir siendo el punto de referencia de las reformas en Turquía;

    D.     Considerando que el pleno respeto de los criterios de Copenhague y la capacidad de integración de la UE, de conformidad con las Conclusiones del Consejo Europeo de diciembre de 2006, siguen siendo la base de la adhesión a la UE;

    E.     Considerando que el Consejo, en sus conclusiones de 11 de diciembre de 2012, respaldó el nuevo enfoque de la Comisión relativo al marco para las negociaciones con los nuevos Estados candidatos, que coloca el Estado de Derecho en el centro de la política de ampliación, y confirmó la importancia en el proceso de negociación del capítulo 23 relativo al sistema judicial y a los derechos fundamentales y del capítulo 24 relativo a la justicia, la libertad y la seguridad, que se deberían abordar en una fase temprana de las negociaciones para definir referencias claras y disponer de tiempo suficiente para introducir los cambios necesarios en la legislación, reformar las instituciones y obtener historiales sólidos de aplicación;

    F.     Considerando que, en su Comunicación titulada «Estrategia de ampliación y principales retos 2013-2014», la Comisión llegó a la conclusión de que, por su economía, su ubicación estratégica y su importante papel regional, Turquía es un socio estratégico para la Unión Europea y un componente valioso para la competitividad económica de la UE, y que en los doce meses anteriores se hicieron importantes progresos en materia de reformas; considerando que la Comisión pidió nuevas reformas y la promoción del diálogo en todo el espectro político de Turquía y en la sociedad turca en su conjunto;

    G.     Considerando que, por octavo año consecutivo, Turquía continúa sin aplicar las disposiciones derivadas del Acuerdo de asociación CE-Turquía y de su Protocolo adicional;

    H.     Considerando que, en su propio beneficio y con vistas a reforzar la estabilidad y promover unas relaciones de buena vecindad, Turquía debe esforzarse en mayor medida por resolver las cuestiones bilaterales pendientes, incluidas las obligaciones legales no resueltas y los conflictos con sus vecinos más cercanos relacionados con las fronteras terrestres y marítimas y con el espacio aéreo, de conformidad con las disposiciones de la Carta de las Naciones Unidas y con el Derecho internacional;

    I.      Considerando que Turquía tiene potencial para desempeñar un papel fundamental en la diversificación de los recursos energéticos y de las rutas para el transporte de petróleo, gas y electricidad desde los países vecinos a la UE, y que existe potencial para que tanto Turquía como la UE se beneficien de los ricos recursos en energía renovable de Turquía, creando una economía sostenible con un bajo nivel de emisiones de carbono;

    J.      Considerando que la lucha contra la corrupción a todos los niveles es un elemento importante de un Estado de Derecho que funcione debidamente;

    K.     Considerando que Turquía sigue participando activamente en su vecindad más amplia y es un importante interlocutor regional;

    Compromiso creíble y bases democráticas sólidas

    1.      Acoge con satisfacción el Informe de 2013 relativo a los progresos realizados por Turquía y comparte la conclusión de la Comisión según la cual Turquía es un socio estratégico para la UE y de que en los doce meses anteriores se hicieron importantes progresos en materia de reformas; subraya la importancia y la urgente necesidad de reformas adicionales con vistas a asegurar una mayor responsabilidad y transparencia en la administración turca y el fomento de un diálogo que abarque a todo el espectro político y la sociedad en general, en especial, mediante la participación adecuada, y un proceso de capacitación, de la sociedad civil, junto con el pleno respeto de los derechos fundamentales y del Estado de Derecho en la práctica; recuerda que el principio de la separación de poderes, el Estado de Derecho y los derechos fundamentales son esenciales en cualquier democracia, y destaca la importancia de un poder judicial imparcial e independiente en un Estado verdaderamente democrático;

    2.      Señala el poder transformador de las negociaciones entre la Unión y Turquía, y destaca la importancia que reviste un diálogo y una cooperación estrechas entre Turquía y la UE en lo relativo al proceso de reformas, de modo que las negociaciones puedan seguir proporcionando a Turquía una referencia clara y unos indicadores de referencia creíbles; subraya, por tanto, la importancia de unas negociaciones creíbles, llevadas a cabo de buena fe, sobre la base de un compromiso mutuo por parte de Turquía y de la Unión de llevar a cabo reformas efectivas destinadas a reforzar las bases democráticas de la sociedad turca, fomentar los valores fundamentales y producir un cambio positivo en las instituciones, en la legislación y en la mentalidad de la sociedad turcas; acoge con satisfacción, a este respecto, la apertura del Capítulo 22;

    3.      Se felicita por la firma del Acuerdo de readmisión entre la UE y Turquía, y el comienzo del diálogo para la liberalización de visados el 16 de diciembre de 2013; hace hincapié en la importancia de lograr un entendimiento entre Turquía y la UE sobre la relevancia para ambas partes del Acuerdo de readmisión y la hoja de ruta que conduce a la liberalización de visados​​; pide, a este respecto, que la UE preste a Turquía un apoyo técnico y financiero pleno para la aplicación del Acuerdo de readmisión, y que Turquía ponga en marcha políticas adecuadas destinadas a dar protección internacional efectiva a los solicitantes de asilo y asegurar el respeto de los derechos humanos de los migrantes; estima que la creación de la Dirección General de Gestión de la Migración y la aplicación de la Ley de extranjería y protección internacional constituyen unos primeros pasos positivos en esa dirección; recuerda que Turquía es uno de los países clave para el tránsito de la migración irregular hacia la UE y, resalta la importancia de una ratificación rápida del Acuerdo de readmisión y su aplicación efectiva por todos los Estados miembros; pide a Turquía que aplique los acuerdos de readmisión bilateral existentes íntegra y eficazmente; hace hincapié en los claros beneficios de facilitar el acceso a la UE de empresarios, académicos, estudiantes y representantes de la sociedad civil, y pide a Turquía y a la Comisión que impulsen el diálogo con vistas a realizar progresos sustanciales en la liberalización de visados;

    Cumplimiento de los criterios de Copenhague

    4.      Manifiesta su profunda preocupación por los recientes acontecimientos en Turquía en relación con las denuncias del alto nivel de corrupción; lamenta la retirada de fiscales y oficiales de policía encargados de las investigaciones originales, ya que va en contra del principio fundamental de un poder judicial independiente y afecta enormemente a las expectativas de unas investigaciones creíbles; lamenta la grave pérdida de confianza entre el Gobierno, el poder judicial, la policía y los medios de comunicación; insta al Gobierno de Turquía, por consiguiente, a que muestre un compromiso pleno con los principios democráticos, y a abstenerse de cualquier otra interferencia en la investigación y el procesamiento de los casos de corrupción;

    5.      Recuerda al Gobierno de Turquía su compromiso de erradicar la corrupción, más concretamente mediante la aplicación de la mayoría de las recomendaciones formuladas en los informes de evaluación de 2005 por el Grupo de Estados contra la Corrupción (GRECO) del Consejo de Europa; pide al Gobierno de Turquía que garantice el buen funcionamiento del Tribunal de Cuentas de conformidad con las normas internacionales pertinentes, y que asegure un acceso pleno a sus informes, incluidos los relacionados con las fuerzas de seguridad, al público y a las instituciones afectadas, en especial a la Gran Asamblea Nacional Turca; pide a Turquía que vele por la cooperación de todos los ministerios con el Tribunal de Cuentas; subraya una vez más la necesidad de crear una policía judicial que trabaje bajo las órdenes del poder judicial;

    6.      Señala el papel crucial de un sistema de contrapoderes institucionales para todo Estado democrático moderno y el papel fundamental que debe desempeñar la Gran Asamblea Nacional Turca en el centro del sistema político del país, facilitando un marco para el diálogo y la creación de consenso de todo el espectro político; manifiesta su preocupación por la polarización política y la falta de disposición del Gobierno y de la oposición para trabajar en pos de un consenso sobre las principales reformas y la redacción de una nueva Constitución para Turquía; insta a todos los interlocutores políticos, al Gobierno y a la oposición a que trabajen de manera conjunta con el fin de reforzar la pluralidad política en las instituciones del Estado y a que fomenten la modernización y la democratización del Estado y de la sociedad; hace hincapié en el papel decisivo de las organizaciones de la sociedad civil y la necesidad de que exista una comunicación suficiente con los ciudadanos sobre el proceso de reformas; pide a la mayoría política que permita la participación activa de otras fuerzas políticas y de las organizaciones de la sociedad civil en el proceso de deliberación sobre las reformas pertinentes y que tenga en cuenta sus intereses y sus puntos de vista de forma inclusiva; destaca que la reforma constitucional debe seguir constituyendo la primera prioridad del proceso hacia una mayor modernización y democratización de Turquía;

    7.      Manifiesta su preocupación por las denuncias de elaboración de perfiles de los funcionarios, los miembros de la policía y las fuerzas de seguridad por parte de las autoridades según su afiliación religiosa, étnica y política;

    8.      Destaca la urgente necesidad de seguir avanzando en la aplicación de las enmiendas constitucionales de 2010, en particular, mediante la adopción de normas sobre la protección de los datos personales y la justicia militar, así como de actos legislativos que introduzcan medidas de acción positiva en favor de la igualdad de género; subraya la importancia de aplicar con rigor estos cambios legislativos una vez que se hayan aprobado;

    9.      Felicita al Comité de Conciliación por haber alcanzado un consenso sobre 60 enmiendas constitucionales, si bien manifiesta su preocupación por la suspensión de sus trabajos y la actual falta de avances; está convencido de que deberían proseguir los trabajos sobre una nueva Constitución para Turquía, puesto que es esencial para el proceso de reformas en Turquía; señala la importancia de lograr un consenso en el marco del proceso de reforma constitucional sobre un sistema eficaz de separación de poderes y una definición inclusiva de la ciudadanía, a fin de lograr una Constitución plenamente democrática que garantice los mismos derechos a todos los ciudadanos de Turquía; subraya que Turquía, como Estado miembro del Consejo de Europa, se beneficiaría de un diálogo activo con la Comisión de Venecia sobre el proceso de reforma constitucional; subraya que el proceso de reforma constitucional debe llevarse a cabo de forma transparente e inclusiva, con la plena participación de la sociedad civil en todas las etapas;

    10.    Expresa su preocupación por la nueva Ley sobre el Consejo Superior de la Magistratura y la Fiscalía, y señala la función central fundamental que otorga al Ministerio de Justicia, discordante con el principio de un poder judicial independiente, condición previa necesaria para que exista un sistema democrático de contrapoderes consolidado; subraya que las normas que regulan la elección, la composición y el funcionamiento del Consejo Superior de Jueces y Fiscales deben ajustarse a las normas europeas, y pide al Gobierno de Turquía que mantenga estrechas consultas con la Comisión Europea y la Comisión de Venecia, y que revise la nueva Ley sobre el Consejo Superior de Jueces y Fiscales de acuerdo con sus recomendaciones;

    11.    Acoge con satisfacción el paquete de democratización presentado por el Gobierno el 30 de septiembre de 2013, y pide al Gobierno que lo aplique rápida y plenamente, que consulte debidamente a la oposición y a las organizaciones de la sociedad civil a la hora de elaborar y aplicar la legislación y que continúe sus esfuerzos de reforma para la revisión del sistema electoral, incluida la disminución del umbral del 10 %, y para la inclusión adecuada de todos los componentes de la sociedad turca a fin de reforzar la democracia y reflejar mejor el pluralismo que existe en el país; subraya la imperiosa necesidad de adoptar una legislación general contra la discriminación y de crear una autoridad para la igualdad y la lucha contra la discriminación; pide al Gobierno, por tanto, que vele por que la legislación sobre delitos motivados por el odio ofrezca protección a todos los ciudadanos y comunidades, incluidas las personas LGBTI; alienta al Gobierno a tomar medidas orientadas a mejorar los derechos de la comunidad aleví sin dilación; pide que se redoblen los esfuerzos dirigidos a hacer frente a la discriminación que padece la minoría romaní, y a aumentar las posibilidades de empleo y reducir el abandono escolar;

    12.    Acoge con agrado el establecimiento de nuevas instituciones, en concreto, la Institución del Defensor del Pueblo y la Institución Nacional de Derechos Humanos de Turquía, que empezaron a funcionar en 2013, creando así mecanismos adicionales para las personas que soliciten la protección de sus derechos y libertades fundamentales;

    13.    Lamenta profundamente la pérdida de vidas entre los manifestantes y la policía, el uso excesivo de la fuerza por parte de la policía y los actos de violencia de algunos grupos marginales; considera que las protestas en el Parque Gezi atestiguan tanto la existencia en Turquía de una sociedad civil dinámica como la necesidad de más diálogo y nuevas reformas vitales, con carácter de urgencia, para la promoción de los valores fundamentales; lamenta la evidente incapacidad de los tribunales para sancionar a los funcionarios estatales y agentes de policía responsables del exceso de violencia, la pérdida de vidas y las graves heridas ocasionadas a los manifestantes del Parque Gezi, y celebra, por consiguiente, las investigaciones administrativas en curso, iniciadas por el Ministerio del Interior, las investigaciones judiciales y las investigaciones del Defensor del Pueblo respecto de las denuncias relacionadas con los acontecimientos en el Parque Gezi como una nueva oportunidad de demostrar un compromiso pleno con el Estado de Derecho y de llevar a los responsables ante la Justicia; espera que estas investigaciones respondan sin demora y plenamente a las inquietudes; pide a Turquía la adopción de los procedimientos adecuados de revisión interna y la creación de un organismo de vigilancia independiente para los delitos cometidos por la policía; considera que los acontecimientos del Parque Gezi subrayan la necesidad de poner en marcha reformas de gran alcance con el fin de garantizar el respeto de la libertad de reunión; alienta al Ministerio del Interior y a la policía a establecer métodos para gestionar las protestas públicas de una manera más contenida, y las pide, en particular, que no detengan ni impidan el trabajo del personal médico, los abogados u otros profesionales que velan por los derechos básicos de los manifestantes;

    14.    Observa que esta oleada de protestas sin precedentes también refleja las aspiraciones legítimas de muchos ciudadanos turcos a un mayor nivel de democracia; reitera que, en un sistema político democrático, los gobiernos deben promover la tolerancia y garantizar la libertad religiosa y de convicciones de todos los ciudadanos; pide al Gobierno que respete la pluralidad y la riqueza de la sociedad turca;

    15.    Expresa su preocupación por la escasa cobertura de los medios de comunicación turcos sobre lo sucedido en el Parque Gezi y por el despido de periodistas que criticaron la reacción del Gobierno ante dichos acontecimientos; recuerda que la libertad de expresión y el pluralismo de los medios, incluidos los medios digitales y sociales, constituyen el centro de los valores europeos, y que una prensa independiente es crucial en una sociedad democrática, dado que permite a sus ciudadanos tomar parte activamente en los procesos de toma de decisiones colectivos sobre una base informada, y, por tanto, fortalece la democracia; manifiesta su preocupación sobre la nueva Ley de Internet, que establece demasiados controles y la vigilancia del acceso a Internet, y puede afectar notablemente a la libertad de expresión, el periodismo de investigación, el control democrático de las políticas gubernamentales y el acceso a información con distintos puntos de vista políticos a través de Internet; señala las serias preocupaciones manifestadas por la UE y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa, y pide al Gobierno de Turquía que revise la ley en concordancia con las normas europeas sobre libertad de prensa y libertad de expresión; reitera una vez más su preocupación por el hecho de que la mayoría de los medios de comunicación sean propiedad y estén concentrados en grandes conglomerados con una amplia gama de intereses comerciales, y señala el fenómeno generalizado y preocupante de la autocensura por parte de los propietarios de los medios y los periodistas; le preocupa la destitución de periodistas que ocupaban puestos en los medios de comunicación debido a sus críticas al Gobierno; muestra su profunda preocupación por los procedimientos empleados para castigar a los propietarios de los medios de comunicación que se muestran críticos; manifiesta su preocupación por las consecuencias de la acreditación por parte de instituciones del Estado, dirigidas principalmente contra los medios de la oposición; expresa su honda preocupación por el número particularmente elevado de periodistas actualmente en prisión preventiva que socava la libertad de expresión y de los medios de comunicación, y pide a las autoridades judiciales de Turquía que examinen y aborden estos casos lo más pronto posible; destaca la especial función de los medios de comunicación públicos en el refuerzo de la democracia, e insta a las autoridades a velar por su independencia, sostenibilidad y respeto de las normas de la Unión Europea;

    16.    Manifiesta su profunda preocupación e insatisfacción por la falta de un diálogo y de unas consultas auténticas sobre el proyecto de Ley de Internet y el proyecto de Ley sobre el Alto Consejo de Jueces y Fiscales, y señala que esto se aparta gravemente de anteriores ejemplos de buena cooperación; está hondamente preocupado por que la Ley de Internet y la Ley sobre el Alto Consejo de Jueces y Fiscales alejen a Turquía de su camino hacia el cumplimiento de los criterios de Copenhague, y pide al Gobierno de Turquía que entable un diálogo auténtico y constructivo sobre ambas leyes y sobre la legislación futura, en particular, sobre los medios y el poder judicial, y haga cuanto esté su mano por relanzar el proceso de negociación y mostrar un compromiso real con su perspectiva europea, incluida una reforma de las leyes sobre Internet y el Alto Consejo de Jueces y Fiscales;

    17.    Señala que la Delegación parlamentaria ad hoc de observación de los juicios contra periodistas en Turquía, que fue creada en 2011 y se menciona en su Resolución sobre el Informe de situación 2011 sobre Turquía y en su Resolución sobre el Informe de 2012 relativo a los progresos realizados por Turquía, ha presentado el Informe Provisional de Actividades en 2013, basado en observaciones fácticas, y presentará el Informe Final de Actividades el 1 de abril de 2014;

    18.    Señala las preocupaciones de la sociedad turca sobre el alcance excesivamente amplio del caso Ergenekon, las deficiencias de las actuaciones y las acusaciones de uso de pruebas incoherentes contra los acusados que, como en el caso Sledgehammer, socavan la aceptación de la sentencia; subraya, una vez más, a la luz de lo anterior, que el caso KCK debe demostrar la fortaleza y el funcionamiento adecuado, independiente, imparcial y transparente de las instituciones democráticas y el poder judicial de Turquía, así como el compromiso firme e incondicional con el respeto de los derechos fundamentales; pide a la Delegación de la UE en Ankara que supervise de cerca la evolución de estos casos, incluidos los posibles procedimientos de apelación y las condiciones de detención, e informe al respecto a la Comisión y al Parlamento;

    19.    Llama la atención, en especial, sobre los juicios de Füsun Erdoğan y Pinar Selek; estima que estos juicios representan un ejemplo de las deficiencias del sistema judicial turco, y manifiesta su preocupación por que el proceso contra Pinar Selek haya durado dieciséis años; insiste en que los juicios han de celebrarse con transparencia, respetando el Estado de Derecho y garantizando unas condiciones adecuadas;

    20.    Toma nota de que la aplicación del tercer paquete de reformas judiciales ha llevado a la liberación de un número significativo de detenidos y acoge con satisfacción el cuarto paquete de reformas judiciales como otro paso importante hacia un poder judicial turco conforme a las normas y valores de la UE; señala, en particular, i) la nueva e importante distinción entre la libertad de expresión, de prensa y de reunión, y la incitación a la violencia o a la comisión de actos de terrorismo, ii) la limitación del delito de apología de un delito o de un delincuente a los casos en que exista un peligro claro e inminente para el orden público, y iii) la reducción del ámbito del delito cometido en nombre de una organización, sin ser miembro de la misma, sólo a las organizaciones armadas;

    21.    Acoge con satisfacción las iniciativas adoptadas por el Consejo Superior de Jueces y Fiscales para promover la formación en derechos humanos de un gran número de jueces y fiscales y para promover una comprensión profunda y operativa de la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH); insta al Gobierno a que adopte el Plan de Acción sobre Derechos Humanos, basado en la jurisprudencia del TEDH y dirigido a abordar las cuestiones planteadas en las sentencias del Tribunal en las que se constató que Turquía había incumplido disposiciones del Convenio Europeo de Derechos Humanos; alienta al Gobierno a continuar las ambiciosas reformas judiciales basadas en la necesidad de avanzar en la defensa y la promoción de los derechos fundamentales; destaca, a este respecto, la necesidad de reformar la ley antiterrorista con carácter prioritario;

    22.    Pide a Turquía que se comprometa en la lucha contra la impunidad y que lleve a buen término los esfuerzos por adherirse al Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional;

    23.    Reafirma la importancia de abrir los capítulos 23, sobre el sistema judicial y los derechos fundamentales, y 24, sobre justicia y asuntos de interior, en una fase inicial del proceso de negociación y de cerrarlos en las últimas fases; subraya que esto sería coherente con el nuevo enfoque de la Comisión con respecto a los nuevos países candidatos; recuerda que la apertura de estos capítulos se basa en el cumplimiento de las condiciones definidas en los parámetros de referencia oficiales y destaca, por ello, que facilitar a Turquía dichos parámetros para la apertura de los capítulos 23 y 24 proporcionaría una hoja de ruta clara y daría un impulso al proceso de reformas, y aportaría, en particular, una referencia clara para el proceso de reformas en Turquía, sobre la base de las normas europeas, haciendo especial referencia al poder judicial; pide, por consiguiente, al Consejo que haga nuevos esfuerzos para facilitar los parámetros de referencia oficiales y, en último término, cuando se cumplan los criterios establecidos, para abrir los capítulos 23 y 24; pide a Turquía que coopere tanto como sea posible en este sentido; pide a la Comisión que promueva sin más demora un mayor diálogo y cooperación con Turquía en los ámbitos del poder judicial y de los derechos fundamentales y de la justicia y los asuntos de interior en el marco del Programa positivo;

    24.    Elogia la decisión de la Asamblea de Bienes Eclesiásticos de devolver las tierras del histórico Monasterio de Mor Gabriel a la comunidad siria en Turquía, en cumplimiento de la promesa hecha por el Gobierno en el marco del paquete de democratización; destaca la importancia de seguir ofreciendo un marco jurídico apropiado para la restauración de los derechos de propiedad de todas las comunidades religiosas; subraya la importancia de continuar el proceso de reforma en el ámbito de libertad de pensamiento, de conciencia y de religión, permitiendo que las comunidades religiosas obtengan personalidad jurídica, eliminando todas las restricciones relativas a la formación, el nombramiento y la sucesión de clérigos, cumpliendo así las sentencias pertinentes del TEDH y las recomendaciones de la Comisión de Venecia y eliminando todas las formas de discriminación o barreras basadas en la religión; pide al Gobierno de Turquía que estudie la solicitud de la comunidad aleví de que se reconozcan los cemevis como lugares de culto por derecho propio; subraya la importancia de eliminar todos los obstáculos para la rápida reapertura del seminario de Halki y para el uso público del título eclesiástico de Patriarca Ecuménico;

    25.    Manifiesta su apoyo a la base de datos sobre la violencia contra las mujeres que está recopilando el Ministerio de Políticas Familiares y Sociales; pide que se complete la legislación existente sobre la creación de centros de acogida para mujeres víctimas de la violencia doméstica con mecanismos de seguimiento adecuados en los casos en que las autoridades municipales no logren crear dichos centros; apoya los esfuerzos del Ministerio de Políticas Familiares y Sociales para aumentar las penas por matrimonios precoces forzados, que deben ser erradicados, y le anima a que siga por esa vía; pide que se intensifiquen los esfuerzos para erradicar los asesinatos «por cuestiones de honor»; expresa una vez más su preocupación por el bajo nivel de integración económica y social de las mujeres y su baja participación en el mercado laboral, en la política y en los niveles más altos de la administración, y alienta al Gobierno a tomar las medidas adecuadas para promover un papel más central de las mujeres en el tejido económico y político de Turquía; pide a todos los partidos políticos que tomen medidas concretas para seguir alentando el capacitación de las mujeres y su participación activa en la vida política; subraya el papel fundamental de la educación y la formación profesional en la promoción de la integración económica y social de la mujer, y la importancia de incorporar la igualdad de género en el proceso legislativo y en la aplicación de las leyes;

    26.    Apoya firmemente la iniciativa del Gobierno de buscar una solución al problema kurdo sobre la base de negociaciones con el PKK con objeto de poner fin definitivamente a las actividades terroristas del PKK; alienta al Gobierno a introducir las reformas necesarias destinadas a promover los derechos sociales, culturales y económicos de la comunidad kurda, incluida la educación en lengua kurda en las escuelas públicas, sobre la base de una consulta adecuada de las partes interesadas y de la oposición, con el objetivo general de facilitar una apertura verdadera a las reivindicaciones de derechos básicos de todos los ciudadanos en Turquía; manifiesta su preocupación ante el elevado número de causas incoadas contra escritores y periodistas que han escrito acerca de la cuestión kurda y por la detención de varios políticos kurdos, alcaldes y miembros de concejos, sindicalistas, abogados, manifestantes y defensores de derechos humanos en relación con el juicio contra la Unión de Comunidades del Kurdistán (KCK); pide a la oposición que apoye activamente las negociaciones y las reformas como un paso importante en beneficio de la sociedad turca en su conjunto; pide a las autoridades turcas y a la Comisión que cooperen estrechamente para evaluar qué programas del Instrumento de Ayuda de Preadhesión (IPA) podrían utilizarse para promover el desarrollo sostenible en el sureste del país, en el marco de las negociaciones sobre el capítulo 22;

    27.    Celebra el esperado rápido cumplimiento de la declaración de intenciones del Gobierno turco sobre la reapertura de una escuela para la minoría griega en la isla de Gökçeada (Imbros), medida que constituye un paso positivo hacia la preservación del carácter bicultural de las islas de Gökçeada (Imbros) y Bozcaada (Ténedos), en consonancia con la Resolución 1625 (2008) de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa; observa, no obstante, que hacen falta más medidas para abordar los problemas a los que se enfrentan los miembros de la minoría griega, en particular en lo que a sus derechos de propiedad se refiere; pide a las autoridades turcas en este sentido, dado el número cada vez menor de miembros de esta minoría, que alienten y ayuden a las familias de minorías expatriadas que deseen volver a la isla;

    28.    Considera que el diálogo social y la participación de los interlocutores sociales son vitales para el desarrollo de una sociedad próspera y plural y constituyen la vía para fomentar la integración social y económica en la sociedad en su conjunto; subraya la importancia de seguir avanzando en los ámbitos de la política social y del empleo, en particular para eliminar todos los obstáculos al buen funcionamiento y a la labor libre de trabas de los sindicatos, estableciendo una estrategia nacional de empleo, luchando contra el trabajo no declarado, ampliando la cobertura de los mecanismos de protección social y aumentando las tasas de empleo entre las mujeres y las personas con discapacidad; toma nota de la aplicación de nuevas disposiciones legislativas sobre los derechos sindicales tanto en el sector público como en el privado, en particular en las pequeñas y medianas empresas, y pide a Turquía que haga todos los esfuerzos posibles para armonizar la legislación con las normas de la OIT; subraya la importancia de abrir el capítulo 19 sobre política social y empleo;

    Establecimiento de relaciones de buena vecindad

    29.    Toma nota de los continuos esfuerzos por parte de Turquía y Grecia por mejorar sus relaciones bilaterales, también a través de reuniones bilaterales; lamenta, no obstante, que no se haya retirado aún la amenaza de casus belli declarada a Grecia por la Gran Asamblea Nacional Turca; insta al Gobierno de Turquía a que ponga fin a las reiteradas violaciones del espacio aéreo y de las aguas territoriales de Grecia, así como a los vuelos de aeronaves militares turcas sobre las islas griegas;

    30.    Pide al Gobierno turco que firme y ratifique cuanto antes la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar (UNCLOS), que forma parte del acervo comunitario, y recuerda la plena legitimidad de la zona económica exclusiva de la República de Chipre; pide a Turquía que respete los derechos soberanos de todos los Estados miembros, incluidos los relativos a la exploración y explotación de los recursos naturales en territorios o aguas de su soberanía;

    31.    Reitera su firme apoyo a la reunificación de Chipre, sobre la base de un acuerdo justo y viable para ambas comunidades, y se felicita, a este respecto, de la declaración conjunta de los dirigentes de las dos comunidades sobre la reactivación de las conversaciones relativas a la reunificación de Chipre y el compromiso de ambas partes de alcanzar un acuerdo basado en una federación con dos comunidades y dos zonas geográficas en pie de igualdad política, y en que el Chipre unido tendrá, como miembro de las Naciones Unidas y de la UE, una sola personalidad jurídica internacional, una soberanía única y una sola ciudadanía chipriota unida; elogia el compromiso alcanzado por ambas partes de crear una atmósfera positiva para garantizar que las conversaciones tengan éxito, y las medidas de creación de confianza para apoyar el proceso de negociación; pide a Turquía que apoye activamente estas negociaciones con miras a una solución justa, global y viable bajo los auspicios del Secretario General de las Naciones Unidas y de conformidad con las resoluciones pertinentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas; pide a Turquía que comience a retirar sus fuerzas de Chipre y transfiera la zona inaccesible de Famagusta a las Naciones Unidas, de conformidad con la Resolución 550 (1984) del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas; pide a la República de Chipre que abra el puerto de Famagusta, bajo la supervisión aduanera de la UE, con el fin de promover un entorno positivo para la solución satisfactoria de las negociaciones de reunificación en curso y permitir a los turco-chipriotas comerciar directamente y de un modo legal aceptable para todos; toma nota de las propuestas del Gobierno de Chipre para abordar las cuestiones antes mencionadas;

    32.    Acoge con satisfacción la declaración conjunta de ambos alcaldes, el Sr. Alexis Galanos y el Sr. Oktay Kayalp, de 10 de diciembre de 2013, en la que expresan su firme apoyo a la reunificación de Famagusta;

    33.    Acoge con satisfacción la decisión de Turquía de otorgar al Comité sobre Personas Desaparecidas el acceso a una zona militar vallada en la parte norte de Chipre y alienta a Turquía a que permita el acceso del Comité a los principales archivos y zonas militares para proceder a las exhumaciones; reclama que se conceda especial consideración al trabajo llevado a cabo por el Comité de Personas Desaparecidas;

    34.    Destaca la importancia de un enfoque general y coherente en materia de seguridad en el Mediterráneo Oriental, y pide a Turquía que propicie el diálogo político entre la UE y la OTAN levantando su veto a la cooperación UE-OTAN con la inclusión de Chipre y, al mismo tiempo, pide a la República de Chipre que levante su veto a la participación de Turquía en la Agencia Europea de Defensa;

    35.    Insta a Turquía y a Armenia a normalizar sus relaciones ratificando sin condiciones previas los protocolos sobre el establecimiento de relaciones diplomáticas, abriendo la frontera y mejorando activamente sus relaciones, haciendo especial hincapié en la cooperación transfronteriza y la integración económica;

    Avance en la cooperación UE-Turquía

    36.    Lamenta la negativa de Turquía a cumplir su obligación de aplicar íntegramente y de manera no discriminatoria el Protocolo Adicional del Acuerdo de Asociación CE-Turquía respecto de todos los Estados miembros; recuerda que esta negativa sigue afectando profundamente al proceso negociador;

    37.    Señala que Turquía sigue siendo el sexto mayor socio comercial de la UE y que la UE es el socio principal de Turquía, ya que el 38 % de su comercio total se destina a la UE, y casi el 71 % de las inversiones extranjeras directas procede de la UE; acoge con satisfacción la evaluación en curso de la Comisión sobre la Unión Aduanera UE-Turquía con objeto de evaluar su impacto en ambas partes y las formas de actualizarla, e insta a Turquía a que elimine las restricciones restantes a la libre circulación de bienes;

    38.    Considera que, habida cuenta del papel estratégico de Turquía como eje y fuente de abundantes recursos energéticos renovables, ha de prestarse atención a una estrecha colaboración entre la UE y Turquía en el ámbito energético y a la importancia de iniciar negociaciones sobre el capítulo 15 relativo a la energía con vistas a promover un marco normativo adecuado; destaca, además, la importancia de incluir a Turquía en el proceso de formulación de la política energética de Europa; subraya que el cambio climático, las energías renovables y la eficiencia energética son prioridades que se han de acometer, y resalta, a este respecto, el potencial existente para una cooperación entre la UE y Turquía sobre cuestiones relacionadas con la energía ecológica; pide a la Comisión que dé prioridad a la financiación de proyectos relacionados con las energías renovables, las redes energéticas y la interconectividad en Turquía; pide a Turquía que aplique plenamente la legislación sobre evaluación del impacto ambiental sin excepción para los grandes proyectos;

    39.    Observa la participación cada vez mayor de Turquía en el sureste de Europa, especialmente en Bosnia y Herzegovina, y anima a las autoridades turcas a que armonicen su posición con la PESC de la UE, a que coordinen sus actividades diplomáticas con la Alta Representante / Vicepresidenta de la Comisión y a que intensifiquen la cooperación con los Estados miembros de la UE;

    40.    Acoge con satisfacción el compromiso de Turquía de prestar asistencia humanitaria a casi un millón de refugiados sirios; pide a Turquía que vigile de cerca sus fronteras para evitar la entrada de combatientes y armas con destino a los grupos que se cree están implicados en violaciones sistemáticas de los derechos humanos o no comprometidos con la transición democrática en Siria; considera que la UE, Turquía y otras partes interesadas internacionales deben intentar activamente desarrollar una visión estratégica conjunta para promover una solución política en Siria sin demora y apoyar la estabilidad política y económica en la región, con especial referencia a Jordania, Líbano, Irán e Irak; señala, en especial, las difíciles condiciones en que se encuentra la comunidad de refugiados alauitas sirios, que ha buscado refugio en los arrabales de las grandes ciudades, y pide a Turquía que garantice que les puede llegar ayuda de manera eficaz; destaca la importancia de asegurar que los refugiados tengan acceso a la educación y el empleo y expresa, al mismo tiempo, su preocupación por las repercusiones socioeconómicas de las comunidades de refugiados en las ciudades y pueblos próximos a los campos de refugiados; pide a la Comisión, a los Estados miembros y a la comunidad internacional que colaboren estrechamente con Turquía a la hora de ayudar a los refugiados;

    °

    °       °

    41.    Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución al Consejo, a la Comisión, a la Alta Representante / Vicepresidenta de la Comisión, al Secretario General del Consejo de Europa, al Presidente del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, a los Gobiernos y los Parlamentos de los Estados miembros y al Gobierno y el Parlamento de la República de Turquía.