Procedimiento : 2015/2747(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : B8-0718/2015

Textos presentados :

B8-0718/2015

Debates :

Votaciones :

PV 09/07/2015 - 12.12
CRE 09/07/2015 - 12.12
Explicaciones de voto

Textos aprobados :

P8_TA(2015)0276

PROPUESTA DE RESOLUCIÓN
PDF 136kWORD 67k
Véase también la propuesta de resolución común RC-B8-0716/2015
7.7.2015
PE565.696v01-00
 
B8-0718/2015

tras una declaración del Presidente

presentada de conformidad con el artículo 123, apartado 2, del Reglamento


sobre la conmemoración de Srebrenica (2015/2747(RSP))


Ivan Jakovčić, Jozo Radoš, Izaskun Bilbao Barandica, Dita Charanzová, Marielle de Sarnez, Juan Carlos Girauta Vidal, Petr Ježek, Ilhan Kyuchyuk, Louis Michel, Javier Nart, Urmas Paet, Maite Pagazaurtundúa Ruiz, Marietje Schaake, Pavel Telička, Ramon Tremosa i Balcells, Ivo Vajgl en nombre del Grupo ALDE

Resolución del Parlamento Europeo sobre la conmemoración de Srebrenica (2015/2747(RSP))  
B8-0718/2015

El Parlamento Europeo,

–       Vista su Resolución, de 15 de enero de 2009, sobre Srebrenica(1),

–       Visto el Acuerdo de Estabilización y Asociación entre las Comunidades Europeas y sus Estados miembros, por una parte, y Bosnia y Herzegovina, por otra, firmado en Luxemburgo el 16 de junio de 2008 y ratificado por todos los Estados miembros,

–       Vistas las conclusiones del Consejo sobre Bosnia y Herzegovina, de 16 de marzo de 2015,

–       Vistas las Resoluciones 827 (1993), 1551 (2004) y 1575 (2004) del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas,

–       Visto el artículo 123, apartado 2, de su Reglamento,

A.     Considerando que, el 11 de julio de 1995, la ciudad de Srebrenica, situada en el este de Bosnia, que había sido proclamada zona segura por la Resolución 819 (1993) del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, sucumbió ante las fuerzas al mando del general Ratko Mladić, que actuaba bajo la autoridad del entonces presidente de la República Srpska, Radovan Karadžić;

B.     Considerando que, durante varios días de matanzas tras la caída de Srebrenica, más de 8 000 hombres y niños musulmanes, que habían buscado un lugar seguro en esa zona bajo el amparo de las Fuerzas de Protección de las Naciones Unidas (UNPROFOR), fueron ejecutados de manera sumarísima por las fuerzas serbobosnias bajo las órdenes del general Mladić y por fuerzas paramilitares, incluidas unidades de policía irregular; que casi 30 000 mujeres, niños y ancianos fueron expulsados en una campaña de limpieza étnica masiva, que convirtió a este suceso en el mayor crimen de guerra cometido en Europa desde el final de la Segunda Guerra Mundial;

C.     Considerando que esta tragedia, declarada un acto de genocidio por el Tribunal Penal Internacional para la Antigua Yugoslavia (TPIY), se produjo en un refugio proclamado seguro por las Naciones Unidas y que, por tal motivo, es ahora un símbolo de la impotencia de la comunidad internacional para intervenir en el conflicto y proteger a la población civil inocente;

D.     Considerando que se perpetraron múltiples violaciones del Convenio de Ginebra contra civiles de Srebrenica, incluidas las deportaciones de miles de mujeres, niños y ancianos, así como la violación de un gran número de mujeres;

E.     Considerando que, a pesar de los esfuerzos desplegados para descubrir y exhumar las fosas comunes y tumbas individuales, los cuerpos de casi 1 200 hombres y niños de Srebrenica todavía no han sido localizados e identificados;

F.     Considerando que, el 30 de enero de 2015, el TPIY confirmó las sentencias de cinco oficiales de alto rango del ejército serbobosnio condenados por su participación en la tragedia de Srebrenica en 1995; que esta es la primera sentencia definitiva por genocidio; que algunos de los oficiales condenados dependían directamente del antiguo líder del ejército Ratko Mladić, quien está siendo actualmente procesado por el TPIY;

G.     Considerando que las deficiencias en los mecanismos de toma de decisiones de la UE y la falta de una auténtica política exterior y de seguridad común también desempeñó un papel negativo en el desarrollo de los acontecimientos;

1.      Recuerda y honra a todas las víctimas de las atrocidades cometidas durante las guerras en la antigua Yugoslavia; expresa sus condolencias y su solidaridad a las familias de las víctimas;

2.      Destaca que la prevención oportuna y el castigo eficaz de los genocidios y los crímenes contra la humanidad deben contarse entre las principales prioridades de la UE;

3.      Pide al Consejo, a la Comisión y a los Estados miembros que hagan todo cuanto esté en su mano para que actos tan monstruosos no vuelvan a tener lugar jamás en Europa;

4.      Subraya la importancia de las políticas de reconciliación, y resalta el importante papel de las autoridades religiosas, los medios de comunicación y los sistemas educativos en este difícil proceso;

5.      Pide al Consejo y a la Comisión, en la víspera del aniversario de la tragedia de Srebrenica-Potočari, que reiteren el compromiso de la UE con la perspectiva europea de todos los países de los Balcanes Occidentales y apoyen los procesos de adhesión, no en último término favoreciendo el aumento de la cooperación regional;

6.      Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución al Consejo, a la Comisión, a los Gobiernos de los Estados miembros, al Gobierno y al Parlamento de Bosnia y Herzegovina y a sus entidades, así como a los Gobiernos y Parlamentos de los países de los Balcanes Occidentales.

(1)

DO C 46 E de 24.2.2010, p. 111.

Aviso jurídico - Política de privacidad