Procedimiento : 2015/2747(RSP)
Ciclo de vida en sesión
Ciclo relativo al documento : B8-0720/2015

Textos presentados :

B8-0720/2015

Debates :

Votaciones :

PV 09/07/2015 - 12.12
CRE 09/07/2015 - 12.12
Explicaciones de voto

Textos aprobados :


PROPUESTA DE RESOLUCIÓN
PDF 126kWORD 62k
7.7.2015
PE565.698v01-00
 
B8-0720/2015

tras una declaración del Presidente

presentada de conformidad con el artículo 123, apartado 2, del Reglamento


sobre la conmemoración de Srebrenica (2015/2747(RSP))


Miloslav Ransdorf, Kateřina Konečná, Barbara Spinelli en nombre del Grupo GUE/NGL

Resolución del Parlamento Europeo sobre la conmemoración de Srebrenica (2015/2747(RSP))  
B8-0720/2015

El Parlamento Europeo,

–       Visto el artículo 123, apartado 2, de su Reglamento,

A.     Considerando que en julio de 1995, en la ciudad bosnia de Srebrenica, que había sido declarada zona segura por las Naciones Unidas, unos 8 000 bosnios musulmanes fueron asesinados y miles de mujeres, niños y ancianos fueron deportados a la fuerza; que se trata de la mayor matanza y el mayor crimen de guerra cometidos en Europa desde el final de la Segunda Guerra Mundial; que el 11 de julio de 2015 se cumple el vigésimo aniversario de la matanza;

B.     Considerando que este trágico suceso fue la culminación de una serie de atrocidades nacionalistas y de actividades bélicas perpetradas entre y serbios y musulmanes de Bosnia en el periodo 1992-1995;

C.     Considerando que la disolución de Yugoslavia provocó una guerra sangrienta y la intervención extranjera en la región de los Balcanes Occidentales; que los acontecimientos ocurridos en aquella época en los Balcanes Occidentales reflejan también el fracaso de la UE, de sus Estados miembros y de la comunidad internacional en su conjunto para crear una política encaminada a evitar crisis;

D.     Considerando que los trágicos acontecimientos de Srebrenica dejaron profundas secuelas emocionales en los supervivientes y crearon obstáculos perdurables para la reconciliación política entre los distintos grupos étnicos de Bosnia y Herzegovina y de la región; que, a pesar de los esfuerzos por encontrarlos y exhumarlos de fosas comunes y tumbas individuales, todavía no se han localizado e identificado los restos de casi 1 200 hombres y niños de Srebrenica;

1.      Recuerda y rinde homenaje a todas las víctimas de las atrocidades; expresa sus condolencias y su solidaridad a las familias de las víctimas, muchas de las cuales viven sin una confirmación definitiva del destino de sus padres, hijos, maridos o hermanos;

2.      Señala que la matanza que se produjo hace veinte años en Srebrenica sigue siendo una herida abierta en la historia de la región; insta a todos los países y a todas las comunidades a que sigan trabajando por la reconciliación y la cooperación; destaca la importancia de programas educativos que promuevan la comprensión de las causas que propiciaron estas atrocidades y sensibilicen sobre la necesidad de fomentar los derechos humanos y la tolerancia interétnica;

3.      Llega a la conclusión de que las fuerzas internacionales bajo el mandato de las Naciones Unidas desempeñaron un papel trágico, al no conseguir evitar los crímenes de guerra que se perpetraron en Srebrenica; afirma que es necesario desarrollar mejores mecanismos para la prevención de crisis;

4.      Pide que se siga investigando la responsabilidad de los mandos militares de todos los bandos implicados en el conflicto entre serbios y musulmanes de Bosnia durante el periodo 1992-1995 en Srebrenica;

5.      Hace hincapié en que llevar ante la justicia a los responsables de crímenes cometidos en la guerra de Bosnia y Herzegovina es un paso importante hacia la reconciliación en la región; toma nota de los esfuerzos realizados hasta el momento y lamenta el carácter incompleto de las investigaciones de los crímenes cometidos por todas las partes implicadas, también en el caso de Naser Oric;

6.      Señala que, dos décadas después de haberse firmado los Acuerdos de Dayton, siguen sin resolverse algunos problemas políticos fundamentales; opina que se necesita urgentemente una nueva iniciativa política para Bosnia y Herzegovina y que es necesario alejarse del enfoque etnocéntrico para la solución de los problemas y mitigar las diferencias entre grupos étnicos buscando soluciones pacíficas, viables y duraderas que puedan obtener apoyo de los distintos grupos dentro de Bosnia y Herzegovina; estima que ha llegado el momento de poner fin a la presencia militar extranjera en Bosnia y Herzegovina; pide a las élites políticas del país que asuman una mayor responsabilidad por sus acciones;

7.      Expresa su profunda preocupación con respecto a la situación económica y social; destaca que resolver esta cuestión básica es clave para un desarrollo estable de la región; pide a los Gobiernos de los países de la región y a la UE que reconozcan que el desarrollo económico y social es la prioridad principal de la población de la región y actúen en consecuencia; subraya la importancia de mejorar la colaboración regional y transfronteriza;

8.      Encarga a su Presidente que transmita la presente Resolución al Consejo, a la Comisión, a los Gobiernos de los Estados miembros, al Gobierno y al Parlamento de Bosnia y Herzegovina y a sus entidades, así como a los Gobiernos y Parlamentos de los países de los Balcanes Occidentales.

Aviso jurídico - Política de privacidad