Volver al portal Europarl

Choisissez la langue de votre document :

 Índice 
 Texto íntegro 
Acta literal de los debates
Jueves 16 de noviembre de 2006 - Estrasburgo Edición DO

Informe anual del Defensor del Pueblo Europeo - 2005 (debate)
MPphoto
 
 

  Robert Atkins (PPE-DE). (EN) Señor Presidente, felicito al señor Schwab. Ha presentado un informe muy bueno y me complace haber participado en él.

El Defensor del Pueblo ha tenido un notable éxito en sus actividades, pero irónicamente su éxito ha suscitado más interés. Sin embargo, en realidad son buenas noticias para la tarea de la Comisión de Peticiones, de la que depende el Defensor del Pueblo y cuyo trabajo conjunto con él es tan importante.

Estoy totalmente de acuerdo con la señora Wallis en que es esencial dar a conocer a los ciudadanos de la Unión Europea las posibilidades de subsanar agravios, en particular las que existen bajo los auspicios del Defensor del Pueblo y la Comisión de Peticiones.

Yo, como todo el mundo, felicito al señor Diamandouros por sus éxitos, especialmente, si puedo decirlo así, por su firme voluntad en el pasado, el presente y el futuro de explicar la utilización de sus poderes a los nuevos Estados miembros y animarles a utilizar sus servicios. Tenemos previsto hacer lo mismo en nombre de la Comisión de Peticiones y quiero decir que la combinación de un Comisario de Suecia, donde se originó la figura el Defensor del Pueblo, y un Defensor del Pueblo de Grecia, cuna de la democracia, es poderosa y muy influyente.

Me interesan en particular los informes especiales del Defensor del Pueblo. Sabrá que soy el ponente frustrado de uno de esos informes, relacionado con la OLAF. Debe saber, al igual que esta Cámara, que no permitiré que se olvide esta cuestión. La transparencia y la tramitación abierta han de prevalecer y este informe debe ser y será abordado cuando concluya el proceso judicial.

Tal y como ha dicho su presidente, la Comisión de Peticiones es cada vez más importante y pronto debe dejar de ser la comisión Cenicienta que cierra la lista de las de menor importancia. Las actividades del Defensor del Pueblo y de la Comisión de Peticiones son muchas, variadas y crecen exponencialmente. El Parlamento y la Conferencia de Presidentes han de expresarles su reconocimiento y otorgarles la autoridad que merecen.

(Aplausos)

 
Aviso jurídico - Política de privacidad