Index 
 Previous 
 Next 
 Full text 
Procedure : 2021/2747(RSP)
Document stages in plenary
Select a document :

Texts tabled :

RC-B9-0349/2021

Debates :

PV 10/06/2021 - 7.1
CRE 10/06/2021 - 7.1

Votes :

PV 10/06/2021 - 9
PV 10/06/2021 - 15

Texts adopted :

P9_TA(2021)0289

Debates
XML 66k
Thursday, 10 June 2021 - Strasbourg Revised edition

7.1. Breach of the UN Convention of the Rights of the Child and the use of minors by the Moroccan authorities in the migratory crisis in Ceuta
Video of the speeches
PV
MPphoto
 

  Die Präsidentin. – Als nächster Punkt der Tagesordnung folgt die Aussprache über sechs Entschließungsanträge zum Verstoß gegen das Kinderrechtsübereinkommen der Vereinten Nationen und die Benutzung von Minderjährigen durch die marokkanischen Behörden während der Migrationskrise in Ceuta (2021/2747(RSP))*.

____________

* Siehe Protokoll.

 
  
MPphoto
 

  Juan Ignacio Zoido Álvarez, autor. – Señora presidenta, esta Resolución común es una buena Resolución para la Unión Europea y es una buena Resolución también para España. Ceuta y Melilla son parte fundamental de España desde hace siglos y, por tanto, forman parte de la Unión Europea. Por eso, los problemas de Ceuta y Melilla son europeos y sus fronteras son fronteras de toda la Unión.

La Unión Europea vio con preocupación la crisis migratoria y diplomática del pasado mes de mayo y por eso se vio obligada a intervenir inmediatamente. El rechazo al uso de la migración, sobre todo de menores, como presión política contra un Estado miembro tiene que ser claro y firme. Rechazo absoluto.

El ingreso hospitalario del líder del Frente Polisario, Brahim Gali, debería, quizás, haberse gestionado por las autoridades españolas teniendo en cuenta todas las circunstancias del caso, incluidas las que han alegado las autoridades marroquíes. Pero ello no justifica la respuesta por parte de Marruecos fuera de las vías diplomáticas establecidas, consintiendo una crisis migratoria de la dimensión que se vivió en esos momentos en Ceuta.

La población de Ceuta se enfrentó —y hay que destacarlo— a una situación crítica a la que supo reaccionar con un civismo ejemplar, al igual que las fuerzas y cuerpos de seguridad y las fuerzas armadas desplegadas en la ciudad autónoma, que, con la colaboración de la Cruz Roja, lograron gestionar la crisis con la mayor profesionalidad y celeridad, haciéndonos sentir una vez más a los españoles enormemente orgullosos de ellos.

No olvidemos que podrán cambiar los Gobiernos, podrán cambiar los flujos migratorios, pero lo que no va a cambiar nunca es nuestra geografía. Marruecos y Europa seguirán compartiendo una frontera terrestre y, por ello, estamos obligados a entendernos y a superar por las vías del diálogo y la diplomacia las diferencias que surjan. Y las relaciones de buena vecindad deben presidir la convivencia entre marroquíes y europeos.

Como ministro del Interior viví en primera persona la estrecha colaboración que mantenemos españoles y europeos con Marruecos. Por eso, creo que es imprescindible que se recuperen inmediatamente las relaciones diplomáticas y que la buena convivencia sea la que presida las relaciones.

 
  
MPphoto
 

  Nacho Sánchez Amor, autor. – Señora presidenta, en toda relación entre vecinos y socios, como lo son la Unión Europea y Marruecos, es normal que puedan surgir roces, problemas, diferencias de criterio y malentendidos. No puede producir asombro que sobre diferentes asuntos tengamos legítimas posiciones distintas en Bruselas y en Rabat. Lo preocupante es que, en el marco de un desacuerdo, se opte por abandonar los cauces del diálogo diplomático para recurrir a formas de presión impropias de Estados amigos y, en este caso ⸻y la Resolución se ciñe a eso⸻, poniendo en riesgo a miles de personas, muchas de ellas menores.

No obstante, esta Resolución, que cuenta con el consenso de los principales grupos, contiene términos constructivos porque el interés de la Unión es superar esta situación anómala. Hay una idea que quiero destacar. Es inútil intentar que esto se limite a una situación bilateral entre Marruecos y España. Eso es no entender la lógica de la Unión.

Y el mejor ejemplo es lo que pasó en marzo de 2020 en la frontera de Grecia y Turquía, porque lo que desde la Unión Europea se dijo entonces es válido para esta situación similar y cualquier otra futura. Este es un asunto europeo porque es una frontera europea y porque los jóvenes que cruzaron no querían quedarse a vivir en Ceuta, querían ir a París y a Berlín y a Ámsterdam.

Por parte de la Unión, incluida España, no ha habido escalada alguna. La Unión y todos sus miembros han mantenido una postura firme pero paciente y contenida. El Gobierno español y las autoridades de Ceuta han manejado el asunto con extremada eficiencia, dada su escala, que representa en un solo día tener un aumento de población del 10 %. Imaginen cincuenta millones de personas entrando en un día en la Unión Europea. Y, además, dando la debida protección a los menores, cuyo retorno todos sabemos que requiere atender muchas garantías.

Finalizo con una mínima referencia a un asunto para nosotros incluso colateral. La Unión, incluida España, no se ha movido un milímetro de su tradicional posición sobre el Sáhara Occidental. Posición de décadas perfectamente conocida y en línea con las Naciones Unidas. Una posición europea permanente que no ha dificultado una magnífica relación con Marruecos, que es la relación a la que todos en la Unión Europea, incluida España, queremos volver cuanto antes.

 
  
MPphoto
 

  Jordi Cañas, autor. – Señora presidenta, los pasados 17 y 18 de marzo casi 10 000 personas, entre ellas cerca de 1 500 niños y menores no acompañados, entraron ilegalmente en la ciudad española de Ceuta ante la pasividad y la complicidad de la policía de fronteras marroquí. Pero lo que impactó al conjunto de la ciudadanía europea fueron las imágenes de niños y menores siendo rescatados por miembros de la policía, del ejército, de las ONG españolas, evitando que se ahogaran al intentar entrar a nado en la ciudad poniendo en riesgo sus vidas.

Esta entrada de inmigrantes estuvo permitida y activamente impulsada por Marruecos, como confirman las imágenes de policías marroquíes abriendo la verja fronteriza y el propio reconocimiento oficial de su ministro de Asuntos Exteriores, quien afirmó que esta crisis era el resultado, es decir, la respuesta a las supuestas segundas intenciones hostiles de España con respecto al Sáhara Occidental. «Hay actos que tienen consecuencias», dijo también la embajadora de Marruecos en España.

Por mucho que insista Marruecos, este no es un tema bilateral. Este es un tema que afecta a todos los europeos, porque hablamos del respeto de los derechos humanos y, especialmente, del respeto de los derechos de los niños. A los niños no se los lanza al mar para hacer política. Marruecos es un país socio, estratégico, de la Unión Europea. Es el mayor receptor de ayudas y fondos europeos. Pero la importancia de nuestras relaciones no puede ser una coartada o una excusa para mirar hacia otro lado cuando se vulneran derechos humanos a plena luz del día.

Europa no puede ni debe aceptar chantajes de Marruecos ni de ningún otro país que utilice el control de fronteras y el drama de la inmigración irregular. Nadie tiene más ganas de desescalar las tensiones que quienes las sufren, pero desescalar no debe pasar por ignorar la violación de los derechos de los niños en el ensayo de una especie de «marcha verde» infantil. La mejor manera de desescalar es desincentivar comportamientos inaceptables y exigir el respeto de estos derechos fundamentales.

Esta Resolución lanza un mensaje claro, firme, pero con espíritu constructivo: rechazar el uso, por parte de Marruecos, del control fronterizo y la migración, especialmente de menores no acompañados, como presión política a un Estado miembro de la Unión Europea y a toda la Unión Europea con ello.

Porque con la vida de los niños no se juega. La vida y los derechos de los niños se protegen. Y estoy convencido de que este Parlamento así lo hará.

 
  
MPphoto
 

  Salima Yenbou, auteure. – Madame la Présidente, nos enfants ne sont-ils pas la plus grande richesse de nos pays? Notre trésor le plus précieux? Protéger nos enfants n’est-il pas notre plus grand devoir?

Avec notre résolution sur la situation des migrants mineurs marocains à Ceuta, le Parlement européen demande la fin du chantage migratoire, qui se joue de la misère humaine et utilise des enfants et des adultes pour un objectif géopolitique; le strict respect du droit international et des droits humains dans la prise en charge des enfants migrants aux frontières comme sur le territoire de l’Europe; et enfin, la résolution du conflit du Sahara occidental selon le droit international – droit à l’autodétermination et fin de l’occupation. Tout ceci en vue d’apaiser les relations de l’Europe avec le Maroc et de pouvoir sereinement poursuivre notre coopération, si importante notamment pour les jeunes de nos deux rives.

Au-delà de la solidarité européenne et de la protection des enfants, cette résolution est aussi un message de soutien envers les Marocaines et les Marocains, les enfants qui errent encore dans les rues de Ceuta, les parents angoissés et les femmes-mulets.

 
  
MPphoto
 

  Jorge Buxadé Villalba, autor. – Señora presidente, la Unión Europea debe dejar de ocultar las verdaderas causas que han permitido a Marruecos lanzar contra las fronteras de España a niños. Durante años, los Gobiernos europeos han dado la bienvenida a la inmigración ilegal con la excusa de que vienen a pagar nuestras pensiones y necesitamos mano de obra barata. Han engañado a quienes venían, ofreciéndoles un paraíso, y han abandonado a los europeos, que hoy sufren las consecuencias en las calles.

Marruecos, como ya hizo Turquía, ha podido chantajear a Europa saltando sus fronteras por la debilidad de los Estados miembros en la lucha contra la inmigración ilegal. Por eso no podemos firmar una Resolución que oculta esta realidad y que asume el relato que han vendido los Gobiernos de Marruecos y de España. Una Resolución que pide a la Comisión más dinero para separar a los niños de sus familias, que es donde deben estar, y que aplaude a un Gobierno que ha sido incapaz de defender los derechos de los niños y colabora con esa vulneración de derechos, repartiéndolos por todo el territorio nacional y azuzando al efecto llamada. Un Gobierno que ha prohibido ilegalmente a los ciudadanos de Ceuta manifestarse en la defensa de su derecho a vivir seguros.

Es el momento de proclamar que las naciones europeas quieren garantizar el derecho de los menores a no emigrar, a crecer con sus familias y a contribuir al crecimiento de sus naciones. Igual que nuestro deber es defender nuestras fronteras, garantía de nuestra libertad y nuestro futuro.

Exigimos que la Unión Europea imponga sanciones a Marruecos, empezando por endurecer los controles a cada camión que llega a España con productos ilegales que compiten ilegalmente. Y, en su caso, condicionando la percepción de fondos al cumplimiento de sus obligaciones en el control de la inmigración ilegal, la persecución de las mafias y, por supuesto, el combate contra el yihadismo.

Las fronteras de España han sido atacadas y, si no somos directamente duros con Marruecos, este lo volverá a hacer con más inmigrantes y con más menores. La defensa de las fronteras de Europa no depende de resoluciones, sino de acciones decididas y contundentes.

 
  
MPphoto
 

  Miguel Urbán Crespo, autor. – Señora presidenta, desde hace veinticinco años no tenemos un debate sobre la situación de los derechos humanos en Marruecos, y no porque no existan múltiples razones para ello, sino porque, para la mayoría de este Parlamento, lo único que importa es que Marruecos sea un buen policía de fronteras. Y poco importan los derechos en el Sáhara ocupado, los derechos de los periodistas y activistas encarcelados o de los inmigrantes. Y, por eso, callan ante las violaciones por parte de Marruecos o ante los miles de devoluciones ilegales realizadas por el Gobierno español, que ha comprado el discurso migratorio de la extrema derecha.

No es la primera vez que Marruecos utiliza las vidas de personas migrantes para chantajear a la Unión Europea y a España. Pero todo vale para tapar sus violaciones de derechos humanos o justificar su ocupación ilegal del Sáhara.

Por eso, la crisis humanitaria en Ceuta no se acabará retomando la cooperación en materia migratoria con Marruecos. Solo cambiando la política migratoria de la Unión Europea, podremos afrontar esta crisis humanitaria: cambiando esa política migratoria, asegurando pasajes seguros y legales, para no seguir subcontratando a regímenes sin escrúpulos, como Marruecos, para que nos hagan el trabajo sucio. Mientras esto no cambie, seguiremos siendo cómplices de sus crímenes y estaremos a merced de sus chantajes.

Hay que cambiar nuestra política migratoria. Hay que respetar los derechos humanos y hay que denunciar las violaciones de Marruecos.

 
  
MPphoto
 

  Andrey Kovatchev, on behalf of the PPE Group. – Madam President, this debate today has two main goals. Firstly, to express our European solidarity with the people in Spain, and especially the people of Ceuta, with all migrants, also with all involved in the recent migration crisis. Secondly, to decrease the tensions and to avoid such kinds of migration crises happening in the future.

The border of Ceuta is our common European border and we all have a joint responsibility to protect it. What we know for certain is that, on 7 May, around 9 000 people – mostly Moroccan citizens, among which there were 1 200 minors – were able to cross illegally the European external border around Ceuta.

This happened in the context of the decision of the Spanish authorities to secretly let the leader of the Polisario Front into Spain for humanitarian reasons, in a hospital under a fake name. We cannot hide that bad management by the left—wing Spanish Government around this humanitarian visit also contributed to the worsening of the situation, but this cannot be a reason to start a migration crisis.

It is in our common interest that we learn from this and not let it happen again in the future. Morocco is historically, and especially in the last decades, a strong EU partner in many important fields like migration – in the last years, Morocco prevented around half a million people coming into the European Union – human trafficking, security, exchange of relevant information with Member States, counter—terrorism, trade, economy, energy, etc.

I believe that our Parliament today must give a clear sign to ease the tensions and to return to a constructive and reliable EU—Morocco partnership. This is to ensure the swift and safe return of all minors in Ceuta to their families, while safeguarding their interests and rights.

I would like to make a protest, because the Tabling Desk rejected our split vote on the title under Rule 158(2), which we don’t understand. I expect from the President – please, Madam President – an explanation as to why it was not admissible. This is not according to the rules, and the interpretation which was done is based on a voluntary evaluation by somebody in the Tabling Desk. This is an official protest by the EPP. Thank you very much. Because the title does not correspond with the reality, on the UN Charter.

 
  
MPphoto
 

  President. – I will check this question and come back to you.

 
  
MPphoto
 

  Bettina Vollath, im Namen der S&D-Fraktion. – Sehr geehrte Frau Präsidentin, Frau Kommissarin! Am 19. Mai erreichte der 16-jährige Ashraf, von Marokko losgeschickt, unter Lebensgefahr mittels Plastikflaschen das Ufer Ceutas. Ashraf ist einer von jenen, die an diesem Mittwoch nicht einfach zu Hause eine schöne Zeit verbracht haben, so wie es Minderjährige eigentlich tun sollten. Nein, Ashraf – und mit ihm viele andere Kinder – wurden an diesem Tag zum Druckmittel einer unmenschlichen Politik.

Dieser völlig inakzeptable Vorfall und die daher sehr schwierige diplomatische Situation erfordern zweifellos eine ganz besondere Sensibilität der europäischen Behörden. Eine geflüchtete Person, bei der auch nur die Vermutung besteht, dass sie minderjährig ist, muss besonders geschützt und darf keinesfalls mit Gewalt zurückgedrängt werden.

Damit sich nicht wiederholt, was wir in Ceuta oder auch im Februar 2020, als die Türkei plötzlich die Grenze für geöffnet erklärt hatte, beobachten mussten, gibt es nur einen Weg: Menschenrechte – und damit auch Kinderrechte – immer und ohne Wenn und Aber zu garantieren.

 
  
MPphoto
 

  Nathalie Loiseau, au nom du groupe Renew. – Madame la Présidente, la Méditerranée est notre berceau, celui de civilisations qui, de la Grèce à Al-Andalus, ont fait de nous ce que nous sommes.

Mais depuis des années, la Méditerranée est devenue le tombeau de milliers de migrants qui y ont perdu la vie. Ces migrants, ce ne sont pas des statistiques, ce sont des êtres humains, des hommes, des femmes, des enfants dont le souffle a été éteint par une vague plus haute que les autres, une embarcation qui se retourne, la soif, l’épuisement.

Depuis des années, le Maroc coopère étroitement avec l’Union européenne pour lutter contre les trafics d’êtres humains. Le royaume chérifien est devenu un peu moins un pays de départ ou de transit des migrants et beaucoup plus un pays de destination. Ses défis sont les nôtres. Les enfants qui ont traversé la frontière vers Ceuta doivent être rendus à leurs familles. Je salue l’annonce du roi du Maroc en faveur du retour des mineurs non accompagnés.

J’appelle l’Espagne et le Maroc à surmonter leurs différends et à reprendre rapidement un dialogue apaisé. Ne faisons jamais des migrants les otages de nos désaccords politiques et, lorsqu’ils sont mineurs, n’oublions jamais l’intérêt supérieur des enfants qu’ils sont encore.

 
  
MPphoto
 

  Ernest Urtasun, on behalf of the Verts/ALE Group. – Madam President, the cooperation between the EU and Morocco should be based on trust and mutual respect. The use of migration as a tool for foreign policy purposes will strongly be rejected by this Parliament. The images of desperate children trying to reach the shores of Ceuta, and of desperate mothers trying to take them back home, is a deplorable episode that this Parliament cannot tolerate.

The international Convention on the Rights of the Child imposes obligations that cannot be ignored. Border management should be organised in full compliance with international legislation on human rights. I would like to welcome the efforts of the Spanish administration to urgently relocate more than 200 unaccompanied minors. The underlying conflict of what happened in Ceuta is the future of Western Sahara, after the decisions taken during the last days of the Trump administration.

Today, the Parliament will reaffirm the EU’s long-standing position about the need to find a solution under international law, and in full compliance with the resolutions of the United Nations.

 
  
MPphoto
 

  Maximilian Krah, im Namen der ID-Fraktion. – Frau Präsidentin, liebe Kollegen! Wir werden diese Entschließung unterstützen, denn sie kritisiert mit Recht das, was an der Grenze von Ceuta passiert ist. Unsere spanischen Freunde verdienen alle Unterstützung dieses Hauses und von allen europäischen Völkern, denn sie verteidigen an ihrer Grenze letztlich die innere Sicherheit unserer Mitgliedsländer.

Dennoch sollten wir eines nicht vergessen: An den Problemen, die wir haben, an der Migrationskrise, in der wir uns befinden, ist nicht Marokko schuld – das sind wir immer noch selbst. Wir sind gefordert, eine Migrationspolitik zu verfolgen, die unsere Grenzen schützt und die das klare Signal nach außen setzt: Wer sich illegal und unberechtigt auf den Weg macht, hat keine Chance, hereinzukommen.

No way, heißt es in Australien. Und no way ist das Signal, das wir vermissen lassen, womit wir die Elenden erst dazu animieren, zu kommen. Wir müssen unsere eigenen Signale nach außen ändern, damit es zu solchen Situationen nicht mehr kommt.

Was Marokko angeht, müssen wir zweischneidig verfahren: zum einen klarmachen, dass wir Provokationen nicht dulden, zum anderen aber auch den Marokkanern zeigen, dass sie geschätzte Partner sind. Wer Polisario unterstützt, provoziert solche Krisen wie in Ceuta.

Und deshalb das Signal heute: Marokko, wir bleiben mit euch verbunden, aber wir erwarten, dass ihr Regeln einhaltet. Und die Erwartungen an Sie: Sagen Sie endlich no way zu illegaler Migration!

 
  
MPphoto
 

  Charlie Weimers, on behalf of the ECR Group. – Madam President, Morocco sent more than 9 000 migrants to Ceuta. It has repeatedly weaponised migrants, both its own citizens and foreigners, holding Spain’s borders hostage to achieve its foreign policy objectives. Now over six million Moroccans want to leave. What if they send 80 or 800 000 and refuse to accept the returns? Suspend EU development aid transfers to Morocco? Sanction the administration? The European Parliament today expresses solidarity with the people of Spain, and indeed it should – Ceuta es España – but it’s time for this House to face the cold, hard truth. This is solidarity on paper only. With your migration policy we will remain hostages until we adopt a zero-tolerance policy towards illegal entry and fully secure our borders.

 
  
MPphoto
 

  Pernando Barrena Arza, en nombre del Grupo The Left. – Señora presidenta, señorías, la reciente crisis migratoria en Ceuta y Melilla y la sobreactuación de Marruecos por la hospitalización en La Rioja del presidente de la República Árabe Saharaui Democrática, Brahim Gali, han evidenciado que el régimen alauí es una anocracia que gestiona sus relaciones internacionales desde la amenaza y el chantaje y que, además, aprovecha la debilidad de la actuación exterior de la Unión y su nefasta política migratoria.

¿Cómo se puede calificar a un régimen que usa a sus niños como carne de cañón, que azuza las pateras a Canarias o el salto a Ceuta, que criminaliza a sus ciudadanos más desprotegidos, o que se desentiende de la repatriación de sus menores? ¿Ustedes creen que en estas condiciones Marruecos puede seguir siendo un socio preferente para la Unión Europea?

La actitud de la Unión no puede ser mirar hacia otro lado. Es hora de activar las cláusulas de derechos humanos del tratado comercial Unión Europea-Marruecos. Es hora de exigir el respeto a los derechos civiles y políticos de la ciudadanía del Rif. Y es hora de que la Unión Europea y sus Estados miembros reconozcan a la República Árabe Saharaui Democrática. Solo así podremos terminar con la amenaza y el chantaje permanente de Marruecos contra la Unión.

 
  
MPphoto
 

  Clara Ponsatí Obiols (NI). – Madam President, more than 1 500 children breached the African enclave of Ceuta during our last session in May.

Spanish law and UN rules prohibit the expulsion of minors before studying each case individually. But NGOs and the press have documented that many of these children were illegally ushered back to Morocco by the Spanish authorities. They also report that the Spanish police used violence, beating migrants, pushing them into the sea, and firing teargas into the buffer zone between Spain and Morocco.

The agreement between Spain and Morocco to regulate immigration is very similar to the agreement of the EU with Turkey. Morocco takes care of Spain’s dirty work just like Turkey does for the EU. Leaving the EU’s borders in the care of autocratic regimes, like Morocco and Turkey, gives them the power to use migrants as a tool of their political agendas, which is used without any regard of human rights.

Migration policies based on gambling with human rights are inefficient, discriminatory, and humiliating for the EU. They are plain wrong, and they must end right now.

 
  
MPphoto
 

  Francisco José Millán Mon (PPE). – Señora presidenta, las imágenes de Ceuta que todos vimos en televisión hablaban por sí solas. Numerosos niños, y también adultos, que cruzan una frontera europea ante la inaceptable pasividad de los guardias de Marruecos.

La primera reacción fue de perplejidad. La actitud marroquí no se corresponde, además, con el nivel de nuestras relaciones bilaterales. La Unión Europea y España mantienen con Marruecos una intensa cooperación política, económica y comercial, en materia de emigración, de seguridad y también de lucha antiterrorista, cultural, y un largo etcétera.

El Gobierno español, con sus errores, no debe dilapidar el patrimonio de entendimiento mutuo, e incluso de complicidad, construido con Marruecos a lo largo de muchos años. Pero Marruecos, con su irresponsable e inadmisible respuesta, ha puesto en peligro estos profundos vínculos y también la relación con la Unión Europea.

Los Gobiernos de España y Marruecos deben reemprender cuanto antes el camino del diálogo franco y de la cooperación, abandonando la parálisis. La Unión Europea debe contribuir activamente a ello. Es la hora de la diplomacia, no del silencio ni tampoco del megáfono.

 
  
MPphoto
 

  Isabel Santos (S&D). – Senhora Presidente, não, os migrantes e refugiados não podem ser usados como arma de arremesso. Colocar a vida de menores em risco constitui uma gravíssima violação do direito internacional e não pode passar sem reação. Marrocos é um parceiro importante na região, mas a parceria exige confiança e respeito e não admite chantagem. A defesa dos princípios do superior interesse da criança e da unidade familiar são inalienáveis. Situações como a que ocorreu em Marrocos recentemente e como a que ocorreu no ano passado na fronteira da Grécia só serão evitáveis se formos capazes de rever definitivamente a nossa política de migração e asilo e assumirmos de forma solidária as nossas obrigações de proteção internacional. O tempo corre e exige que os Estados-Membros garantam, no quadro do Pacto para a Migração e Asilo, uma melhor forma de proteger os menores não acompanhados na União Europeia, pondo termo aos desaparecimentos e a todo o tipo de atropelos a que estão sujeitos.

 
  
MPphoto
 

  Maite Pagazaurtundúa (Renew). – Señora presidenta, comisaria Dalli, señorías, hoy este Parlamento debe lanzar un mensaje claro de que el respeto de las fronteras de un Estado miembro es el de todos los europeos. El presidente del Consejo, la presidenta de la Comisión y el comisario Schinas enviaron este fuerte mensaje a las autoridades marroquíes.

Otro mensaje que debe lanzar este Parlamento es que en Ceuta pudo ocurrir una tragedia humanitaria y que los niños, apartados de sus familias, fueron utilizados de una forma inaceptable, y todo no vale.

Este Parlamento, en mi opinión, debe emitir otro mensaje: sin duda, es tiempo, siempre debe serlo, de una buena política de vecindad. La Unión ha respetado y respeta al Reino de Marruecos y dicho respeto debe ser mutuo, como se ha demostrado durante décadas.

Es el momento de mirar hacia adelante, de trabajar para dar una solución digna a todos esos menores no acompañados que se han visto atrapados fuera de sus casas, para que vuelvan con sus familias.

Es tiempo de que la Unión apruebe una política de migración y asilo común, y es tiempo de ordenar la migración legal.

 
  
MPphoto
 

  Jordi Solé (Verts/ALE). – Señora presidenta, no hay ningún conflicto de soberanía que justifique jugar con familias, con menores, con sus aspiraciones a una vida mejor, y poner en riesgo su integridad física. La población y la inmigración no pueden ser moneda de cambio en conflictos diplomáticos.

Las autoridades marroquíes han convertido temerariamente un conflicto bilateral diplomático en un conflicto humanitario entre la Unión Europea y Marruecos, y a su vez, la respuesta de las autoridades españolas, con presuntas expulsiones colectivas ilegales y denuncias de abusos policiales, pone de relieve, una vez más, las graves carencias de la gestión europea de la inmigración.

Hay que rebajar la tensión, sí, pero hay que recordar que los conflictos enquistados como el del Sáhara Occidental siempre acaban generando inestabilidad y tensiones, y, por lo tanto, es urgente trabajar para encontrar una solución en los términos de las Naciones Unidas y aplicando el derecho de autodeterminación.

La Unión Europea debería ser más proactiva en la resolución de este conflicto.

 
  
MPphoto
 

  Silvia Sardone (ID). – Signora Presidente, onorevoli colleghi, la Spagna socialista giustamente pone l'esercito a fronteggiare 9 000 immigrati marocchini entrati illegalmente a Ceuta. La Danimarca, guidata dai socialdemocratici, blocca del tutto l'arrivo di immigrati, anche i richiedenti asilo. Gli Stati Uniti dei democratici dicono chiaramente no ai nuovi migranti, e che fanno? Chiudono le frontiere.

L'immigrazione senza freni è un danno economico e sociale, lo stanno capendo in tanti. La vostra ipocrisia e la vostra propaganda pro accoglienza sono una presa in giro per i cittadini europei e anche per gli stessi immigrati. Li illudete di un futuro migliore in Europa, che poi si rivela un incubo, e lo vediamo nelle nostre città dove si moltiplicano i senzatetto e i delinquenti stranieri. Matteo Salvini ha lottato per difendere i confini italiani e ora è scandalosamente sotto processo. Pensate che solo quest'anno in Italia sono già arrivati oltre 15 000 immigrati. Quando c'era Salvini, nello stesso periodo, erano all'incirca 2 000.

L'Europa che fa? Continua ad abbandonare gli Stati di confine. Il vostro stucchevole buonismo è lo specchio del vostro fallimento. La solidarietà europea è una gigantesca balla. Avete scandalosamente applaudito Carola Rackete. Il vostro immobilismo favorisce i trafficanti di uomini. Vi dovreste vergognare. E invece ancora ci regalate propaganda sul valore positivo dell'immigrazione. Questi dibattiti sono inutili, sono inutili perché poi non fate nulla per contrastare veramente l'immigrazione clandestina.

 
  
MPphoto
 

  Manu Pineda (The Left). – Señora presidenta, Marruecos vuelve a chantajearnos, esta vez del modo más sucio: utilizando el hambre y la miseria de su propio pueblo en este infame intento por forzar a la Unión Europea a reconocer la soberanía de Rabat sobre el Sáhara Occidental.

El tirano marroquí hace esto porque sabe que le da fruto y porque sabe que solemos responder a sus chantajes soltándole ingentes cantidades de dinero o llegando a acuerdos en los que se le permite disponer de forma ilegítima de los recursos naturales del Sáhara Occidental. También le facilitamos esta extorsión cuando le cedemos el control de la frontera sur de España, que es una frontera de la Unión Europea.

Tenemos que decir basta ya, acabar con los ilegales acuerdos comerciales que expolian los recursos del Sáhara Occidental y obligar a los veintisiete Estados miembros a acoger de forma solidaria a las personas migrantes y refugiadas que llegan a nuestras fronteras exteriores.

Mandemos recursos de la Unión Europea para las poblaciones de acogida. Evitemos que la gente de Ceuta, de Melilla, de Canarias o de Algeciras cargue sobre sus espaldas la falta de solidaridad interna de la Unión Europea.

 
  
  

Puhetta johti HEIDI HAUTALA
varapuhemies

 
  
MPphoto
 

  Javier Zarzalejos (PPE). – Señora presidenta, nadie como España sabe de la importancia de Marruecos como socio comercial, como interlocutor político y como aliado estratégico. Nadie como España tiene con Marruecos una relación tan cercana, hasta el punto de compartir frontera en dos ciudades españolas como Ceuta y Melilla. Y, por tanto, nadie como España desea la mejor relación con el Reino de Marruecos.

Por eso, es sencillamente inaceptable que una crisis diplomática se convierta en una estrategia deliberada de desestabilización de una ciudad española. Y es inaceptable que la queja de Marruecos o sus reivindicaciones se expresen a través de una violación masiva de una frontera española, que es, a la vez, frontera exterior de la Unión Europea.

Marruecos ha cometido un serio error y esta Resolución lo describe bien. Pedimos que al menos de momento no lo agrave. Porque no queremos quedar instalados en la crisis, sino superarla. Y esta Resolución apuesta por una relación con Marruecos plena y fructífera, que desarrolle todo su potencial. Pero una relación que no prosperará si queda contaminada por estrategias de presión que no tienen cabida en el marco de cooperación y de interés mutuo en el que nos tenemos que mover todos. También Marruecos.

 
  
MPphoto
 

  Juan Fernando López Aguilar (S&D). – Señora presidenta, atengámonos a la letra de la Resolución, que es contenida, escueta, pero también equilibrada.

Primero: Marruecos es un vecino y socio estratégico de la Unión Europea y valoramos una cooperación basada en el respeto mutuo en materia de terrorismo, en materia de seguridad, en materia de comercio, pero también en materia de inmigración.

Segundo: lo sucedido en Ceuta el 17 de mayo no ha sido una crisis migratoria, ha sido una situación con componentes políticos y diplomáticos en una frontera exterior de la Unión Europea, la única terrestre con África ⸻junto con Melilla⸻, que exige una respuesta unitaria de toda la Unión Europea, especialmente en relación con la protección de los menores, cuyos derechos y cuyo interés superior deben prevalecer a uno y otro lado de la frontera.

Y tercero: la Resolución apoya el esfuerzo de las autoridades de Ceuta y de las autoridades españolas en su respuesta. Pero, sobre todo, apuesta por una recuperación de la cooperación diplomática basada en el Derecho internacional humanitario, en el derecho de protección de los menores, en la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos del Niño y en una gestión responsable de las fronteras exteriores, incluida esta, la única terrestre con África, junto con Melilla, de toda la Unión Europea.

 
  
MPphoto
 

  Ilhan Kyuchyuk (Renew). – Madam President, the situation in Ceuta shouldn’t be ignored, and we have to debate the topic. This shows us that the EU migration policy is still not meeting the challenges ahead of us. But instead of confrontation, we have to work on how to strengthen the cooperation. Bilateral disagreements between both partners should be addressed through diplomatic dialogue.

Morocco, like Qatar, the Maghreb and sub-Saharan Africa is under increasing pressure, particularly concerning minor children, and the authorities have always been clear that enhanced cooperation in combating illegal migration is needed. This was proved a few days ago when the country made a proposal for enhanced cooperation, which has been very positively welcomed by the European Commission. Our strategic partnership should not be undermined. We need to calm the situation by resuming bilateral dialogue.

 
  
MPphoto
 

  Bernhard Zimniok (ID). – Frau Präsidentin, werte Kollegen! Die Migrationseskalation in Ceuta hat uns zweierlei Dinge vor Augen geführt.

Zum einen den migrationspolitischen Missbrauch von Kindern zur Durchsetzung staatlicher Interessen. Das ist unwürdig und stellt ohne Frage eine Verletzung des UN-Kinderrechtsübereinkommens durch Marokko dar. Hier werden Kinder schamlos und rücksichtslos als Migrationswaffe benutzt.

Zum anderen zeigt dies aber auch zum wiederholten Male das völlige Versagen der EU in der Migrationspolitik. Ceuta wurde erst durch eine völlig verquere Migrationspolitik ermöglicht, da die Sicherheit der Außengrenzen in fremde Hände gelegt wird. Die EU ist völlig abhängig von anderen Staaten, sei es nun Marokko oder die Türkei.

Dabei ist die Lösung doch so einfach: ein effektiver Grenzschutz und zugleich die rigorose Zurückweisung illegaler Migranten an den Außengrenzen. Dazu müssen wir auch die Boote mit den Illegalen wieder sicher an ihren Abfahrtsort zurückschleppen. Auch müssen endlich die sogenannten Seenotretter zur Rechenschaft gezogen werden, denn ohne diesen Pull-Faktor hätte es sicherlich keine tausenden Ertrunkenen gegeben. Innerhalb kürzester Zeit würden dann die Todeszahlen im Mittelmeer auf Null sinken. Wird die Migrationswaffe als Druckmittel genutzt, muss die EU endlich entschlossen dagegenhalten, wirkungsvolle Sanktionen verhängen und Entwicklungsgelder einfrieren.

Es ist also ganz einfach, werte Kollegen: Schützen wir unsere Grenzen und retten wir gleichzeitig wertvolles Leben! Sie müssten sich nur endlich dazu mal aufraffen und den notwendigen politischen Willen dazu zeigen.

 
  
MPphoto
 

  Gabriel Mato (PPE). – Señora presidenta, Marruecos es y tiene que seguir siendo un socio preferente de la Unión Europea, pero también un socio leal. Y los socios leales no abren las puertas de su valla fronteriza para que miles de migrantes atraviesen la frontera con un destino incierto. Los socios leales no permiten, y mucho menos alientan, que miles de menores lleguen a España por la frontera sur de Europa. Los socios leales no amenazan, no utilizan el dolor y la tragedia de la inmigración ilegal como represalia a determinadas actuaciones, por muy nefasta que entiendan que haya sido la actuación de un Gobierno concreto.

Estamos hablando de personas, de vidas humanas. Y no podemos aceptar otra vía que la diplomática. En Canarias lo sabemos bien, y por eso les puedo decir que asuntos como el de la inmigración ilegal y de los menores no acompañados los tenemos que afrontar entre todos. Las actuaciones unilaterales no conducen a nada bueno.

Marruecos es y debe continuar siendo un amigo y socio preferente. Pero eso no nos puede impedir rechazar lo vivido en Ceuta ni recordar que la integridad territorial de cada Estado miembro es innegociable.

 
  
MPphoto
 

  Jan-Christoph Oetjen (Renew). – Frau Präsidentin, verehrte Kolleginnen und Kollegen! Unsere Solidarität gilt den Bürgern von Ceuta, und unsere Unterstützung an dieser Stelle muss den Kindern gelten, die für politische Zwecke missbraucht werden. In Ceuta sehen wir heute die Probleme, die entstehen, weil wir keine funktionierende EU-Migrationspolitik haben.

Dabei haben die EU und Marokko eigentlich die gleichen Interessen. Und ich bin sicher, dass wir mit Handel, wirtschaftlicher Zusammenarbeit und vor allen Dingen einer Kooperation im Bereich der Arbeitsmigration eine Win-Win-Situation entwickeln können – für die EU und für Marokko.

Und ich erwarte an dieser Stelle auch mehr Vorschläge von der Kommission, wie sie das Thema Arbeitsmigration in den Mittelpunkt stellen kann. Denn wenn wir die Arbeitsmigration nicht mitdenken, werden wir die Probleme im Bereich der Migration nicht lösen.

Für mich ist aber klar, dass die Missachtung von Kinderrechten und Menschenrechten keine Grundlage für eine gute Kooperation sein kann, und ich wünsche mir, dass die Spannungen, die entstanden sind zwischen Spanien und Marokko, bald beigelegt werden und wir wieder zu einer diplomatischen Zusammenarbeit kommen, denn Marokko ist und bleibt für uns ein strategischer Partner.

 
  
MPphoto
 

  Susanna Ceccardi (ID). – Signora Presidente, onorevoli colleghi, esercizio di stile per la sinistra italiana ed europea. Provate a sostituire il nome di Sánchez con quello di Matteo Salvini. Spagna: il governo Sánchez manda l'esercito per respingere i migranti. "Abbiamo già respinto 4 800 migranti entrati irregolarmente a Ceuta", dichiarava Sánchez il 19 di maggio al Parlamento spagnolo. "Abbiamo il sostegno inequivocabile dell'Unione europea." Eh già! Sánchez può giustamente esercitare il diritto e il dovere di difendere i confini della propria nazione con il supporto dell'Unione europea.

Dove sono quelli che tifavano per la condanna di Matteo Salvini per aver respinto i migranti? In questa stessa Aula hanno il coraggio e la coerenza di voler condannare Sánchez per i respingimenti? Che ne dite della Open Arms, ONG spagnola che finora ha scaricato i migranti da noi in Italia? La prossima volta chiederemo al governo italiano di fare una telefonata a Sánchez e mandarli in Spagna. Voglio proprio sentirli i benpensanti della sinistra che ci impongono di accogliere i migranti portati in Italia da ONG spagnole.

Non abbiamo timore di sostenere apertamente l'azione del governo spagnolo, anche se di sinistra. Hanno difeso i confini spagnoli e quindi anche quelli europei. Non abbiamo neppure paura di condividere dichiarazioni della Vicepresidente degli Stati Uniti, la democratica Kamala Harris. Anche loro, a dispetto dei proclami, hanno finalmente deciso di abbandonare la dottrina dei confini aperti e annunciato che respingeranno tutti i migranti che tenteranno di superare il confine statunitense.

Noi non usiamo due pesi e due misure o solidarietà di convenienza. La sinistra può dire lo stesso?

 
  
MPphoto
 

  Izaskun Bilbao Barandica (Renew). – Señora presidenta, la crisis que hemos vivido en Ceuta puede convertirse en una oportunidad si aprovechamos algunas de las lecciones que nos deja.

La primera: el comportamiento de Marruecos en esta crisis no es el de un socio estratégico, pero es más útil buscar soluciones que intercambiar reproches. Toda la Unión está concernida por esta situación. Marruecos no ofrece expectativas atractivas a su juventud. Mal asunto para cualquier país. La colaboración Europa-Marruecos, y es un principio que vale para toda África, debe centrarse en cambiar esa situación. Nadie se va de su casa si tiene un futuro allí.

La segunda es que hay que tomarse en serio de una vez el papel de las autoridades locales y regionales en la determinación de las políticas de inmigración, porque son las que atienden, dan servicios y gestionan el proceso de integración. Ceuta y Canarias son el ejemplo de la disfunción que produce marginar este nivel de gobernanza en las mesas en que se deciden estas políticas.

La tercera es que hay que establecer a nivel europeo un sistema objetivo para compartir la responsabilidad de acoger. En el caso de Ceuta se utilizó la propuesta Share, que lleva trabajando desde hace tiempo el Gobierno vasco con decenas de regiones europeas. Corredores humanitarios y cuotas de acogida evitarían muchas crisis.

 
  
MPphoto
 

  Dominique Bilde (ID). – Madame la Présidente, chers collègues, le vice-président de la Commission Margaritis Schinas a bien pu évoquer un chantage dans l’affaire des migrants à Ceuta, toute comparaison avec le bras de fer mené par le sultan Erdoğan serait nulle et non avenue.

En effet, non seulement la Turquie est tenue au contrôle des migrants par un accord de 2016, adossé tout de même à la somme exorbitante de 6 milliards d’euros, mais dans le cas d’espèce, les chiffres parlent d’eux-mêmes. Dès le mois de mai, 5 600 des quelque 8 000 migrants marocains avaient déjà été renvoyés d’Espagne. Du reste, n’est-il pas déconcertant qu’il incombe au roi du Maroc lui-même de réclamer publiquement le rapatriement des intéressés et de déplorer la complexité des procédures en vigueur? En l’occurrence, on apprenait en effet, par voie de presse, que certaines autorités espagnoles auraient refusé de confier des mineurs aux forces auxiliaires du Maroc sous le prétexte d’une soi-disant brutalité; fait qui, s’il était confirmé, illustrerait le double discours du gouvernement socialiste de Madrid, réputé jusqu’à présent pour sa sensibilité immigrationniste.

S’il y a donc une leçon à tirer de ce triste épisode, c’est celle de l’incompétence de l’Union européenne en matière migratoire. Il faut également dénoncer toute ingérence absurde, au lendemain de la décision américaine concernant le Sahara occidental, sur la question du Front Polisario, alors même que des inquiétudes persistent quant à la gestion de l’aide humanitaire européenne aux camps de réfugiés de Tindouf placés sous le contrôle effectif de cette organisation.

 
  
MPphoto
 

  Helena Dalli, Member of the Commission. – Madam President, the European Union has a long-standing and clear position on human rights, which are at the heart of our action and an essential component of our internal and external policies. Special attention is drawn to the most vulnerable groups and, in particular, to children.

The EU has a long-standing partnership with Morocco, one of our closest neighbours and a key ally in many strategic fields. For many years already, the EU and Morocco have had excellent cooperation on migration, leading to recognised results, particularly in recent years.

We fully share the many concerns expressed about the events of three weeks ago in Ceuta, which led to an unprecedented number of people, including many children, trying to cross the Spanish—Moroccan border, risking their lives at sea. The EU publicly expressed its position on this at several levels, and I take this opportunity to reiterate our full solidarity with Spain with regard to their efforts to address the challenges of irregular migration. We therefore remain confident that similar situations will not happen again and that a close cooperation with Morocco, respectful of human rights and shared commitments and values, will be preserved.

Effective responses to the challenges represented by migration flows will require further dialogue with Morocco as a country of transit, origin and destination. In this spirit, and in the name of our strong relationship, we consider that it is paramount to reinforce our cooperation in search of common solutions. Our cooperation is based on dialogue, responsibility, mutual trust and respect, and aimed at providing concrete solutions, which include addressing together the socio-economic root causes of migration in the wider perspective of EU—Africa migration cooperation.

In this context, the EU welcomes the decision to facilitate the re—entry of unaccompanied and duly identified Moroccan minors, which Morocco officially announced a few days ago. We hope that this decision can be implemented effectively soon, ensuring the best interests of the child. This crisis also reveals the need to turn to the future and to a fresh start in European migration policies. The New Pact on Migration and Asylum gives us this chance, proposing mutually beneficial partnerships with third countries.

The EU values its close partnership with Morocco and is fully committed to cooperating in the interest of our mutual prosperity and security and to jointly address common challenges. The EU will also use this privileged partnership to continue addressing migration, including, in particular, respect for migrants’ human rights. We will do so by reinforcing our dialogue and concentration, confident that this will lead to better political and humanitarian results, and make sure that similar events do not happen again.

 
  
MPphoto
 

  Puhemies. – Keskustelu on päättynyt.

Äänestys toimitetaan tänään.

Kirjalliset lausumat (171 artikla)

 
  
MPphoto
 
 

  Joachim Stanisław Brudziński (ECR), na piśmie. – Jesteśmy świadkami dramatycznych wydarzeń, jakie mają miejsce na granicy terytorium Unii Europejskiej, pomiędzy Hiszpanią a Królestwem Maroka. Jest czymś niedopuszczalnym, by podczas jakichkolwiek sytuacji kryzysowych wykorzystywać dzieci lub też nieletnich, a to miało właśnie miejsce podczas szturmu nielegalnych imigrantów na hiszpańskie miasto Ceuta.

W tekście rezolucji nie powinniśmy ukrywać, dlaczego doszło do tej sytuacji. Ukrywać to, że ktoś przecież obiecywał tym ludziom istny raj na terytorium Unii Europejskiej. Umożliwienie kilkudziesięciu tysiącom nielegalnych imigrantów szturmu na terytorium Hiszpanii, w tym tak wielu dzieciom i nieletnim to swoisty szantaż. Te dzieci nie powinny być oddzielane od swoich rodziców, powinny spokojnie wzrastać w rodzinach w kraju, gdzie się urodziły, nie być zaś instrumentalnie traktowane i zmuszane do rozdzielenia z rodziną i przymusowej imigracji. Umożliwienie takiej rzeszy imigrantów, w tym około 1200 nieletnim szturmu na terytorium Hiszpanii to działanie skrajnie nieodpowiedzialne, groźne i prowokujące, przeczące dobrosąsiedzkim stosunkom, jakie UE od lat stara się utrzymywać z Królestwem Maroka. Te wydarzenia pokazują nam, jak bardzo polityka migracyjna Unii Europejskiej wymaga zdecydowanej zmiany, by zapobiegać takim sytuacjom w przyszłości. By nie wysyłać sprzecznych sygnałów, lecz konsekwentnie realizować sprawdzający się na świecie program: zero tolerancji dla nielegalnych imigrantów, również na terenie Unii Europejskiej.

 
Last updated: 21 September 2021Legal notice - Privacy policy