«El miedo no protege; la información sí»

Gunnar Chequea la salud de los pasajeros y les asesora Estonia, Tallin

La reapertura de puertos y aeropuertos debe gestionarse con sumo cuidado para evitar una segunda oleada de COVID-19. En Tallin, voluntarios de la Cruz Roja Estonia, como Gunnar, echan una mano. «Mi papel es garantizar que todos los pasajeros que llegan estén bien informados y sepan cómo tomar las precauciones necesarias para evitar la propagación del virus. Hacemos un chequeo a los pasajeros, les tomamos la temperatura y los asesoramos en lo básico», nos cuenta. Los voluntarios de la Cruz Roja tienen un papel importante en la pandemia. Informan y enseñan a la gente, les quitan falsas ideas de la cabeza y atajan los rumores y el pánico. Tallin es solo un ejemplo más de tantas ciudades de toda Europa que cuentan con iniciativas similares. El Parlamento pide que las fronteras interiores de la UE se abran del todo y lo antes posible, sin discriminar en función de la nacionalidad, para que la economía europea pueda reactivarse. Aquí puedes encontrar más información. https://www.europarl.europa.eu/news/es/headlines/priorities/fronteras-europeas/20200506STO78514/covid-19-reapertura-de-las-fronteras-schengen-que-puede-hacer-la-ue

«Contando historias, compartiendo nuestras alegrías y éxitos, podremos vencer»

Pille Ofrece ayuda a los padres mediante la campaña «Read Aloud» («Lee en voz alta») Estonia, Tallin

El coronavirus sigue propagándose y la mayor parte de quienes solían trabajar en oficinas afronta de repente la realidad de un nuevo espacio de trabajo: su propio hogar. Las escuelas de toda Europa han cerrado sus puertas a los alumnos (solo acceden sus trabajadores esenciales), lo que significa que la mayoría de las familias están pasando ahora largos períodos de tiempo juntos en casa. Tener que hacer malabarismos con los compromisos laborales y una vida familiar estresante puede resultar abrumador. Aquí es donde entra la campaña «Lee en voz alta». Pille y su equipo ayudan a los padres que trabajan desde casa y que buscan actividades educativas e interesantes para sus hijos. «Lee en voz alta» anima a los niños a leer, escuchar historias e incluso a crear las suyas propias. Esta ayuda se brinda en forma de llamadas individuales mediante Facebook o Skype, ajustándolas al nivel de lectura de cada niño y asegurando que su interés se mantiene. La capacidad de practicar la lectura en voz alta asegura que los niveles académicos se sigan mejorando, al tiempo que aumenta la confianza de los niños.

«Quedarse en casa no significa renunciar a una enseñanza de calidad»

Maria Emprendedora en EdTech: hace lo posible para que nadie se quede sin su dispositivo móvil Estonia, Tallin

La solidaridad y la ayuda mutua son más importantes que nunca para superar la pandemia de COVID-19. Por eso, Maria pone en contacto a famlias estonias para que puedan ayudarse mutuamente. Los estudiantes estonios tienen clases en casa por internet, pero no todos tienen ordenadores o tablets para poder seguirlas. Gracias al proyecto de Maria «Un ordenador para cada alumno», las familias que tienen en casa o en el despacho algún dispositivo que no usan pueden dárselos a quienes no tienen, para que ningún estudiante se quede sin clase. Las familias se han pasado mil doscientos ordenadores en menos de un mes.