Presupuesto: la UE necesita financiación adecuada para hacer frente a las crisis 

 
 

Compartir esta página: 

La UE debería tener los medios financieros para abordar desafíos como el coronavirus o la migración, subrayaron los eurodiputados en un debate sobre el presupuesto a largo plazo en el pleno.

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, reconoce el fracaso de la reciente cumbre del presupuesto de la UE en el pleno.  

La discusión en el Parlamento, el 10 de marzo, se centró en la propuesta del presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, sobre el tamaño y la estructura del presupuesto a largo plazo, que no logró la aprobación de los jefes de Estado o de gobierno de la UE en su cumbre del 20 al 21 de febrero.

Michel dijo que continuaría las consultas con los Estados miembros "para evaluar cuándo es posible volver a una nueva cumbre" y se comprometió a mantener contacto directo con el Parlamento sobre todos los acontecimientos.

La mayoría de los eurodiputados criticaron la propuesta de Michel por carecer de ambición y señalaron que los desafíos actuales muestran que Europa debe tener un presupuesto que le permita actuar y cumplir con las expectativas de los ciudadanos.

Mejor no tener acuerdo que tener un mal acuerdo


“Quizás sea bueno que el Consejo no haya llegado a un acuerdo”, señaló José Manuel Fernandes (PPE, Portugal), miembro del equipo negociador del Parlamento sobre el presupuesto a largo plazo, quien aseguró que “el Parlamento Europeo no podría haber aprobado un acuerdo que fuera en contra de los intereses de los ciudadanos europeos”. “Los líderes de la UE tienen buenas palabras y objetivos, pero cuando se trata de respaldar esos objetivos con los recursos financieros, no lo hacen", añadió.


Iratxe García Pérez (S&D, España) declaró: "Es preferible no tener un acuerdo [sobre el presupuesto de la UE] en lugar de un mal acuerdo".

La UE tiene que estar equipada para actuar



Los eurodiputados señalaron que los desafíos actuales muestran que la UE debe tener la capacidad financiera para proporcionar soluciones comunes.

Dacian Cioloș (Renew Europe, Rumanía) dijo que el presupuesto a largo plazo puede mitigar el impacto del brote de coronavirus en los negocios: "El presupuesto europeo debe desempeñar su papel como palanca de inversión para que la economía vuelva a funcionar". También se refirió a la crisis en la frontera greco-turca y señaló: "Nuestra política de seguridad fronteriza y solidaridad significa que [la agencia de fronteras de la UE] Frontex necesita recursos apropiados y un presupuesto que permita una verdadera solidaridad sobre el terreno".

El presidente de la comisión de Presupuestos, Johan Van Overtveldt (ECR, Bélgica), argumentó en contra de los recortes en los programas de defensa e investigación: “Si hay un área donde la UE necesita invertir, es en nuestro futuro compartido. Realmente necesitamos centrarnos en la innovación ”.

Margarida Marques (S&D, Portugal), quien también es miembro del equipo de negociación del PE, dijo: “Nuestra respuesta, ante el desafío climático, el desafío demográfico, el desafío digital y el desafío internacional, debe ser más Europa: una Europa que pueda resolver la crisis en nuestras fronteras, que puede encontrar una solución al coronavirus”.

Marques dijo que la UE debería estar preparada para responder a crisis que no se pueden prever: "En los próximos siete años debemos ser conscientes de que también surgirán nuevos desafíos inesperados, y Europa no puede decir, como en 2007-2008, que no estamos preparados" .

Rasmus Andresen (Los Verdes, Alemania), otro miembro del equipo negociador del Parlamento, señaló que la situación es grave y que los Estados miembros deben hacer esfuerzos para encontrar un acuerdo: "Nos enfrentamos a una nueva crisis económica y no se pueden enfrentar todas estas batallas nacionalistas".

Promesas no cumplidas



Siegfried Mureșan (PPE, Rumanía) recordó que en junio de 2019 el Consejo Europeo adoptó una agenda estratégica en la que se comprometía con el control efectivo de las fronteras exteriores, garantizar la seguridad de los ciudadanos, fortalecer el mercado único y lograr la soberanía digital. Sin embargo, la propuesta del presidente del Consejo Europeo prevé recortes porcentuales de dos dígitos a los programas de la agencia de la guardia de fronteras de la UE, seguridad interna, mercado único y Europa digital. “La propuesta de Charles Michel no respeta las promesas del Consejo Europeo. Nuestra respuesta debería ser no".


Jens Geier (S&D) también señaló inconsistencias en los mensajes de los líderes de la UE sobre Europa: "Durante años, hemos estado viendo la misma situación. El domingo, en los discursos [los líderes de la UE] piden más protección fronteriza y más para gastar en clima, en política de defensa común, etc. El lunes, los Estados miembros no están preparados para gastar el dinero. Para el martes, se habla de que las cosas están tan mal que la UE no puede resolver los problemas".