Brexit: decidir el futuro de las relaciones UE-Reino Unido 

Actualización: 
 
Creado:   
 

Compartir esta página: 

Determinar la nueva relación entre la UE y el Reino Unido  

Desde que anunció formalmente su intención de retirarse de la UE el 29 de marzo, el Reino Unido ha mantenido negociaciones con la Unión para determinar los términos de su nueva relación.

El Parlamento desempeña un papel crucial en el resultado final de las negociaciones.

La mayoría de los votantes en el Reino Unido votaron a favor de la salida de su país de la UE el 23 de junio de 2016. El gobierno inició el proceso oficial el 29 de marzo al invocar el artículo 50 del Tratado de Lisboa, que describe cómo la UE y el estado que abandona deben negociar un acuerdo de retirada para definir la futura relación del país con la Unión. Cualquier acuerdo debería ser aprobado tanto por el Parlamento Europeo como por el Consejo. Los eurodiputados votarán las líneas rojas del Parlamento durante la sesión plenaria de abril en Estrasburgo.

Actualmente, la fecha de salida del Reino Unido de la UE ha vuelto a ser retrasada, hasta el 31 de enero de 2020, aunque es posible que el país se vaya antes si el Reino Unido y el Parlamento Europeo aprueban el acuerdo de salida. Esta extensión flexible ha recibido el respaldo de los líderes del Parlamento.

Dos acuerdos

La UE ha subrayado la necesidad de contar con un acuerdo sobre los derechos de los ciudadanos, Irlanda del Norte y el acuerdo financiero antes de que comiencen las negociaciones sobre la relación futura, así como otras cuestiones relativas a la separación, dos caras de la misma moneda que quedarán recogidas en dos acuerdos distintos que garantizarán una retirada ordenada.

Los documentos aún deben ser aprobados por la Cámara de los Comunes del Reino Unido y el Parlamento Europeo antes de que puedan entrar en vigor.

¿Qué cubrirá el acuerdo de retirada?

El acuerdo de retirada incluirá cuestiones como:

  • Los derechos de los ciudadanos de la UE en el Reino Unido y el de los británicos que vivan en otras partes de la Unión;
  • Los compromisos financieros asumidos por el Reino Unido como Estado miembro;
  • Cuestiones fronterizas, especialmente entre el Reino Unido e Irlanda;
  • Los compromisos internacionales asumidos por el Reino Unido como Estado miembro, por ejemplo, el acuerdo de París sobre cambio climático.
  • Otras cuestiones relacionadas con la retirada.

 ¿Y el acuerdo sobre las relaciones bilaterales en el futuro?

 El acuerdo sobre el futuro marco bilateral establecerá las condiciones para la cooperación en diversas áreas como defensa, lucha contra el terrorismo, medio ambiente, investigación y educación.

 Una de las secciones clave tendrá que ver con sentar las condiciones y los principios de la futura relación comercial, incluidas cuestiones como posibles tarifas, estándares de los productos, reglas uniformes y cómo resolver disputas.

 ¿Cómo funcionan las negociaciones?

Los jefes de Estado y de Gobierno del Consejo Europeo establecieron unas directrices que sirven de base en las negociaciones. El ex- comisario europeo Michel Barnier dirige dichas negociaciones en nombre de la UE, aunque el Consejo siempre puede aclarar o actualizar las directrices.

¿Qué ocurre si no hay acuerdo?

Si no hay acuerdo ni tampoco se decide extender de nuevo el plazo, el Reino Unido automáticamente abandonará la UE a finales de enero 2020. Si tampoco se llega a un acuerdo sobre las relaciones comerciales, el Reino Unido tendría que desarrollar su relación comercial con la UE bajo las normas de la Organización Mundial del Comercio.

Medidas para mitigar el impacto de un brexit sin acuerdo.

El papel del Parlamento Europeo

El Parlamento juega un papel crucial en el resultado final de las negociaciones, ya que el acuerdo final ha de ser aprobado por esta institución y por el Consejo.

El liberal belga Guy Verhofstadt es el coordinador del Parlamento para el "brexit". Para llevar a cabo su trabajo, podrá aprovechar la experiencia de las comisiones parlamentarias y contará con la asistencia del resto del grupo de negociadores del Parlamento para el Brexit.

Además, los eurodiputados pueden influir en las negociaciones mediante resoluciones en las que reflejen la posición del Parlamento.

Más información sobre el papel del Parlamento (en inglés).

 La posición del Parlamento

Los diputados adoptaron la posición del Parlamento el 5 de abril de 2017. Esta posición sirve de guía para las negociaciones entre la Unión y el Reino Unido. Entre las prioridades se incluyen los derechos de los ciudadanos europeos que viven en el Reino Unido así como los de los ciudadanos británicos que habitan en la UE, salvaguardar el proceso de paz en Irlanda del Norte y que el Reino Unido cumpla con sus compromisos financieros.

La Unión Europea y Reino Unido alcanzaron el 8 de diciembre de 2017 un informe conjunto sobre el progreso de las conversaciones del "brexit". El día 13, los eurodiputados, tras mantener un debate, adoptaron una resolución en la que daban luz verde al informe, pero resaltaron cinco cuestiones que todavía tienen que resolverse:

  • los derechos de los ciudadanos deben garantizarse también para las futuras parejas.
  • el procedimiento administrativo para los ciudadanos de la UE y del Reino Unido que soliciten la residencia permanente debe ser declarativo y de fácil acceso,
  • las decisiones del Tribunal de Justicia Europeo sobre los derechos de los ciudadanos deben ser vinculantes y ha de definirse el papel del Defensor del Pueblo creado para responder a las reclamaciones de los ciudadanos,
  • debe garantizarse el derecho a la libre circulación de los ciudadanos británicos que residen actualmente en otros países de la UE, y
  • deben respetarse los compromisos del Reino Unido sobre Irlanda del Norte.

El nuevo Parlamento mantuvo un debate sobre la salida del Reino Unido de la UE y votó una resolución el 18 de septiembre de 2019 en la que confirmó su apoyo al acuerdo de retirada alcanzado entre Londres y la UE y consideró que es “justo, equilibrado y proporciona seguridad jurídica”, al tiempo que reiteró su apoyo a un “brexit” ordenado. Los eurodiputados también discutieron los últimos acontecimientos del “brexit” en un debate el mismo día.