Los principios de igualdad y no discriminación, una perspectiva de Derecho Comparado - España

22-10-2020

Este estudio forma parte de un proyecto destinado a sentar las bases de una comparación integrada y correlacionada de la regulación del principio de igualdad y no discriminación entre diferentes ordenamientos jurídicos positivos. Las siguientes páginas contienen, en lo relativo a España, el análisis de su legislación vigente, de la jurisprudencia constitucional, así como un paralelo estudio dogmático sobre el concepto y naturaleza de ese derecho, prestando particular atención a sus distintos límites y a las políticas sectoriales positivas o pro activas. Se pasa asimismo revista a sus múltiples desafíos, y a la problemática de la extensión indiscriminada de ciertas medidas de discriminación positiva e inversa que puedan desvirtuar el alcance general del principio de igualdad. La Constitución española de 1978 concibe el principio de igualdad y no discriminación como una piedra angular de todo el edificio constitucional, especialmente en el ámbito de los derechos y libertades públicas, lo que supuso que toda situación de desigualdad existente, al momento de su entrada en vigor, fuera considerada ya incompatible con el nuevo orden de valores. Las disposiciones jurídico-constitucionales sobre la igualdad son, por lo demás, varias. En primer lugar, el art. 14 de la Constitución consagra la igualdad ante la ley (igualdad formal) de todos los españoles, excluyendo toda clase de discriminación, con mención expresa de determinados motivos que son considerados supuestos de discriminación cualificada (nacimiento, raza, sexo, religión, opinión). En segundo término, el art. 1.1 de la Norma fundamental concibe la igualdad como uno de los valores superiores del ordenamiento jurídico español. Finalmente, el art. 9.2 del Texto constitucional recoge la ineludible igualdad material, que se aúna así a la igualdad formal, como un mandato dirigido a los poderes públicos para la remoción de todos los obstáculos que impidan su efectiva realización. La jurisprudencia dictada por el Tribunal Constitucional es de enorme importancia y significación, puesto que desde sus inicios prefiguró su ámbito de aplicación hasta llegar a su delimitación actual, al tiempo que posibilitó su desarrollo y protección más generosa.

Este estudio forma parte de un proyecto destinado a sentar las bases de una comparación integrada y correlacionada de la regulación del principio de igualdad y no discriminación entre diferentes ordenamientos jurídicos positivos. Las siguientes páginas contienen, en lo relativo a España, el análisis de su legislación vigente, de la jurisprudencia constitucional, así como un paralelo estudio dogmático sobre el concepto y naturaleza de ese derecho, prestando particular atención a sus distintos límites y a las políticas sectoriales positivas o pro activas. Se pasa asimismo revista a sus múltiples desafíos, y a la problemática de la extensión indiscriminada de ciertas medidas de discriminación positiva e inversa que puedan desvirtuar el alcance general del principio de igualdad. La Constitución española de 1978 concibe el principio de igualdad y no discriminación como una piedra angular de todo el edificio constitucional, especialmente en el ámbito de los derechos y libertades públicas, lo que supuso que toda situación de desigualdad existente, al momento de su entrada en vigor, fuera considerada ya incompatible con el nuevo orden de valores. Las disposiciones jurídico-constitucionales sobre la igualdad son, por lo demás, varias. En primer lugar, el art. 14 de la Constitución consagra la igualdad ante la ley (igualdad formal) de todos los españoles, excluyendo toda clase de discriminación, con mención expresa de determinados motivos que son considerados supuestos de discriminación cualificada (nacimiento, raza, sexo, religión, opinión). En segundo término, el art. 1.1 de la Norma fundamental concibe la igualdad como uno de los valores superiores del ordenamiento jurídico español. Finalmente, el art. 9.2 del Texto constitucional recoge la ineludible igualdad material, que se aúna así a la igualdad formal, como un mandato dirigido a los poderes públicos para la remoción de todos los obstáculos que impidan su efectiva realización. La jurisprudencia dictada por el Tribunal Constitucional es de enorme importancia y significación, puesto que desde sus inicios prefiguró su ámbito de aplicación hasta llegar a su delimitación actual, al tiempo que posibilitó su desarrollo y protección más generosa.

Údar seachtarach

Prof. Dr. Pedro GONZÁLEZ-TREVIJANO SÁNCHEZ